Samuel Ponce Morales
LA CONSPIRACIÓN
Contra la J. Múgica
Viernes 2 de Junio de 2017
A- A A+

Yarabí Ávila Gozález
Yarabí Ávila Gozález
(Foto: Cambio de Michoacán)

Más allá de cuestiones políticas partidistas, los diputados locales de todas las expresiones ideológicas y no ideológicas deberían atraer hacia el pleno el caso de la Presa Francisco J. Múgica, delineada en los gobiernos perredistas de Lázaro Cárdenas Batel y de Leonel Godoy Rangel, cuyas irregularidades en el proceso de su construcción cada vez son más evidentes.

En ese sentido, en forma particular la legisladora local Yarabí Ávila González, presidenta de la Comisión Inspectora de la Auditoría Superior de Michoacán (ASM) en el Congreso del Estado, y quien últimamente está aprendiendo a cabildear, negociar y acordar en el ente congresista, está urgiendo la implementación lo antes posible de la llamada auditoría forense.

Como se sabe, de nuevo saltó mediáticamente, a través de un sustantivo reportaje, el caso de la presa mencionada, a consecuencia del escándalo por indiscutibles actos de corrupción que pasa el consorcio brasileño Odebrecht, la empresa encargada de la llamada magna obra que, se dijo en su momento, beneficiaría gran parte de la región de Tierra Caliente.

Para la legisladora local, “la urgencia de realizar la auditoría forense, esto con la finalidad de esclarecer en este caso y en la cuenta cargos por aplicar, las dudas que se quedan en torno al destino que tuvieron los recursos públicos que se han adquirido por medio de la contratación de diversos créditos, por parte de las últimas administraciones”.

Y es que, añade, se presume que gran parte de esos recursos fueron destinados a la Presa J. Múgica. “La comisión a mi cargo está resuelta a verificar que en este tema se dé cumplimiento a la ley, y en este mismo tenor se encuentran en todas aquellas obras y acciones en las que se dirigieron recursos adquiridos por el estado a través de deuda pública”.

PGR, la manifestación



Una comisión de periodistas michoacanos le hizo llegar un documento al titular de la Procuraduría General de la República (PGR), Raúl Cervantes Andrade, sobre el caso de la desaparición del compañero Salvador Adame Pardo.

Luego de los formales antecedentes, en el texto entregado este jueves se establece que se acude a la institución para presentar una denuncia penal colectiva “en nuestra calidad de víctimas indirectas para denunciar la desaparición de Salvador Adame Pardo por considerar que su caso tiene como causa el ejercicio de su profesión.

“En reunión de fecha 31 de mayo de 2017 con Roberto Campa Cifrián, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, y Gualberto Ramírez Gutiérrez, titular de la Unidad Especializada en Investigación de Delitos en Materia de Secuestros de la SEIDO, se nos informó que la Procuraduría General de la República cuenta con carpeta de investigación abierta del caso en la propia unidad y en la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos Cometidos contra la Libertad de Expresión”.

Nada es lo que parece



1- ¿Qué pasaría entre el alcalde independiente, Alfonso Martínez Alcázar, y la senadora de la República Luisa María Calderón, panista, para que la segunda empezará a marcar su distancia con él, más allá de sus intenciones de ser una seria aspirante a relevarlo? Y es que, como se ve, no son los tiempos de empezar a ser una oposición demasiado agria, pero bueno, cada cual.

2- “La sociedad michoacana debe tener la certidumbre de que en la entidad estamos avanzando y no habrá retorno hacia la inestabilidad, esto como resultado del acompañamiento y respaldo que la Federación, a través de sus instituciones de seguridad, ha brindado”: Silvano Aureoles Conejo, gobernador de Michoacán, en su participación del Día de la Marina, en el Puerto de Lázaro Cárdenas.

3- Cierto, en el caso de la desaparición del periodista Salvador Adame Pardo hay diferencias en las líneas prioritarias de investigación en las procuradurías michoacana y federal. La primera, que el motivo pudo ser por cuestiones personales, y la segunda, vinculada al crimen organizado, pero en forma literal ninguna ha desechado ni una ni otra, como tendenciosamente se maneja.

Conjuro



Como un día de playa, la visita presidencial al Puerto Lázaro Cárdenas; sólo faltaron los trajes de baño, las delicias del mar y la adoración al dios Baco…

Sobre el autor
Samuel Ponce Morales Michoacano por residencia, periodista empírico, posee dos premios estatales en crónica y en entrevista; ha sostenido charlas con la escritora Elena Poniatowska, el pintor Alfredo Zalce, el futbolista Diego Maradona, el fotógrafo cubano Alberto Korda, y el comandante sandinista Tomás Borge; ha transitado como reportero en Excelsior y El Universal, así como corresponsal de La Jornada; ha sido jefe de Información, de corresponsales y de multimedia, así como columnista de Cambio de Michoacán...
Comentarios
Columnas recientes

Morena, por todas las canicas

El misterio moronista

Y, le faltó reelegirse

El tambalear de la zona económica

Rebelión en la Costa Sierra michoacana

PARES, mujeres congresistas

Encesta Michoacán y desafía a EU

El juego por el fiscal general

Morelia, el temor con Morón

Catapulta

TEEM, tiempo, tiempo…

La lucha de Cherán en letras

La prisa de los diputados locales

PRI, más que el PRD…

Morena, los ante precandidatos

AMLO, líneas gubernamentales

UMSNH, elecciones 2018

De trompetas y Trump-Etillas

Taretan

El debate anunciado

Morena, candidato de armas

Nurio, tambores de guerra

El perverso orgullo morenista

El polémico Morelos post mortem

PT, ¿jugando con fuego?

Candidatos, renuncias y sustituciones

La Nahuatzen se incendia

Mesa de Gobernabilidad, dos puntos, dos…

UMSNH, secuelas

ZEE de LC, otro mundo

Comunidad modelo

Los candidatos pendientes…

Meade, oxígeno puro

Tras los incendiarios…

Rumbo a las campañas locales

Plurinominales, tambores de guerra

Paridad de género, una relación tortuosa…

Candidatos, el juego de la Auditoría

El ladrón que dejó de ser perredista

PRD, escupir para arriba

Salud, escupir hacia arriba

Un intento de debate senatorial

Fausto, con todo

Fausto sabe que tendrá que enfrentar una permanente guerra sucia

Lo mío no es necedad de seguir en la política: Fausto Vallejo

“No quiero saber nada del PRI”: Fausto

Maribel, focos rojos intempestivos

CNTE, ni a Zapata

Juntos hubiesen hecho historia

Gobernabilidad, independientes sin lugar

Campañas pálidas

Judicial, el otro poder…

De coaliciones y candidaturas comunes

Vuelta a la hoja del “matón”

¿El Loco Mireles?

Galimatías del PRI en Morelia

Violencia, esa percepción

Viene la guerra sucia

Cemide, sin tregua

¿Y los golpes financieros al crimen?

SPUM, el otro nepotismo

El plantón del IEM

Relevos en el gabinete, sin problemas: Gobernador

Tiripetío, carne de cañón

AMLO, cobijo al viejo PRI

Opera CJNG en Michoacán a través de franquicias

Orden en huertas de aguacate; no contra la producción sí contra del caos: Silvano

Mujeres en la política

Vandalismo partidista

Sobre los diputados chapulines

UMSNH, alerta roja

La perversión de los ex autodefensas

De polos a polos

El cinismo de Pichardo

El dilema del alcalde moreliano

En defensa del alcalde

Alfonso Martínez, arriba

El llamado del aplacado Silvano

Meade en Michoacán

PRD, hasta las de la casa

PRI, golpe al estilo castillista

Quién en la política interior

Marko, actitudes porriles

Independientes, la exclusión

Torres Piña vs García Conejo

Fausto, contracorriente

STJE, el amago sindical

La Conspiración

CNTE, las cifras que dicen más que las marchas

Un Vallejo contra Felipe Calderón

Yankel, el primero

CNTE, la lucha en redes

El Mosh

Un acuerdo incompleto

De Ostula a Paracho

El ocaso de Manuel Guillén

CNTE, métodos obsoletos

Sin vergüenza ante la Copecol

PRI en Michoacán, la lucha interna

“Si no se la comen, se la llevan…”

CNTE, bonos de qué, por qué…

El regreso de Fausto

Michoacán 2017, en finanzas el atorón

PRI, la lucha por Morelia

De Cristóbal a Godoy, pasando por Morón

PRD, la disputa por el Senado

UMSNH y el humo blanco

Morelia independiente

Congreso, reponer proceso

Las claves de la Ley de Seguridad Interior

Seguridad, hablar por hablar…

SPUM, la nomenclatura ataca

UMSNH, auditoría forense

Cabildo de Morelia, bajo la lupa

El reto del IEM, una App funcional

AMLO en tierras michoacanas

Michoacán, nadie con Meade

INE, menos recursos

Relatoría silvanista de un viaje a China

El Balsas, el otro bastión del crimen

STJE, la intromisión del Legislativo

Y nada de aquel martes…

UMSNH, la partidización

Nahuatzen, jugar con fuego

El aspirante presidencial michoacano

Represión elevada al amarillismo

PRI, por la joya de la corona

El STASPE, rehén de la CNTE

PRD, entre la limpia y la purga

Noche de Muertos, tradición y tecnología digital

Rumbo a 2018

Fiscal Anticorrupción, los sin padrinos

La gira en Estados Unidos

Universidades en crisis

El Frente, estocada a Morena y al PRI

Altozano

Protección a periodistas

De las autodefensas de Castillo a los “sicarios” de la Cocotra

¿Por qué a El Colegio de Michoacán?

El segundo hombre

Los cambios en el gabinete

El ABC de las candidaturas independientes

Cocoa, de la noche a la mañana

Descuidos de alcaldes

Ricardo Anaya, un peligro para el Frente

Pasalagua, tambores de guerra

Uriel López, independiente

Crimen en Altozano

Reaparecen los independientes

El manoseado puerto LC