Jueves 8 de Octubre de 2015
A- A A+

Tomé camino hacia el centro del país, donde se encuentra su corazón. Era 2 de octubre. Al pasar por el Lago de Cuitzeo mi corazón se sintió adolorido. Al verlo casi sin vida, vi en él al país reflejado en sus aguas. ¿Porque lo hemos permitido?
Al llegar a la primera caseta mi corazón latió fuerte como si le infundieran vida. Una parvada de jóvenes, sobre todo mujeres, pedían cooperación para su viaje a la Ciudad de México, querían estar en la marcha, querían hacerse presentes y gritar al unisonó, codo a codo con miles más: ¡ Justicia!,¡2 de octubre no se olvida!
Fueron miles a la marcha, alegres pero con coraje, cantando pero exigiendo: justicia, atención al campo, no a la minería a cielo abierto, respeto y cuidado hacia los recursos naturales, el agua primordialmente. Respeto a la vida, respeto a las comunidades indígenas, libertad a presos políticos. Vivos se los llevaron, vivos los queremos, refiriéndose a los cientos de desaparecidos. Los 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa estaban presentes.
El Zócalo, repleto de vida; la Bandera, a media asta. La patria no olvida.
Estaban presentes miles de ausentes, su compromiso y amor por México en los corazones y mentes de todos los que estamos dispuestos a continuar su lucha.
No nos han vencido.
El 3 de octubre, en el Centro Cultural Indianillas, entre enormes turbinas que parecían listas para iniciar a echar a andar se llevó a cabo la presentación de la iniciativa “Por México hoy”, encabezada por Cuauhtémoc Cárdenas, quien fue el último orador e inició diciendo firme y claro:
“Estamos indignados. Los mexicanos estamos muy irritados. Enojados, irritados y preocupados. Más de 30 años, un día tras otro, de ir para atrás: sólo de 2012 para acá se cuentan 600 mil personas más con carencias alimenticias, 500 mil más sin servicios en sus viviendas; además, 89 millones de personas vulnerables, esto es, con una o más carencias básicas, y sin seguridad social más de 70 millones; con el salario mínimo oficial más bajo entre los países de la OCDE y entre los países latinoamericanos; la economía no crece, pero la desigualdad social sí, al igual que la violencia, la corrupción y la impunidad; los desplazados por la violencia se cuentan por centenares de miles; las llamadas reformas estructurales entregaron la soberanía de la nación a los consorcios y a los financieros extranjeros, cedieron el control a estos mismos de nuestros recursos naturales, el petróleo entre ellos, lesionaron derechos laborales del magisterio y así podemos alargar y alargar la lista de agravios y retrocesos.
“Esta situación de subordinación y grave deterioro debe cambiar y estamos decididos a cambiarla. Podemos cambiarla y hacer que México se encamine hacia una nueva etapa de equidad social, ejercicio pleno de su soberanía, crecimiento sostenido en el largo plazo de su economía y mejoramiento creciente de los niveles de vida populares.
“Se trata de formular y desarrollar, a partir de nuestras realidades, un proyecto de nación muy distinto al que nos han impuesto los intereses hegemónicos de afuera, con el sometimiento pusilánime y entreguista de los colaboracionistas locales.
“Un proyecto nuevo y distinto, favorable y correspondiente a los intereses mayoritarios de los mexicanos, que sea punto de apoyo de las transformaciones necesarias, requiere de un marco constitucional nuevo, que se sacuda de los retrocesos entreguistas, que recupere y amplíe los derechos sociales y permita su efectivo ejercicio, que democratice y transparente el ejercicio del poder y dé paso a una cada vez mayor participación ciudadana, que garantice la vigencia de un Estado de Derecho pleno, en una democracia cada vez más amplia.
“Si nos mantenemos pasivos, indolentes, inmóviles, así se presenten las más brillantes ideas y las propuestas más acabadas, nada se logrará.
“Propongámonos promover, con la visión del cambio, que en cada población, en cada colonia o barrio, en los municipios, en los centros de educación superior, que en los centros de trabajo, entre los grupos académicos y profesionales, en sindicatos y organizaciones campesinas, por toda la nación, se formen grupos que discutan sobre los problemas que en cada caso se están viviendo y así se determinen, con objetividad y realismo, las vías que conduzcan a resolver problemáticas locales, regionales, nacionales; que estos grupos convengan, además, en que nos articulemos para intercambiar informaciones y saber qué hacemos unos y otros y vayamos así construyendo capacidades no sólo de conocimiento de cómo estamos y hacia dónde debemos ir, sino también capacidades de movilización de todos los que democráticamente, con la palabra, la letra y la imagen, la gestión y la movilización política y social, vayamos creando consciencia de qué debe hacerse, no sólo entre nosotros, sino sobre todo, en quienes toman decisiones, para que las tomen.
“En el proyecto de ‘Por México hoy’ no debe haber jerarquías ni jefes. Sí, desde luego, orden, disciplina y puntualidad para mantener la comunicación entre nosotros y podernos convocar, no sólo a la discusión, lo que es muy importante, sino, sobre todo, a la movilización que requiera simultaneidad y solidaridad, sea nacional, sea regional, sea muy local y puntual.
“En ‘Por México hoy’ tenemos un lugar los militantes de los partidos y los ciudadanos que no nos agrupamos en ningún partido”.
Lo citado es sólo un poco de lo que ahí dijo el ingeniero. Voces jóvenes le precedieron, las cuales con extrema claridad y sobre todo amor por este país dejaron claro que es labor de todos, de la sociedad civil en su conjunto, lograr lo anhelado: un país con justicia, un México para todos.
Mario Arraigada dijo: “No se necesita una rebelión en las calles. En las calles lo que se necesita es más paz y menos guerra, más palabras y menos alambres de púas, menos consumismo y menos egoísmo, hace falta nuestra generosidad y nuestra imaginación, hace falta tocarle la puerta al vecino y la conciencia también. En las calles hace falta organizar mejor y colaborar mejor.
“Pero en el gobierno, ahí sí hace falta una revolución. Recuperar el Estado perdido. Blindarlo frente a los poderes hegemónicos, a las corporaciones rentistas. Recuperar los partidos secuestrados.
“Apostar por una democracia sustantiva que no acaba el día de la elección. Una democracia que siga en las calles, todos los días, todo el tiempo. Una democracia permanente. La democracia de los iguales.”
Félix Gamundi leyó parte de las últimas reflexiones y palabras de Raúl Álvarez Garín, respecto a lo que sintió en el 68: “En el 68 volví a nacer y también supe cómo iba a morir.”
No nos han vencido. Estamos de pie y con la frente en alto. Quizá no veamos el sueño colectivo hecho realidad, quizá muramos en el intento, no importa. Lo importante es que cada aliento lo pongamos para servir a los demás, para poner nuestro grano de arena por un mundo mejor.
Que nuestro corazón y mente trabajen día a día por México.
vazquezpallares@gmail.com

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

A 526 años…

No se olvida…

Tormentas y enseñanzas de septiembre

México tiembla…

Héroes…

Inoperancia, corrupción e impunidad…

Leer, escribir, pensar, son actos de resistencia...

Ya no es ficción

¿Para qué más armas...?

El 8 de agosto de 1879….

Crímenes sin castigo….

Urge otro tipo de desarrollo…

Sueños que se hacen realidad…

Qué mundo este…

Crónica de un triunfo anhelado…

Tenemos que seguir...

Luz y Oscuridad…

Sin cultura política…

Es cuestión de seguridad nacional…

Porque Nurío…

El amor es la única manera…

21 de mayo…

Fechas memorables…

Desde 1886 para acá…

De interés nacional es saber…

Siria سوريا Sūriya

Mina de oro…

El mejor homenaje es lograr que haya justicia…

Óscar, Natalio y Rafael…

Flores para los grandes hombres…

Aves, flor y canto…

La codicia por el oro y riquezas…

Valorar nuestras raíces ancestrales…

Hagamos historia recuperando este país…

De la luna…

En lo pequeño y en lo cotidiano…

Materia de sobrevivencia y seguridad nacional…

Para prender la luz…

Magia y esperanza…

Sonaja de plata…

Todos somos autodefensas…

Nuestra casa, México…

Dos grandes, un anhelo…

Apuesto por la resistencia y la esperanza…

Recordar el porqué y para qué…

Advertencia a la humanidad…

Hablando del paraíso…

Más allá de la muerte…

A pesar de los pasares…

19 de octubre de 1970…

De despojos e injusticias…

Hemos de aprender…

Los muros hablan…

19 de septiembre de 2017…

Oaxaca no es Miami…

Y seguimos sin hacer nada…

No es ningún secreto…

Claroscuro…

13 de agosto de 1521…

A Emiliano…

¿Dónde quedó la responsabilidad?

Transa redonda…

El volcán que no es volcán…

El 6 de julio tampoco se olvida…

Hasta siempre, Eva…

Ciudadanos trabajando por un mejor país…

Obra de luz…

Parece pesadilla…

Hombres locos…

Por amor al arte…

No se puede matar la verdad…

Día de la Madres…

Motor de la historia

El conocimiento es luz

¿No hay dinero…?

Sobre lo sucedido en Arantepacua

Aprendamos de la historia

Sin concesiones

La desnacionalización

Mujeres

Se desató el capitalismo salvaje…

Hablamos

De lunas, migrantes y mentes luminosas

Queremos que las cosas ya no sean como son

Muros…

¿De verdad creyeron que nos iban a callar?

¿Qué se debió haber hecho?

No hay sueños imposibles

País petrolero sin gasolina ni dinero

Fechas y tradiciones milenarias

Áreas protegidas

Hasta siempre, Comandante

El imperio ataca

El mal sueño ha comenzado

Unirse para lograr otro mundo

El alma de México

La palabra y el arte, armas indestructibles

Cómo quisiera que estuvieras aquí…

Política energética

Sus políticas han fallado

Cuánta falta haces José María Morelos…

En aras de intereses económicos se está devastando al país

Al grito…

Totalmente justo

Derechos no respetados…

Con la misma piedra…

Incentivar el conocimiento

¡A sembrar!

8 de agosto de 1879

México Tenochtitlan, 691 años

La violencia pone en evidencia

La lucha sigue…

6 de julio de 1988…

30 de Junio, la noche de la victoria…

El hilo conductor, el reclamo de justicia

No más antidiversidad

Tenemos que hacer valer la libertad de expresión…

A Sagrario...

La energía que mueve al mundo

Semillas de conciencia…

Anhelo que aún vive…

Sin palabras…

¿Qué traen entre manos?

Esto no puede llamarse desarrollo

Panamá Papers…

Es importante conservar la memoria histórica…

Este 26 de marzo…

Hay muchos 18 de marzo por lograr…

De raíces profundas…

“Spotlight”…

La salud es un lujo

Cada uno de nosotros podemos y debemos cambiar las cosas…

La esperanza puede hacerse realidad…

Imagina la paz…

Arcas vacías…

Con tal de tener ganancias…

Dejemos atrás las telenovelas…

Los 6 de enero

Noche de la esperanza

Desigualdad abismal…

Evitemos su extinción…

COP21…

El respeto al otro es fundamental

Dejemos de tolerar la intolerancia…

Creadores de mundos nuevos…

Michoacán el alma…

¿Quieres ver a los artistas?

Lázaro Cárdenas del Río está vivo…

Mentes y corazones brillantes…

Por México…