Gerardo A. Herrera Pérez
DEBATAMOS MICHOACÁN
Cuidado y corresponsabilidad
Miércoles 5 de Abril de 2017
A- A A+

La ausencia de modelos más compartidos de cuidado entre el hombre y la mujer dentro del hogar para el cuidado no es sólo un onstáculo para que las mujeres se sumen al mercado laboral.
La ausencia de modelos más compartidos de cuidado entre el hombre y la mujer dentro del hogar para el cuidado no es sólo un onstáculo para que las mujeres se sumen al mercado laboral.
(Foto: Cuartoscuro)

En días pasados fui invitado a participar como ponente en el Instituto Tecnológico de Jiquilpan en el marco del VIII Coloquio Internacional Género: Cuidado y Corresponsabilidad, de la Red de Enlaces de Género, Inclusión y Equidad Social, dependiente de la ANUIES, y que dirige la doctora Flor de María Gamboa Solís, recién galardonada con el Premio Eréndira Michoacán, así como la licenciada Martha Patricia Méndez Rocha, del Instituto Tecnológico de Jiquilpan.

Mi disertación trazo sobre tres aspectos, el marco jurídico de los derechos humanos orientados al género, las cuestiones biopsicosociales y la que hoy se construye en Michoacán en materia de fortalecimiento del género.

Precise la importancia de reconocer que pese al corpus jurídico en distintos niveles gubernamentales e internacionales, la existencia de estructuras operativas igualmente en distintos órdenes de gobierno y el diseño de política pública de género, se continúan teniendo graves problemas con la violencia de género, con el asunto de trabajo y familia para las mujeres; para hombres que requieren de continuar demostrando su masculinidad, así como la diferencia entre las funciones del hombres de protección y de proveedor que le asigna el patriarcado en detrimento de las funciones sociales asignadas de la mujer de maternidad y de cuidado, pero no nada más esto, sino también otros asuntos como la pobreza, o desigualdad social en que viven y desde luego el modelo de violencia feminicida.

Por lo que se refiere a los derechos humanos, expresé el cúmulo del corpus jurídico de normas internacionales, interamericanas y desde luego nacionales sobre el asunto de género.

Hable sobre la Declaración Universal de los Derechos Humanos, así como la Declaración Interamericana y la Convención Interamericana de los Derechos Humanos; también de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer “Convención de Belem do Para”, así como la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer, además el Protocolo facultativo de la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer.

Expresé, igualmente las instituciones, el Instituto Nacional de la Mujer, la Secretaria de Igualdad Sustantiva, las Instancias de la Mujer, la Onumujeres, así como las políticas públicas que se han generado a favor de las mujeres.

Por otro lado, explique las cuestiones dicotómicas establecidas en el modelo biopsicosocial (sexo, género, sexualidad) que generan invisibilidad a amplios sectores sociales y que hoy hacerlo (mantener el mecanismo de opresión de invisibilidad, estigma, violencia, discriminación y muerte feminicida o crimen de odio) plantea ya una violación a los derechos humanos de conformidad con las reformas constitucionales de 2011 en materia de Derechos Humanos.

Por otro lado explique la importancia de centrar el debate y la discusión de las nuevas masculinidades a partir de reconocer la urgente importancia de compartir entre los hombres y las mujeres las acciones de cuidado que han sido asumidas de manera exclusiva por las mujeres, pero que en ellas los hombres podríamos hacer mucho en favor de la familia, de las esposas o los hijos e hijas.

Comente que, en el marco de lo que expresa la antropóloga Marta Lamas, el hecho de que mujeres y hombres sean diferentes anatómicamente los induce a creer que sus valores, cualidades intelectuales, aptitudes y actitudes también lo son, situación que se refuerza por las cuestiones simbólicas (definidas por Bourdieu). De esta manera, las sociedades determinan las actividades de las mujeres y los hombres basadas en los estereotipos, estableciendo así una división sexual del trabajo y de las responsabilidades dentro de las familias, la que generalmente está definida para las mujeres y en ellas aquellas denominadas de “cuidado”.

Plantee que la importancia de trabajar para hacer posible que los hombres compartan las tareas de cuidado, las mujeres podrían gozar de mayores libertades y autonomía para estudiar, para trabajar, para decidir en los congresos o en los municipios, para estar presentes en el ejército o simplemente con la posibilidad de dar misa, incluso.

Ahora, considero que tendremos que trabajar para ello desde la academia pero también desde la sociedad civil para que los hombres se igualen a las mujeres respecto de una obligación humana que es fundamental dentro de la familia, el trabajo de cuidado de los seres humanos (la mujer los engendra y los pare) los niños o niñas, los adolescentes, también los adultos mayores, los enfermos y aquellas personas con discapacidad
Han sido las mujeres quienes cuidan a las personas, toda vez que el orden patriarcal ve en lo femenino dicha labor, desafortunadamente, precise, la identidad de las mujeres se construye psíquicamente como responsables de las tareas de cuidado. En este sentido me manifesté que la ausencia de modelos más compartidos de cuidado entre el hombre y la mujer dentro del hogar para el cuidado no es sólo un obstáculo para que las mujeres se sumen al mercado laboral, sino también desafortunadamente es un obstáculo para la creación de una ciudadanía plena.

Así, la propuesta es y será que las labores de cuidado se vuelvan neutras, no son solo de la mujer o deben ser solo de los hombres, ambos deben de tomar las responsabilidades para un proyecto de vida, por lo que parafraseando a Marta Lamas precise que se requiere de igualar a los hombres de tal forma que tengan las mismas obligaciones de cuidado que ya tienen las mujeres.
Por otro lado, expresé que si bien pudiéramos caminar por este tramo de la igualación entre hombres y mujeres para los trabajos de cuidado, es fundamental también por la vía de la creación y desarrollo de la conciencia social.

De esta manera no podemos pensar más que como dice el propio nombre del VIII Coloquio Internacional, “cuidado y corresponsabilidad”, ahí, hoy estriba entre otras causas, la posibilidad real de hacer que los hombres igualen a las mujeres.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

La agenda de la población LGBTTTI

Violencia por prejuicio LGBTTTI

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

Sistema nacional antidiscriminatorio

Dignidad humana

Mercancía humana

Trabajo doméstico

Grupos vulnerados

Transexualidad

XLVII Asamblea de la OEA

Orgullo gay 2017

Orgullo o dignidad

Población afrodescendiente

Sistema Nacional de Protección Integral

Migración y derechos humanos, una nueva mirada

Diversidad cultural

Conflictos de pareja

Comunidad trans

Tortura

Transexualidad, transgeneridad y travestismo

Masculinidades, misoginia y machísimo

Cuidado y corresponsabilidad

Afrodescendientes invisibles

Galardón Jiquilpan

Tortura y tratos degradantes

Por la dignidad humana

Cultura de la paz

Educación y género

Discriminación a trans

Jurisprudencia 8/217

Cautiverio

La era Trump y lo diverso

Museo Béjar de Jiquilpan

Elegir

Retos 2017

Debatamos Michoacán: 2017

Diversidad sexual de 2016 a 2017

VIH/2030

Discapacidad

A 33 años del VIH

Identidad de vaquero

Personas jóvenes de Uruapan

Comisión de Puntos Constitucionales

La diversidad somos todos

Derechos humanos en la educación

Construcción de conciencia social

Debatamos Michoacán

Paz

A 40 años de la agenda gay

Los derechos de inculpado y víctima

Diálogo, tolerancia y respeto

San Antonio Molinos

Buenavista

Cartilla LGBTTTI

Osos

Desarrollo humano

Mecanismos de opresión

La muerte

Reforma y matrimonio civil

Derechos humanos y desarrollo

Diversidad y respeto

Cuerpo, mercancía, trata

La diferencia

Marco normativo LGBTTTI

Odio

Arqueología del matrimonio igualitario

Disidentes sexuales

Lo humano, la persona, su dignidad

Derechos humanos

La vejez

Rostros de violencia

Miedo, tolerancia e información

Trata de personas en México

2,500 años de opresión de la mujer

Conflicto cultural por el valor de la diversidad

Matrimonio igualitario, concubinato, familia

Bullying, disciplinar los cuerpos

San Ildefonso

Mujeres Aliadas

Matrimonio igualitario, último prejuicio

Pladiem 2015-2021

Mecanismos de seguimiento, ¿para qué?

Igualdad sustantiva (segunda parte)

Igualdad sustantiva (primera parte)

2016

Plan de Desarrollo Integral del Estado de Michoacán 2015-2021

El derecho a conocer los derechos

Visibilidad social en La Piedad

VIH, tiempo, espacios y cuerpos

Conciencia social

Día Internacional de la Tolerancia

Derechos humanos

Ambiente laboral incluyente

Consejo Estatal para Prevenir la Discriminación

Dirección de diversidad sexual y bisexualidad en Michoacán

Trabajo doméstico

Informar para transparentar

Identidad trans

Agenda legislativa 15-18

Derecho a la diferencia

Lo privado no debe volverse público

La cultura y el desarrollo

Debatamos Michoacán

ITS y el condón

Corte Interamericana, movimiento social y matrimonio igualitario

Silvano y la agenda de la dignidad humana

Laicidad

Afrodescendientes, ¿dónde están?

Hablar de los derechos humanos

Jurisprudencia 43/2015, Iglesia católica y discurso político

Jurisprudencia 43/2015

\"Cuarto Aniversario de la reforma constitucional en materia de derechos humanos\"

Intolerancia

¿El closet institucionalizado?

17 de mayo

Homofobia, democracia sexual o diversidad

Homofobia, democracia sexual o diversidad

El ombudsman

Discriminación racial

¿Quiénes son los grupos vulnerados?

Femicidio o Feminicidio, ¿cuál?

Cero VIH

Bioética, persona y sociedad

Transgresores en Morelia

Armonización

Vasco de Quiroga, salud y ciudadanía

Bando de Buen Gobierno Churintzio

Alondra y Quimi en Arteaga

El liderazgo de la discapacidad

Pedro en Tuzantla

Holocausto

Investigación

Consejo Municipal de Igualdad

Niños y niñas

El odio

La diferencia de trato social

Los derechos humanos

1 y 3 de diciembre

Agenda CNDH 2014-2019

Jóvenes por la Paz en Cuitzeo

Política antidiscriminatoria

Programa Antidiscriminatorio de Michoacán

Día Nacional contra la Discriminación

“Interculturalidad: diversidad y paz”

Federación Iberoamericana del Ombudsman

Presea Vasco de Quiroga

Convenios y seguimiento y evaluación

Discurso de odio en Durango