Leopoldo Chassin Ramírez
La palabra andante
¿Quién tiene cerrada la UMSNH?
Lunes 3 de Octubre de 2016

Hay velas que lo alumbran todo, menos su propio candelabro.

Friedrich Hebbel.

A- A A+

No es otro que el “diálogo público” que exigían los estudiantes del 2 de octubre de 1968 al multihomicida Gustavo Díaz Ordaz
No es otro que el “diálogo público” que exigían los estudiantes del 2 de octubre de 1968 al multihomicida Gustavo Díaz Ordaz
(Foto: Disse)

“Quien desee formar parte de la UMSNH, permita que ésta se abra”. Con estas palabras se conmemoró Natalicio de José María Teclo Morelos Pavón y Pérez que se llevó a cabo en el Primitivo y Nacional Colegio de San Nicolás de Hidalgo el pasado 30 de septiembre. El discurso completo en: http://www.prensa.umich.mx/?p=23691.

Al ver la nota me pareció que tiene el sentido de reprender al Consejo Universitario y a quien lo preside. ¿Por qué?; vámonos “pian pianito” para ver el asunto desde otro punto de vista y relacionarlo con lo de las velas y el candelabro.

“Es necesario que se abran los ámbitos académicos para que se dialogue, no cerremos puertas ni levantemos muros, pensemos en puentes que nos unan”… pronunció el historiador José Herrera Peña. Para nosotros, las puertas y el muro los ha construido con su discurso y acciones la autoridad. El “diálogo público” sería el puente aludido, el que llevaría y traería de ida y vuelta la palabra que dirimiría las diferencias entre el Consejo Universitario y la CUL-MAR. No es otro que el “diálogo público” que exigían los estudiantes del 2 de octubre de 1968 al multihomicida Gustavo Díaz Ordaz y a al secretario de Gobernación Luis Echeverría Álvarez; éste lo refrendó al consumar el crimen del 10 de junio de 1971. ¡Diálogo público ya! ¿A qué le teme el CU para debatir con cara a la sociedad?

Y continuó José Herrera: “A quien le interese formar parte de la Universidad Michoacana, permita que ésta se abra, no se cierre, que se abra al mundo de las ideas, la investigación científica y la cultura”. Continuando con el “pian pianito”, quienes siguen cerrando el paso al diálogo es la autoridad.

Ante la cerrazón de la autoridad, el jueves 3 de octubre, a las 10:00 de la mañana, en la entrada principal de la UM, está convocada una reunión abierta de profesores, trabajadores y estudiantes interesados en debatir sobre el conflicto. Quedan invitados los medios y la autoridad.

Y apara continuar con el “pian pianito”. “Para celebrar el Centenario de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, sugirió Herrera Peña, que sería útil examinar las tesis de Morelos para reincorporar con prudencia los valores éticos a la política actual, la idea de que el fuerte no está para atropellar al débil, sino para ampararlo, protegerlo y levantarlo”. ¿Quiénes están condicionando el diálogo?, ¿quiénes están aplicando el “sagrado principio de autoridad”?, ¿el débil? La autoridad sigue con su “voy derecho y no me quito, si me pegas me desquito”, o el “te aclimatas o aclichingas”.

Y prosiguió: “Analizar en las aulas nicolaitas la necesidad de encontrar métodos para redistribuir la riqueza social en forma equilibrada y justa, la conveniencia de reintegrar la bondad y justicia a las decisiones de Estado”. En la misma UM la inequidad es un imperio, basta consultar en el tabulador de salarios para darse cuenta de los más de 70 mil pesos mensuales para unos, que divididos entre 40 horas/semana/mes de 400 pesos por cada hora de trabajo; contra el sueldo de un profesor de asignatura que ronda por los 100 pesos, y ya en el extremo, los 100 pesos que gana un trabajador por una jornada de hasta diez horas. La justicia sigue ausente en la UMSNH, en el estado y el país. Más claro ni el mezcal.

En la entrega de la Presea Vasco de Quiroga al actor michoacano Damián Alcázar Castello, el rector Medardo Serna dijo: “El proyecto de Vasco de Quiroga fue el bien común, el bien integral de las personas, el desarrollo armonioso de las comunidades, un proyecto vigente, hoy más que nunca, que no pasa de moda y que es posible”… “Ya que Tata Vasco nos mostró cómo hacer realidad ese sueño, cómo construir el camino hacia una mejor calidad de vida para todos”. Ahora sí que las películas de Todo el poder y La ley de Herodes nos hablan de una realidad contraria a la que soñaban José María Teclo Morelos Pavón y Pérez y Vasco Vázquez de Quiroga y Alonso de la Cárcel (nombres sacados de “diosito” Internet).

Y prosiguió el rector: “Exaltó la vida y obra de Don Vasco de Quiroga, de la cual elogió principalmente sus ideales humanistas, mismos que cristalizó a través de la conformación de estructuras sociales, económicas y políticas que le dieran soporte a esa gran transformación que logró en favor de los pueblos indígenas michoacanos”… “El proyecto de Vasco de Quiroga fue el bien común –definió– el bien integral de las personas, el desarrollo armonioso de las comunidades. Vasco no sólo tenía presente lo que fue, sino que imaginaba lo que podría y debería ser (...) Se dio cuenta de que la intención por sí misma era insuficiente para alcanzar lo posible; ya que sin una sociedad organizada, participativa, consciente y comprometida con su propio desarrollo aquellas no serían posibles”. ¡Si don Vasco viviera de la pena se muriera!, pues las comunidades indígenas de Michoacán y el país siguen padeciendo el despojo de tierras, la migración, la pobreza, el analfabetismo, la falta de educación y salud. Después de 500 años las cosas siguen como desde endenantes. Ya ni resollar pude al leerlo.

“En el Teatro Emperador Caltzontzin, Serna González se dirigió al público presente, definiendo como una de las grandes lecciones que dejó a México Vasco de Quiroga su entereza para la conformación de estructuras que pudiesen impulsar los grandes cambios de la sociedad de su tiempo. Tata Vasco concilió el pasado y el futuro con transparencia, en apego a la ley, sin rendirse, con generosidad, honestidad y convicción, defendiendo y respetando los derechos humanos, teniendo a la dignidad humana como piedra angular del bien común (…) Fue un hombre innovador, visionario, valiente, ordenado y firme.

Fue precursor de los derechos humanos y de los principios ordenadores de la sociedad, teniendo como célula fundamental a la familia y al trabajo, instrumentos de progreso y servicio”. Mejor me quedo callado y paso saliva pa’ que se me entipe la muina. La nota completa en http://www.prensa.umich.mx/?p=23672.

¿Ton’s qué?, ¿esperamos y callamos hasta que cierren el changarro?

Sobre el autor
Leopoldo Chassin Ramírez Profesor de medio tiempo de la UMSNH Colaborador de Cambio de Michoacán desde 1997 Inconforme social Simpatizante zapatista desde 1994 Utópico empedernido Amante de la tradición
Comentarios
Columnas recientes

Los científicos, compromisos y obligaciones

¿Una ocurrencia el aeropuerto en Santa Lucía?

La palabra andante

¿Seguiremos así? ¿Tendremos remedio?

La demencia, la incongruencia y la falta de ética campean en el SPUM

Transparencia, rendición de cuentas y manejo público del presupuesto

¿Decrepitud ética y moral en la Nicolaita?

Gobierno, Congreso y Universidad hechos bolas

A desglosar la “transparencia” en la Universidad Michoacana

La palabra andante

Los olvidados de siempre

¿Sabios irresponsables?

NAICM: ¿Consulta sin haber escuchado a los afectados?

AMLO y los pueblos originarios

¿Habría corrupción si existiera la transparencia?

Hay de gobiernos a gobiernos

La burocracia dorada, la austeridad republicana y la UMSNH

Los 50 proyectos de AMLO

¿Arrancarán nuestros sueños?

¿Ganaron sus candidatos?

¿Y cuándo despertemos....? ¿Lo haremos algún día?

¿Sin deudas la Universidad Michoacana con la sociedad?

Unidad en torno a...

Afrenta, ultraje, mancillación al generalísimo y a la Nicolaita

¿Incongruencia y amnesia en el Consejo Universitario?

¿Idiotizada la intelligentsia en la Nicolaita?

La hidra capitalista y el Peje

¿Autismo en el Consejo Universitario de la Universidad Michoacana?

¡Prometer y prometer hasta vencer, después de los vencidos, nada de lo prometido!

Terrorismo en la Universidad Michoacana

¿Día Internacional de la Mujer? Una vacilada del sistema

¿Nuevamente perderemos once semanas de clase en la UMSNH?

¿Miopía en las micro parcelas del conocimiento?

La transparencia y la huelga en la Universidad Michoacana

La opacidad, la madre de los males en la UMSNH

Ya se fregó el ciclo escolar

Marichuy en Michoacán 20, 21 y 22 enero

El trío de tríadas

Cuarentena en la Universidad Michoacana

Un mes sin clases y sin salario en la Michoacana

Cuatro semanas sin clases en la UM

El INE y el big data

Las incongruencias de los gobiernos y Consejo Universitario

¿Hay un guardadito en la Universidad Michoacana?

Los gobernantes ya se van y las deudas se nos quedaran

Los achaques de la cumpleañera centenaria

¡Nunca más un México sin nosotros!

¿Dónde hallo a los nicolaitas?

Ejecutivo y Congreso agreden a la Universidad Michoacana

Primero transparencia, luego reforma universitaria

El maldito poder

¿Podredumbre e indiferencia en la Universidad Michoacana?

No intervención y autodetermonación

El principio de la sinrazón

Vientos y tormentas sobre la Michoacana

La danza de los millones

Obedecer y no mandar

“Izquierda” domesticada

La domesticación en la Universidad Michoacana

Sigue el fast track en la Universidad Michoacana

Los siete principios del CNI

Entre la indiferencia y la impunidad

Ni izquierda ni derecha, de enterrar al capitalismo se trata

La Michoacana vista desde arriba

La Universidad Michoacana hecha pedazos

La transparencia en la Universidad Michoacana

¿Qué universidad requerimos?

¿Reforma Universitaria a ciegas?

Los partidos y el poder

Con el agredido y no con el agresor

¿Enfermita la UMSNH?

Transparencia sin tapujos

¿Consejo Universitario o Santo Oficio?

Ante jubilaciones y pensiones ¡Primero la transparencia!

Una de muros y grietas

¿Agoniza la Universidad Michoacana?

#VibraMéxico, a temblar México

¿De periodistas y periodiqueros?

Nadie sabe para quién trabaja

¿Cuántos más?

¡No te dejes engañar! El responsable: el capitalismo neoliberal

¿Y los ladrones?

Del dicho al hecho, ¿y para cuándo las acciones?

¿Presidenta indígena o presidente ladino?

Las enfermedades en la UMSNH

Ahora vienen por nosotros, los universitarios

10 semanas sin clase en la UMSNH

¿Qué es ser nicolaita?

Desalojo o capitulación en la Michoacana

¿Mano negra en la toma de la UMSNH?

¿Quién tiene cerrada la UMSNH?

Reprobada, la Universidad Michoacana

¿Es mucho pedir?

¿Los querrán hacer capitular por hambre?

¿Habita la transparencia en la Universidad Michoacana?

¿Educación de calidad?

La “ficha” en la Universidad Michoacana

CompArte Morelia

Los con y contra de la Reforma Educativa

Cuidar a la recién nacida

Se les hace bolas el engrudo

Sangre o tregua?

¿Diálogo o monólogo y retórica?

Mesa nacional de diálogo ¡ya!

¿Reforzar o debilitar al dique?

La Reforma Educativa, Televisa-banqueros contra la razón

Diálogo, ¿es mucho pedir?

Nos arrinconan, ¿y?

De subcultura y cultura

Las catástrofes siguen su marcha antinatural

Los sin tierra, trabajo, salud ni educación

¿Usted confiaría en quien viola la Constitución?

¿A quién sirve la Universidad Michoacana?

La corrupción y las mentiras en el Ramal Camelinas

La crispación ante la impunidad

Del yanquis go home al yankis come in

¿Guadañazo a las pensiones y jubilaciones en la Universidad Michoacana?

¿Hay trampa en la huelga de la UMSNH?

¿Cómo resistimos?

Francisco y Enrique, ¿aliados o en disputa?

Y la transparencia, ¿para cuándo?

¿Cerrarán el changarro de la UMSNH?

Silvano y Poncho, ponchados

¿Y por qué somos así?

A 22 años del “¡ya basta!”

¿Buen fin?

La misma gata nomás que revolcada

Escándalos en la Michoacana (Segunda parte)

Escándalos en la UMSNH

Adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona

La barbarie y sus cómplices

Terrorismo de Estado e impunidad

Las promesas y la deuda

¿El arte de la prudencia?

¿Un buen comienzo?

Déficit presupuestal (el desfalco)

Arriba y abajo

¿La UMSNH socialmente responsable?

Nos endeudaron, nos engañaron y se fueron

Y sigue la mata dando, los bancos siguen robando

De arriba, nunca, jamás llegarán la verdad y la justicia. EZLN

Del dicho al hecho hay mucho, mucho trecho

Encuesta de risa de la UMSNH

La hidra capitalista en su apogeo

El mundo al revés

¡Tras el ladrón!

¿La universidad contaminada?

Ganaron la sinrazón, la codicia, la indiferencia…

Con el agredido, no con el agresor

¿Quién prendió el cerillo?