Gerardo A. Herrera Pérez
Debatamos Michoacán
Investigación
Miércoles 21 de Enero de 2015
A- A A+

La Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo continúa siendo un importante formador de profesionales. En cuanto a la División de Estudios de Posgrado de la Facultad de Derecho, observamos que la matrícula crece, y demanda un mayor compromiso tanto de profesores como estudiantes para acceder a la calidad educativa, aspiración legítima que se expresa en los compromisos de las y los estudiantes. Comparto algunas de las reflexiones concluyentes a las que llegaron distintos alumnos utilizando las técnicas de investigación y documentación científicas.
Agradezco a Elizabeth Pinedo, Carmen Ortega, Sandra Orozco, Adriana Solís, Alfa Pérez, Arturo Herrera, Martha Torres, Jocelin Villela, Armando González, Cristina Ibarra, Jessica Martínez, Marco Mercado, por permitirme publicar tres de las conclusiones obtenidas con las herramientas adquiridas: personas con discapacidad; marchas y mítines; adultos mayores.
1.- De poca importancia es como se percibe la discapacidad. Para el gobierno, un grupo vulnerable minoritario; para la sociedad, individuos invisibles que sólo merecen empatía momentánea; mientras que para quienes viven la discapacidad, es una condición que les imputa el carácter de “diferente”, en el que la calle indiferente a sus necesidades, se aferra a sacar gotas de sudor al cruzar de una esquina a otra.
Así es la discapacidad en Morelia y la discriminación que sufren las personas con discapacidad en el Centro Histórico. Políticas públicas insuficientes, que requieren de responder en igualdad de condiciones que las demás personas al entorno físico, al transporte, a la información y las comunicaciones, y a otros servicios e instalaciones, no sólo en el Centro Histórico, y zonas urbanas, sino también rurales.
Al preguntar a las personas con discapacidad que fueron entrevistadas expresaron que la inclusión de las personas discapacitadas no avanza al ritmo deseable y de los adelantos jurídicos. Manifestaron que el Ayuntamiento de Morelia requiere de profundizar en la planeación del desarrollo urbano de la ciudad, la mala planeación de rampas, banquetas muy altas, la falta de semáforos para ciegos y débiles visuales, la falta de señalización Braille y los pocos cajones para automóviles que trasladan a personas con discapacidad dan cuenta de este rezago; situación que se suma a la falta de cultura por parte de peatones y automovilistas, así como la falta de creación y desarrollo de conciencia social que promueva la inclusión social y el respeto a la dignidad humana.
Por ello, es necesario que cada individuo adopte un rol de carácter activo y propositivo, que acepte y respete las diferencias de nuestros semejantes (de las personas con discapacidad), a la par de exigir los derechos humanos en igualdad de circunstancias y oportunidades sociales, culturales, económicas, políticas. En este sentido el diseño de las políticas públicas deberá tender a mirar el lado humanista y generar propuestas para atender la problemática con un mayor nivel de respeto y aceptar las diferencias como valor.
2.- Marchas, mítines, tomas y bloqueos son movilizaciones sociales, que han cobrado importancia en la actualidad. Dichas estrategias son utilizadas por la ciudadanía para comunicarse y ejercer el derecho fundamental que brinda la Constitución de México a la libre expresión y manifestación, como un medio de actuar democráticamente.
No obstante ser un derecho, la sociedad percibe las movilizaciones sociales en la capital del estado, con cierto nivel de agrado o malestar, por las implicaciones que causan en la vida cotidiana a las y los morelianos. Derivado de la aplicación de diversos instrumentos para la recolección de información se obtuvieron los siguientes datos sobre el tema.
Respecto a los encuestados en el Centro Histórico de Morelia, el 68.2 por ciento de la población fueron mujeres, mientras que el 31.8 por ciento son hombres. La edad promedio fue de 40 años, aunque se entrevistaron a personas de una edad mínima de 23 y máxima de 70 años de edad.
Sobre si aprueba o desaprueba las manifestaciones; el 59.1 por ciento seleccionó la opción “No” mientras que el 40.9 por ciento de las personas dijo “Sí”, pero añadía a su respuesta señalamientos como “depende de qué finalidad”, “siempre y cuando no perjudiquen a terceros”. En relación a la afectación que causan a la ciudadanía; los resultados mostraron que un 87.5 por ciento dijo “mucho”, mientras que un 12.5 por ciento contestó “regular”. Sobre razones por las que hay manifestaciones; se considera “problemas políticos” (50 por ciento), “problemas económicos” (29.2 por ciento) y “problemas sociales” (20.8 por ciento). Respecto a los grupos sociales que se manifiestan; se señaló en primer lugar “maestros” con (45.8 por ciento), seguido por “sindicatos” (37.9 por ciento) y finalmente “estudiantes” con (16.7 por ciento).
La pregunta ¿Considera que es un derecho humano manifestarse?, arrojó que el 91.7 por ciento de los encuestados asocia las manifestaciones con los derechos humanos, y sólo el 8.3 por ciento contestó que manifestarse no es un derecho humano. Sobre esta cuestión, podemos apuntar que es necesario ampliar el conocimiento de la población en cuanto a derechos humanos, porque se cuestionó: ¿Considera que las manifestaciones vulneran sus derechos humanos?, a lo que un porcentaje elevado (82.6 por ciento) de la población consideró que sí; por lo que se debe profundizar en la información y difusión sobre derechos humanos, una asignatura pendiente para los órganos autónomos de derechos humanos en Michoacán y las OSC.
3.- Adultos mayores y discapacidad: el principio que debe prevalecer entre todos los integrantes de una sociedad es la consideración de que todos somos seres humanos, personas, independientemente de cualquier tipo de preferencias o discapacidades, todos tenemos derecho a un trato digno. Al estudiar en campo la situación de los adultos mayores y personas con discapacidad nos percatamos de que existe discriminación por la edad; primordialmente en materia laboral, los adultos mayores podrían aportar su experiencia a las nuevas generaciones, son conocedores de muchas materias; sin embargo, son relegados es muy difícil que encuentren empleo; por sus limitaciones son objeto de sevicia, tratos crueles e, inclusive, abandono en hospitales psiquiátricos -casos mencionados por el ex director del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), doctor Arturo Maldonado Villalón; carecen de acceso pleno a los servicios de salud, si bien son atendidos en la consulta médica, no se les proporcionan los medicamentos y enfrentan burocracias. Los asilos están cerrados para quienes carecen de recursos para pagar.
Los adultos mayores dependen de ayuda de terceros para realizar sus actividades cotidianas, si tienen que desplazarse a lugares lejanos, el transporte público es inadecuado; otro de los problemas que enfrentan es la falta de consideración al abordarlo; no es fácil que suban pues los peldaños son muy altos, las bajadas son imprevistas -a veces ocurren a media calle- con los peligros consecuentes para su seguridad. Por lo que hace a los servicios bancarios y médicos, en comparación con el pasado, en general se nota una mejoría en el trato.
Por lo que se refiere a las personas con discapacidad, sí hay rampas en las plazas y banquetas del Centro Histórico de Morelia, pero faltan en muchas colonias en las que desplazarse es imposible por lo irregular de las banquetas, condenándoseles a un encierro, las áreas en las que pueden desplazarse son limitadas; el problema ha sido atendido sólo parcialmente en ciertas zonas de la ciudad. Falta conciencia en la ciudadanía sobre la atención que deben recibir las personas vulnerables.
Mejorar la condición de las personas, darles un trato más humano, en lo individual y en lo colectivo a los adultos mayores y personas con discapacidad es indispensable, en muchos casos ambos grupos son invisibles, tanto a los ojos de las autoridades como a los de la sociedad, hacen falta políticas públicas dirigidas a estos grupos y que ellos mismos estén conscientes de sus derechos. Somos parte de un todo que se llama humanidad, y no estamos exentos de poder llegar a ser adultos mayores ni somos inmunes a dejar de gozar de nuestras facultades físicas plenas en cualquier momento de la vida, por accidentes o enfermedades. Por ello debemos estar conscientes de cómo nos gustaría ser tratados en tal caso. Hagamos conciencia para que la vida de los adultos mayores y las personas con discapacidad sea respetando su dignidad humana.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Baños todo género

Talla baja

Baston blanco

Las tecnologías de la información y la comunicación

Afrodescendientes mexicanos

Violencia obstétrica

Agenda LGBTTTI

La agenda de la población LGBTTTI

Violencia por prejuicio LGBTTTI

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

Sistema nacional antidiscriminatorio

Dignidad humana

Mercancía humana

Trabajo doméstico

Grupos vulnerados

Transexualidad

XLVII Asamblea de la OEA

Orgullo gay 2017

Orgullo o dignidad

Población afrodescendiente

Sistema Nacional de Protección Integral

Migración y derechos humanos, una nueva mirada

Diversidad cultural

Conflictos de pareja

Comunidad trans

Tortura

Transexualidad, transgeneridad y travestismo

Masculinidades, misoginia y machísimo

Cuidado y corresponsabilidad

Afrodescendientes invisibles

Galardón Jiquilpan

Tortura y tratos degradantes

Por la dignidad humana

Cultura de la paz

Educación y género

Discriminación a trans

Jurisprudencia 8/217

Cautiverio

La era Trump y lo diverso

Museo Béjar de Jiquilpan

Elegir

Retos 2017

Debatamos Michoacán: 2017

Diversidad sexual de 2016 a 2017

VIH/2030

Discapacidad

A 33 años del VIH

Identidad de vaquero

Personas jóvenes de Uruapan

Comisión de Puntos Constitucionales

La diversidad somos todos

Derechos humanos en la educación

Construcción de conciencia social

Debatamos Michoacán

Paz

A 40 años de la agenda gay

Los derechos de inculpado y víctima

Diálogo, tolerancia y respeto

San Antonio Molinos

Buenavista

Cartilla LGBTTTI

Osos

Desarrollo humano

Mecanismos de opresión

La muerte

Reforma y matrimonio civil

Derechos humanos y desarrollo

Diversidad y respeto

Cuerpo, mercancía, trata

La diferencia

Marco normativo LGBTTTI

Odio

Arqueología del matrimonio igualitario

Disidentes sexuales

Lo humano, la persona, su dignidad

Derechos humanos

La vejez

Rostros de violencia

Miedo, tolerancia e información

Trata de personas en México

2,500 años de opresión de la mujer

Conflicto cultural por el valor de la diversidad

Matrimonio igualitario, concubinato, familia

Bullying, disciplinar los cuerpos

San Ildefonso

Mujeres Aliadas

Matrimonio igualitario, último prejuicio

Pladiem 2015-2021

Mecanismos de seguimiento, ¿para qué?

Igualdad sustantiva (segunda parte)

Igualdad sustantiva (primera parte)

2016

Plan de Desarrollo Integral del Estado de Michoacán 2015-2021

El derecho a conocer los derechos

Visibilidad social en La Piedad

VIH, tiempo, espacios y cuerpos

Conciencia social

Día Internacional de la Tolerancia

Derechos humanos

Ambiente laboral incluyente

Consejo Estatal para Prevenir la Discriminación

Dirección de diversidad sexual y bisexualidad en Michoacán

Trabajo doméstico

Informar para transparentar

Identidad trans

Agenda legislativa 15-18

Derecho a la diferencia

Lo privado no debe volverse público

La cultura y el desarrollo

Debatamos Michoacán

ITS y el condón

Corte Interamericana, movimiento social y matrimonio igualitario

Silvano y la agenda de la dignidad humana

Laicidad

Afrodescendientes, ¿dónde están?

Hablar de los derechos humanos

Jurisprudencia 43/2015, Iglesia católica y discurso político

Jurisprudencia 43/2015

\"Cuarto Aniversario de la reforma constitucional en materia de derechos humanos\"

Intolerancia

¿El closet institucionalizado?

17 de mayo

Homofobia, democracia sexual o diversidad

Homofobia, democracia sexual o diversidad

El ombudsman

Discriminación racial

¿Quiénes son los grupos vulnerados?

Femicidio o Feminicidio, ¿cuál?

Cero VIH

Bioética, persona y sociedad

Transgresores en Morelia

Armonización

Vasco de Quiroga, salud y ciudadanía

Bando de Buen Gobierno Churintzio

Alondra y Quimi en Arteaga

El liderazgo de la discapacidad

Pedro en Tuzantla

Holocausto

Investigación

Consejo Municipal de Igualdad

Niños y niñas

El odio

La diferencia de trato social

Los derechos humanos

1 y 3 de diciembre

Agenda CNDH 2014-2019

Jóvenes por la Paz en Cuitzeo

Política antidiscriminatoria