Leopoldo Chassin Ramírez
La palabra andante
¿Consejo Universitario o Santo Oficio?
Lunes 13 de Marzo de 2017
A- A A+

Ilegítima es la determinación del Consejo Universitario de expulsar a nueve estudiantes en forma definitiva y a siete más por dos semestres.

Ilegítimo es el castigo a los estudiantes impuesto por los impostores que conforman el Consejo Universitario, que sin consultar a los sectores que se dicen representar (facultad, profesores, estudiantes y empleados) ejecutan determinaciones tan drásticas; votaron en favor de truncar la vida de 16 estudiantes y la de sus familias. ¿Tuvieron presente que en su mayoría son jóvenes hijos de familias de muy escasos recursos y que muchos de ellos provienen de familias indígenas?

Ilegítimas asimismo son las reformas Laboral, en Telecomunicaciones, Educativa, Energética, el gasolinazo, la reducción de recursos a la salud, educación y muchas más que han dañado a casi todos los mexicanos. Los impostores que están en los congresos estatales y federales, diputados, senadores, han hecho de su “representación” un gran botín y conculcado la voz de los que dicen representar.

Por el bien de la UMSNH urge que la autoridad replantee las acciones unilaterales como son los foros sobre jubilaciones y pensiones, la expulsión de los estudiantes y contar con el consenso de comunidad universitaria
Por el bien de la UMSNH urge que la autoridad replantee las acciones unilaterales como son los foros sobre jubilaciones y pensiones, la expulsión de los estudiantes y contar con el consenso de comunidad universitaria
(Foto: Carmen Hernández )

¿Alguno de los “representantes” tendrá la aceptación de la mayoría de los que dice representar? Si no la tiene, todas las determinaciones deberían ser consignadas y abrogadas por el remedo de lo que se llama Suprema Corte de Justicia de la Nación.

¿Conciliación?



La autoridad declara que hubo un proceso de conciliación y, a decir de algunos estudiantes, no hubo tal proceso de avenimiento. Se les presentó la disyuntiva de ser expulsados definitivamente o aceptar la pérdida de su matrícula por dos semestres, restringiendo además su derecho a participar en futuros movimientos. Uno de los suspendidos es el estudiante representante de la Facultad de Física y Matemáticas. ¿Conocen los miembros del Consejo Universitario en qué consiste el proceso de conciliación?

A la mente viene la paradoja que relata Eduardo Galeano sobre los animales que serán cocinados, pollos, patos, cerdos, conejos, y el cocinero les pregunta en qué salsa prefieren ser cocinados. Uno de ellos dice: “Yo no quiero ser cocinado”, a lo que el cocinero responde: “Esa posibilidad no está dentro de las opciones”.

Legal y legítimo



La autoridad, la que detenta el poder, frecuentemente omite o emprende acciones en contra de los que dice representar. Ejemplos a lo largo de la historia son infinitos: las reformas llamadas estructurales, el encarcelamiento de inocentes, despojo de territorios, asesinatos y desapariciones, muchos de ellos apegados a la ley pero que carecen en absoluto de legitimidad. Así son las expulsiones de los estudiantes.

Los daños



En el conflicto que se vivió a fines del año pasado, en que la Universidad Michoacana permaneció cerrada durante once semanas, hubo daños materiales de los cuales hay evidencia en videos. En algunos de ellos aparecen autoridades de la Universidad derribando accesos. ¿Se preguntará a la comunidad universitaria si se debe castigar o eximir del daño a las instalaciones?, ¿se expulsará a alguno de ellos?, ¿habrá conciliación?

A los estudiantes se les acusa de robo de peces, pero en los videos que se muestran no hay ninguna evidencia.

A los moradores de las casas para estudiantes involucrados en el conflicto, reunidos con la autoridad, se les ha dicho que pagarán los daños y robos que hubo durante el conflicto, que los daños alcanzan más de un millón de pesos y que se les descontará en proporción con los días que participaron. ¿Cómo determinarán los montos? Vea opinión en https://www.youtube.com/watch?v=7r9dG-91q6Y.

¿Con las expulsiones se apuesta a la confrontación, al diálogo o al sometimiento? A’i se los haiga. La historia no los absolverá.

De los fines de la UM



Basta revisar la Ley Orgánica en su capítulo III para darse cuenta de que no se cumple con lo que establece el artículo 4: “El crear, proteger y acrecer los bienes y valores del acervo cultural de Michoacán, de México y universales, haciéndolos accesibles a la colectividad; alentar en su vida interna y en su proyección hacia la sociedad las prácticas democráticas como forma de convivencia y de superación social, promover la mejoría de las condiciones sociales y económicas que contribuyan a la distribución equitativa de los bienes materiales y culturales de la nación”. Artículo 5: “Fomentar en sus alumnos, maestros y trabajadores una arraigada conciencia de nacionalidad que los inste a lograr y defender nuestra plena independencia política, económica y cultural, además de inculcarles un acendrado espíritu de justicia y solidaridad con todos los pueblos que luchen por su libertad e independencia”.

En el Estatuto Universitario, su artículo 3 dice que “la Universidad contribuirá, con arreglo a sus finalidades, el reparto justo de la riqueza, a elevar el nivel de vida de nuestro pueblo, suprimiendo la explotación del hombre por el hombre y propiciar el establecimiento del sistema democrático en todos sus órdenes de la vida social”. ¿Encuentra contradicciones con los recientes hechos en la Universidad?

Apostemos a la prudencia



Por el bien de la UMSNH urge que la autoridad replantee las acciones unilaterales como son los foros sobre jubilaciones y pensiones, la expulsión de los estudiantes y contar con el consenso de comunidad universitaria . Así lo indican los documentos que aún la rigen.

La transparencia en las finanzas y el ejercicio del presupuesto es algo en que el Consejo Universitario está involucrado y a la fecha no ha resuelto. Véase http://www.prensa.umich.mx/?p=27835.

Sobre el autor
Leopoldo Chassin Ramírez Profesor de medio tiempo de la UMSNH Colaborador de Cambio de Michoacán desde 1997 Inconforme social Simpatizante zapatista desde 1994 Utópico empedernido Amante de la tradición
Comentarios
Columnas recientes

Los 50 proyectos de AMLO

¿Arrancarán nuestros sueños?

¿Ganaron sus candidatos?

¿Y cuándo despertemos....? ¿Lo haremos algún día?

¿Sin deudas la Universidad Michoacana con la sociedad?

Unidad en torno a...

Afrenta, ultraje, mancillación al generalísimo y a la Nicolaita

¿Incongruencia y amnesia en el Consejo Universitario?

¿Idiotizada la intelligentsia en la Nicolaita?

La hidra capitalista y el Peje

¿Autismo en el Consejo Universitario de la Universidad Michoacana?

¡Prometer y prometer hasta vencer, después de los vencidos, nada de lo prometido!

Terrorismo en la Universidad Michoacana

¿Día Internacional de la Mujer? Una vacilada del sistema

¿Nuevamente perderemos once semanas de clase en la UMSNH?

¿Miopía en las micro parcelas del conocimiento?

La transparencia y la huelga en la Universidad Michoacana

La opacidad, la madre de los males en la UMSNH

Ya se fregó el ciclo escolar

Marichuy en Michoacán 20, 21 y 22 enero

El trío de tríadas

Cuarentena en la Universidad Michoacana

Un mes sin clases y sin salario en la Michoacana

Cuatro semanas sin clases en la UM

El INE y el big data

Las incongruencias de los gobiernos y Consejo Universitario

¿Hay un guardadito en la Universidad Michoacana?

Los gobernantes ya se van y las deudas se nos quedaran

Los achaques de la cumpleañera centenaria

¡Nunca más un México sin nosotros!

¿Dónde hallo a los nicolaitas?

Ejecutivo y Congreso agreden a la Universidad Michoacana

Primero transparencia, luego reforma universitaria

El maldito poder

¿Podredumbre e indiferencia en la Universidad Michoacana?

No intervención y autodetermonación

El principio de la sinrazón

Vientos y tormentas sobre la Michoacana

La danza de los millones

Obedecer y no mandar

“Izquierda” domesticada

La domesticación en la Universidad Michoacana

Sigue el fast track en la Universidad Michoacana

Los siete principios del CNI

Entre la indiferencia y la impunidad

Ni izquierda ni derecha, de enterrar al capitalismo se trata

La Michoacana vista desde arriba

La Universidad Michoacana hecha pedazos

La transparencia en la Universidad Michoacana

¿Qué universidad requerimos?

¿Reforma Universitaria a ciegas?

Los partidos y el poder

Con el agredido y no con el agresor

¿Enfermita la UMSNH?

Transparencia sin tapujos

¿Consejo Universitario o Santo Oficio?

Ante jubilaciones y pensiones ¡Primero la transparencia!

Una de muros y grietas

¿Agoniza la Universidad Michoacana?

#VibraMéxico, a temblar México

¿De periodistas y periodiqueros?

Nadie sabe para quién trabaja

¿Cuántos más?

¡No te dejes engañar! El responsable: el capitalismo neoliberal

¿Y los ladrones?

Del dicho al hecho, ¿y para cuándo las acciones?

¿Presidenta indígena o presidente ladino?

Las enfermedades en la UMSNH

Ahora vienen por nosotros, los universitarios

10 semanas sin clase en la UMSNH

¿Qué es ser nicolaita?

Desalojo o capitulación en la Michoacana

¿Mano negra en la toma de la UMSNH?

¿Quién tiene cerrada la UMSNH?

Reprobada, la Universidad Michoacana

¿Es mucho pedir?

¿Los querrán hacer capitular por hambre?

¿Habita la transparencia en la Universidad Michoacana?

¿Educación de calidad?

La “ficha” en la Universidad Michoacana

CompArte Morelia

Los con y contra de la Reforma Educativa

Cuidar a la recién nacida

Se les hace bolas el engrudo

Sangre o tregua?

¿Diálogo o monólogo y retórica?

Mesa nacional de diálogo ¡ya!

¿Reforzar o debilitar al dique?

La Reforma Educativa, Televisa-banqueros contra la razón

Diálogo, ¿es mucho pedir?

Nos arrinconan, ¿y?

De subcultura y cultura

Las catástrofes siguen su marcha antinatural

Los sin tierra, trabajo, salud ni educación

¿Usted confiaría en quien viola la Constitución?

¿A quién sirve la Universidad Michoacana?

La corrupción y las mentiras en el Ramal Camelinas

La crispación ante la impunidad

Del yanquis go home al yankis come in

¿Guadañazo a las pensiones y jubilaciones en la Universidad Michoacana?

¿Hay trampa en la huelga de la UMSNH?

¿Cómo resistimos?

Francisco y Enrique, ¿aliados o en disputa?

Y la transparencia, ¿para cuándo?

¿Cerrarán el changarro de la UMSNH?

Silvano y Poncho, ponchados

¿Y por qué somos así?

A 22 años del “¡ya basta!”

¿Buen fin?

La misma gata nomás que revolcada

Escándalos en la Michoacana (Segunda parte)

Escándalos en la UMSNH

Adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona

La barbarie y sus cómplices

Terrorismo de Estado e impunidad

Las promesas y la deuda

¿El arte de la prudencia?

¿Un buen comienzo?

Déficit presupuestal (el desfalco)

Arriba y abajo

¿La UMSNH socialmente responsable?

Nos endeudaron, nos engañaron y se fueron

Y sigue la mata dando, los bancos siguen robando

De arriba, nunca, jamás llegarán la verdad y la justicia. EZLN

Del dicho al hecho hay mucho, mucho trecho

Encuesta de risa de la UMSNH

La hidra capitalista en su apogeo

El mundo al revés

¡Tras el ladrón!

¿La universidad contaminada?

Ganaron la sinrazón, la codicia, la indiferencia…

Con el agredido, no con el agresor

¿Quién prendió el cerillo?

¿Ganó su partido? ¿Perdió su partido?... Organícese, las cosas irán de mal en peor

¿A quiénes sirven los gobiernos y la Universidad Michoacana?

¿Votar? Mejor organizarse

El EZLN. La teoría y la práctica

Luis Villoro y Galeano

¿Y tú qué harás(emos)?

¿La dejaremos morir?

¿Caerás en sus trampas?

Otra travesura del EZLN

La Universidad Michoacana. ¿Laica o confesional?

Las jaurías tras los votos

¿También sin agua?

¿Qué fue de los que fueron de izquierda?

¿Estamos en el abismo?

¿Cómo hemos llegado hasta aquí sin darnos cuenta?

La transparencia y las jubilaciones en la Universidad Michoacana

¿Sólo elecciones? ¿Existen otros caminos?