Gerardo A. Herrera Pérez
Debatamos Michoacán
Por la dignidad humana
Miércoles 8 de Marzo de 2017
A- A A+

La dignidad humana, de conformidad con nuestro marco jurídico positivo y los tratados internacionales suscritos por el Estado mexicano y ratificados por el Senado de la República, se encuentra por encima de cualquier consideración migratoria, política, de género, de política económica, cultural, étnica, religiosa o de otra índole, ya que la condición de persona no depende de los requisitos legales o del cumplimiento de procedimientos administrativos para existir. Existe previo al surgimiento del Estado, nace con el mismo ser, con el ser humano.

El discurso del presidente Donald Trump representa el surgimiento de un discurso de odio contra las personas en contexto de migración.
El discurso del presidente Donald Trump representa el surgimiento de un discurso de odio contra las personas en contexto de migración.
(Foto: Especial)

Se torna interesante el discurso del presidente Trump en términos de la descalificación y odio de que son objeto los migrantes legales, pero principalmente los ilegales en la Unión Americana.

Este discurso violento representa el surgimiento de un discurso de odio contra las personas en contexto de migración, entre las cuales se encuentran mexicanas y mexicanos, pero también latinoamericanos.

El discurso se ha empezado a divulgar en distintos sitios y pone en riesgo a los migrantes latinoamericanos, pero con más énfasis a los connacionales.

El discurso legitima diferentes formas de violencia, rechazo y discriminación, las cuales se presentan cada vez con mayor fuerza en las calles, colegios, lugares de trabajo y las redes sociales de Estados Unidos; una gran cantidad de migrantes ilegales tienen miedo y se encuentran encerrados en sus domicilios, temen a las deportaciones y al ejercicio de la fuerza de seguridad pública, pero también de una sociedad xenófoba que les señale para ser deportados.

Así, el odio pretende imperar en el imaginario colectivo de los estadounidenses con palabras que intimidan, discriminan y promueven la violencia; siendo estos los denominados mecanismos de opresión para someter a las clases más vulnerables, los migrantes indocumentados.

Procesos históricos nos han enseñado de la importancia para quienes desean someter y disciplinar los cuerpos el promover la visibilidad de estos grupos y a la vez utilizar el lenguaje de odio por medio del cual se recurre al insulto, al maniqueísmo y la descalificación para promover la deshumanización de grupos humanos, cosa que fue y ha sido recurrente; esto sucedió previo a su eliminación física de estos grupos sociales; baste recordar la Segunda Guerra Mundial, el Holocausto, sometió a judíos, personas con discapacidad, homosexuales, entre otros.

El discurso de odio, consideramos, no puede pasar inadvertido, debe ser respondido con inteligencia, con datos duros, con razonamientos jurídicos, pero no con violencia; se debe evitar la provocación de quienes descalifican y odian, y aprender a responder con inteligencia, con raciocinio, pero también siendo prudentes, porque hay un fino hilo que se puede romper por una diatriba innecesaria. Nunca fue más importante la realización de la defensa de la dignidad humana con el marco jurídico del respeto a los derechos humanos, a la integridad de la persona, a la solidaridad y desde luego a la inclusión.

Hoy, nos parece, creo debería ser así, la sociedad organizada tiene mucho que aportar para superar la debilidad de nuestro Estado de Derecho, la desigualdad, la impunidad, corrupción, violencia e inseguridad, y así generar una nueva forma de ciudadanía y sociabilidad sustentada en un acuerdo fundamental en que mexicanas y mexicanos nos comprometamos y responsabilicemos por asumir los valores democráticos y los derechos humanos como una forma de identidad ética, donde el respeto a la dignidad de las personas, así como la vigencia y aplicación de la ley, sean una constante y no sólo una aspiración. Insisto: necesitamos trabajar en gobernanza y no sólo en gobernabilidad, requerimos apoyar eficientemente a los connacionales en Estados Unidos.

Debemos estar pensando y actuando en una verdadera revolución cultural, incluida la cultura de la legalidad y de los derechos humanos que todos requerimos.

Por otro lado, este fin de semana tuve la oportunidad de coadyuvar en procesos de formación e información en distintos municipios, lo hice el domingo en Ziracuaretiro con las autoridades municipales, a donde les acompañé a una caminata muy interesante y llena de colorido para concluir en el Auditorio Municipal, donde me tocó disertar sobre la importancia del respeto a la dignidad humana y el compromiso social e institucional para fortalecer en el diseño de la política pública el desarrollo, la paz, la igualdad, la paridad, la equidad y el fin a la violencia y los feminicidios.

Las autoridades municipales y las organizaciones de la sociedad civil serán fundamentales en este reencuentro de voluntades para, en gobernanza, mejorar las condiciones de vida de la población, mujeres, niñas, mujeres adultas, mujeres con discapacidad, mujeres indígenas, mujeres viviendo VIH/Sida, al cabo mujeres, y no sólo mujer como en ocasiones se aprecia.

En Jiquilpan, también este fin de semana, tuve la gran oportunidad, siempre agradecido con las autoridades, de haber disertado sobre el asunto de las mujeres y su desarrollo y paz social, en la plaza pública, y desde luego de haber tenido el honor de entregar el máximo galardón para la mujer Jiquilpense 2017, Profesora María de Jesús Marrón, a la maestra Martha Patricia Méndez Rocha.

Paty, como es conocida por sus compañeros y quienes somos sus amigos, lo recibe acompañada de su familia y de sus amigos y amigas más cercanos, haber tenido el honor de entregarlo a una mujer tan exitosa como ella me da la esperanza de que el galardón se constituye como una palanca para el fortalecimiento de las mujeres que trabajan, desarrollan, generan y transmiten conocimientos los demás.

Mi felicitación a los compañeros servidores públicos que trabajan en los ayuntamientos de Jiquilpan y Sahuayo y que desempeñan labores tendientes a mejorar las condiciones de vida de la población.

Finalmente, un reconocimiento a la Universidad de la Ciénega, que continúa trabajando en favor de la igualdad, del respeto a la dignidad humana y al reconocimiento de la diversidad como oportunidad de vida y riqueza social.

Hoy la existencia de un Observatorio de Género nos da la esperanza de que hay un trabajo comprometido, como siempre, desde la academia.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Baños todo género

Talla baja

Baston blanco

Las tecnologías de la información y la comunicación

Afrodescendientes mexicanos

Violencia obstétrica

Agenda LGBTTTI

La agenda de la población LGBTTTI

Violencia por prejuicio LGBTTTI

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

Sistema nacional antidiscriminatorio

Dignidad humana

Mercancía humana

Trabajo doméstico

Grupos vulnerados

Transexualidad

XLVII Asamblea de la OEA

Orgullo gay 2017

Orgullo o dignidad

Población afrodescendiente

Sistema Nacional de Protección Integral

Migración y derechos humanos, una nueva mirada

Diversidad cultural

Conflictos de pareja

Comunidad trans

Tortura

Transexualidad, transgeneridad y travestismo

Masculinidades, misoginia y machísimo

Cuidado y corresponsabilidad

Afrodescendientes invisibles

Galardón Jiquilpan

Tortura y tratos degradantes

Por la dignidad humana

Cultura de la paz

Educación y género

Discriminación a trans

Jurisprudencia 8/217

Cautiverio

La era Trump y lo diverso

Museo Béjar de Jiquilpan

Elegir

Retos 2017

Debatamos Michoacán: 2017

Diversidad sexual de 2016 a 2017

VIH/2030

Discapacidad

A 33 años del VIH

Identidad de vaquero

Personas jóvenes de Uruapan

Comisión de Puntos Constitucionales

La diversidad somos todos

Derechos humanos en la educación

Construcción de conciencia social

Debatamos Michoacán

Paz

A 40 años de la agenda gay

Los derechos de inculpado y víctima

Diálogo, tolerancia y respeto

San Antonio Molinos

Buenavista

Cartilla LGBTTTI

Osos

Desarrollo humano

Mecanismos de opresión

La muerte

Reforma y matrimonio civil

Derechos humanos y desarrollo

Diversidad y respeto

Cuerpo, mercancía, trata

La diferencia

Marco normativo LGBTTTI

Odio

Arqueología del matrimonio igualitario

Disidentes sexuales

Lo humano, la persona, su dignidad

Derechos humanos

La vejez

Rostros de violencia

Miedo, tolerancia e información

Trata de personas en México

2,500 años de opresión de la mujer

Conflicto cultural por el valor de la diversidad

Matrimonio igualitario, concubinato, familia

Bullying, disciplinar los cuerpos

San Ildefonso

Mujeres Aliadas

Matrimonio igualitario, último prejuicio

Pladiem 2015-2021

Mecanismos de seguimiento, ¿para qué?

Igualdad sustantiva (segunda parte)

Igualdad sustantiva (primera parte)

2016

Plan de Desarrollo Integral del Estado de Michoacán 2015-2021

El derecho a conocer los derechos

Visibilidad social en La Piedad

VIH, tiempo, espacios y cuerpos

Conciencia social

Día Internacional de la Tolerancia

Derechos humanos

Ambiente laboral incluyente

Consejo Estatal para Prevenir la Discriminación

Dirección de diversidad sexual y bisexualidad en Michoacán

Trabajo doméstico

Informar para transparentar

Identidad trans

Agenda legislativa 15-18

Derecho a la diferencia

Lo privado no debe volverse público

La cultura y el desarrollo

Debatamos Michoacán

ITS y el condón

Corte Interamericana, movimiento social y matrimonio igualitario

Silvano y la agenda de la dignidad humana

Laicidad

Afrodescendientes, ¿dónde están?

Hablar de los derechos humanos

Jurisprudencia 43/2015, Iglesia católica y discurso político

Jurisprudencia 43/2015

\"Cuarto Aniversario de la reforma constitucional en materia de derechos humanos\"

Intolerancia

¿El closet institucionalizado?

17 de mayo

Homofobia, democracia sexual o diversidad

Homofobia, democracia sexual o diversidad

El ombudsman

Discriminación racial

¿Quiénes son los grupos vulnerados?

Femicidio o Feminicidio, ¿cuál?

Cero VIH

Bioética, persona y sociedad

Transgresores en Morelia

Armonización

Vasco de Quiroga, salud y ciudadanía

Bando de Buen Gobierno Churintzio

Alondra y Quimi en Arteaga

El liderazgo de la discapacidad

Pedro en Tuzantla

Holocausto

Investigación

Consejo Municipal de Igualdad

Niños y niñas

El odio

La diferencia de trato social

Los derechos humanos

1 y 3 de diciembre

Agenda CNDH 2014-2019

Jóvenes por la Paz en Cuitzeo

Política antidiscriminatoria