Ignacio Hurtado Gómez
Aula Nobilis
¿Un nuevo constitucionalismo para Michoacán?
Jueves 15 de Septiembre de 2016
A- A A+

Escribo estas notas desde un espacio académico que privilegiando la deliberación ha iniciado, al igual que muchas otras instituciones, una ruta reflexiva respecto de nuestra Constitución de 1917, a casi 100 años de vigencia.

Una reflexión que además se ve aderezada por un hecho inédito para muchos de nosotros, como lo ha sido la conformación de un Congreso Constituyente para la creación de una Constitución para la Ciudad de México.

No son temas menores, pues en buena medida la noción de que a lo largo de las décadas hemos asimilado sobre nuestra Constitución nos ha definido como país.

Con nuestra Constitución en la mano hemos pasado de un país paternalista a uno social y a uno neoliberal.

Con nuestra Constitución bajo el brazo hemos caminado de un Estado de Derecho a un Estado Constitucional.

Con nuestra Constitución como guía hemos pasado de un régimen político dominante a uno plural y diverso.

También con nuestra Constitución como esperanza hemos transitado a una democracia sustantiva, y que ahora igualmente quiere ser deliberativa.

Y de igual forma, con nuestra Constitución como depositaria de los anhelos de un pueblo, nos aferramos a los derechos humanos como referente, más allá de aquellas llamadas garantías individuales.

Es por eso que la reflexión en torno a nuestro constitucionalismo adquiere una connotación mayor en estos tiempos de redefiniciones, y no sólo en el ámbito nacional, sino también a niveles estatales.

Y en este contexto, una consideración un poco más que válida y legítima sería comenzar a preguntarnos en Michoacán hasta dónde deberíamos abrir la discusión en torno a un nuevo constitucionalismo en la entidad. ¿Hasta dónde es necesario, a partir de un ajuste constitucional, repensarnos como sociedad de cara a la realidad que nos cobija y a los desafíos que respiramos?, ¿hasta dónde, frente a la coyuntura de los 100 años de nuestra Constitución federal y ante la experiencia del Constituyente para la Ciudad de México, puede abrirse un espacio de reflexión para nuestro máximo ordenamiento local?

Es cierto, más de uno podría argumentar que por encima de ésta se encuentra la federal y los mismos instrumentos internacionales de derechos humanos, por lo que en todo caso, con ello se garantiza todo a partir incluso de su aplicación directa.

Pero también es cierto que dejando de lado aquellos criterios jerárquicos, hoy en día se aplica aquella norma que más proteja, y en ese sentido se abre la posibilidad de construir un documento que, además de reasumir nuestra identidad y de cobijar los anhelos de un pueblo, también pueda ir más allá de los parámetros federales.

Me ocupo de que no es un tema menor y de que su planteamiento y reflexión tiene que ir mucho más allá de lo que sugieren estas líneas hilvanadas en el marco de un evento académico.

Sin embrago, también me queda claro que no es algo imposible, como tampoco nocivo para una sociedad democrática como la nuestra. Al tiempo.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Tres enseñanzas de que el derecho se piensa

Cuidemos las instituciones democráticas

Tiempos de deliberación democrática

La Revocación de Mandato y la SCJN

Día del democrático taco y la reivindicación de la salsa

Violencia política contra la mujer por razones de género

¿Por qué los órganos autónomos?

Reflexiones constitucionales

Repensando la democracia municipal

¡Es la cultura democrática, o la cultura política, o la de la legalidad, o la educación cívica!, ¡la que sea!

Pacto deliberativo por la UMSNH

La democracia a debate en 2018

Twitter, entre lo público y lo privado

¿Reformar por reformar lo político-electoral?

Reglas para la cancha pareja para las elecciones de 2018

Lo de hoy es ser anti establishment

La Enccívica

Sergio García Ramírez en Michoacán y los derechos humanos

¿La felicidad como derecho?

Ser hombre y ser mujer, Encuesta Nacional de Género

A 202 años de Ario de Rosales y 25 de Justicia Electoral en Michoacán

Encuesta de Cultura Constitucional

Encuesta de Cultura Constitucional

Encuesta de Cultura Constitucional

Quo vadis?

Constitución de Apatzingán de 1814

¿Un nuevo constitucionalismo para Michoacán?

Sentencias II

Democracia, transparencia y reelección

Falsas promesas de la democracia

La aceptabilidad de la derrota

Inseguridad, Palermo y cultura de la legalidad

Resiliencia social

Día del democrático taco y la reivindicación de la salsa

Debilidad institucional y exigencia social

Día Internacional de la Felicidad

Reivindicar a Ario 1815. Justicia y felicidad

La verdadera Reforma Educativa

La reelección en Michoacán

Es la impunidad…

Aula nobilis