Gerardo A. Herrera Pérez
DEBATAMOS MICHOACAN
100 años de ser mujer
Miércoles 23 de Agosto de 2017
A- A A+

La Constitución de 1917 invisibilizó a las mujeres, salvo el artículo 123, que comentaba acerca de la mujer al regular las relaciones de trabajo.

En la reforma constitucional de 1974 se modificaron los artículos 4, 5, 30 y 123, donde expresamente se habla de la mujer. Hoy las mujeres tienen derechos políticos, de trasmitir la nacionalidad a sus hijos, votar y ser votadas, pueden realizar trabajos nocturnos y también pueden denunciar a sus parejas para evitar la violencia doméstica; sin embargo, ello no fue fácil ni se obsequió por parte del patriarcado. Hoy, 100 años después, tenemos otro modelo de respeto a la dignidad humana y de los derechos humanos de las mujeres, que si bien está en papel, en la práctica la violencia patriarcal y la opresión no han dado de sí (“Sobre la violencia y opresión”, en Quadratín).

Terminada la Revolución y la lucha por los derechos sociales, la participación de la mujer y sus expectativas de ganar derechos cayeron literalmente en el olvido, continuaron viviendo como hoy, en cautiverios a los que alude Marcela Lagarde, control de libertad y autonomía.

No obstante, en Yucatán, con el gobernador Salvador Alvarado, se impulsaron importantes normas que ordenaban cuestiones liberales y sociales en favor de las mujeres. Salvador Alvarado sabía que brindar espacios de participación a la mujer era un principio de progreso social, era necesario buscar su autonomía, que disfrutara de sus derechos ante la ley igualitariamente que el hombre, y por ello convocó en enero de 1916 al Primer Congreso Feminista.

Las mujeres convocadas tenían que ser honradas y con conocimientos elementales. A este evento no asistió Hermila Galindo, secretaria particular de Venustiano Carranza y quien fue invitada, pero envió la ponencia “Monografía sobre la mujer”, situación de opresión de la mujer en la época.

Así, a finales de 1916 se convocó al Segundo Congreso Feminista. Asistieron pocas mujeres, Hermila Galindo tampoco volvió a presentarse pero envió un discurso, en el cual pedía se incluyera en la Constitución local de Yucatán el derecho al voto de la mujer, situación que no fue considerada. No obstante, para 1922, el derecho al voto quedó incluido en la Constitución de Yucatán.

Hermila Galindo, secretaria particular de Venustiano Carranza
Hermila Galindo, secretaria particular de Venustiano Carranza
(Foto: Especial)



Narra la historia de México que José Vasconcelos impulsó el tema de la educación y la alfabetización, recordemos que la población mayoritariamente era analfabeta en las primeros decenios del siglo XX. En este sentido se organizaron brigadas voluntarias de mujeres para atender a la población en su educación (luego serán las mujeres las que tomen preponderantemente el papel de educadoras). En ese mismo periodo de 1920 surgieron textos que denunciaban la desigualdad jurídica con respecto de la mujer.

A iniciativa del periódico Excélsior, en 1922 se conmemora por primera vez el Día de la Madre; con ello se destaca el papel social de la mujer, reproductora y ama de casa. Funciones sociales de la mujer que desde luego quedaron reforzadas por el Código Civil de 1928 donde la esposa era madre, cuidadora de la familia y de enfermos o mayores dentro del hogar.

Para 1931 surgen algunas manifestaciones en el marco de la promulgación de la Ley Federal del Trabajo, en la cual se establecieron algunas normas que protegieron el trabajo de la mujer y la maternidad. Para 1937, siendo presidente el general Cárdenas, anunció la iniciativa de otorgar el voto de la mujer, no obstante de ser aprobado, no fue publicado por la cercanía de las elecciones, con lo que la mujer seguía dependiendo del hombre.

Al concluir la Segunda Guerra Mundial en 1945, se dio paso al derecho internacional humanitario, donde México propuso la creación de la Comisión del Estatus de la Mujer como parte del Consejo Económico y Social, que fue aprobada y que hoy en día es vigente, la comisión se reúne cada 8 de marzo una semana.

En 1947, con el presidente Miguel Alemán, se garantizó a nivel constitucional que la mujer votara y ser votada para cargos de elecciones municipales. Para 1953, el 17 de octubre, se les reconoció a las mujeres como sujetos de derecho al otorgarles el derecho al voto. Si bien es plausible, este derecho al voto por sí solo no permitió acceder a otros derechos.

Los años 60 y parte de los 70 ubicamos otras ideas liberales del occidente, éstas permitieron presionar al Estado durante 1968, con la participación de jóvenes, mujeres y principalmente estudiantes en el movimiento estudiantil, justamente previo al desarrollo de los Juegos Olímpicos, muchos de estos actores sociales y políticos incluidas las mujeres cuyos cuerpos de unos y otros fueron torturados, desaparecidos, asesinados, dando inicio a la guerrilla, así como a la Guerra Sucia en México.

Para 1974, y con el firme propósito de lograr que México alineara su marco jurídico al adelanto de la mujer en el mundo, se aprobaron cambios constitucionales sobre la igualdad jurídica del hombre y la mujer y el derecho de toda persona a decidir el número de hijos y espaciamiento de éstos. Por ello, para 1975 se da la declaración del Año Internacional de la Mujer y la Primera Conferencia Internacional de la Mujer, efectuada en la Ciudad de México. A la vuelta de los años han sido pocas mujeres las que han logrado ser gobernadoras en alguna entidad, en 1979 fue ungida Griselda Álvarez como la primera gobernadora de Colima (Colima, Yucatán, Ciudad de México antes Distrito Federal, Zacatecas, Nuevo León y Tlaxcala).

Durante los años 80 del siglo XX surgen movimientos sociales organizados después de la Segunda Guerra Mundial, de campesinos, obreros, magisteriales y feministas, también los movimientos de la diversidad sexual, recordemos que fue justamente en 1979 cuando se da la Primera Marcha del Orgullo Gay en la Ciudad de México. Durante estos movimientos se demandaron cesar la discriminación y violencia contra la mujer tal como lo indicaba los tratados firmados por México.

En 1982, en Michoacán, el gobernador Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano crea la Coordinación del Programa Productivo para la Mujer Campesina, coordinado por la señora Celeste Batel y dirigido por Clara Ochoa, y en donde me tocó participar como jefe del Departamento de Organización y Capacitación a Mujeres Campesinas. El esfuerzo se diluyó al concluir la administración del ingeniero Cárdenas.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

La agenda de la población LGBTTTI

Violencia por prejuicio LGBTTTI

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

Sistema nacional antidiscriminatorio

Dignidad humana

Mercancía humana

Trabajo doméstico

Grupos vulnerados

Transexualidad

XLVII Asamblea de la OEA

Orgullo gay 2017

Orgullo o dignidad

Población afrodescendiente

Sistema Nacional de Protección Integral

Migración y derechos humanos, una nueva mirada

Diversidad cultural

Conflictos de pareja

Comunidad trans

Tortura

Transexualidad, transgeneridad y travestismo

Masculinidades, misoginia y machísimo

Cuidado y corresponsabilidad

Afrodescendientes invisibles

Galardón Jiquilpan

Tortura y tratos degradantes

Por la dignidad humana

Cultura de la paz

Educación y género

Discriminación a trans

Jurisprudencia 8/217

Cautiverio

La era Trump y lo diverso

Museo Béjar de Jiquilpan

Elegir

Retos 2017

Debatamos Michoacán: 2017

Diversidad sexual de 2016 a 2017

VIH/2030

Discapacidad

A 33 años del VIH

Identidad de vaquero

Personas jóvenes de Uruapan

Comisión de Puntos Constitucionales

La diversidad somos todos

Derechos humanos en la educación

Construcción de conciencia social

Debatamos Michoacán

Paz

A 40 años de la agenda gay

Los derechos de inculpado y víctima

Diálogo, tolerancia y respeto

San Antonio Molinos

Buenavista

Cartilla LGBTTTI

Osos

Desarrollo humano

Mecanismos de opresión

La muerte

Reforma y matrimonio civil

Derechos humanos y desarrollo

Diversidad y respeto

Cuerpo, mercancía, trata

La diferencia

Marco normativo LGBTTTI

Odio

Arqueología del matrimonio igualitario

Disidentes sexuales

Lo humano, la persona, su dignidad

Derechos humanos

La vejez

Rostros de violencia

Miedo, tolerancia e información

Trata de personas en México

2,500 años de opresión de la mujer

Conflicto cultural por el valor de la diversidad

Matrimonio igualitario, concubinato, familia

Bullying, disciplinar los cuerpos

San Ildefonso

Mujeres Aliadas

Matrimonio igualitario, último prejuicio

Pladiem 2015-2021

Mecanismos de seguimiento, ¿para qué?

Igualdad sustantiva (segunda parte)

Igualdad sustantiva (primera parte)

2016

Plan de Desarrollo Integral del Estado de Michoacán 2015-2021

El derecho a conocer los derechos

Visibilidad social en La Piedad

VIH, tiempo, espacios y cuerpos

Conciencia social

Día Internacional de la Tolerancia

Derechos humanos

Ambiente laboral incluyente

Consejo Estatal para Prevenir la Discriminación

Dirección de diversidad sexual y bisexualidad en Michoacán

Trabajo doméstico

Informar para transparentar

Identidad trans

Agenda legislativa 15-18

Derecho a la diferencia

Lo privado no debe volverse público

La cultura y el desarrollo

Debatamos Michoacán

ITS y el condón

Corte Interamericana, movimiento social y matrimonio igualitario

Silvano y la agenda de la dignidad humana

Laicidad

Afrodescendientes, ¿dónde están?

Hablar de los derechos humanos

Jurisprudencia 43/2015, Iglesia católica y discurso político

Jurisprudencia 43/2015

\"Cuarto Aniversario de la reforma constitucional en materia de derechos humanos\"

Intolerancia

¿El closet institucionalizado?

17 de mayo

Homofobia, democracia sexual o diversidad

Homofobia, democracia sexual o diversidad

El ombudsman

Discriminación racial

¿Quiénes son los grupos vulnerados?

Femicidio o Feminicidio, ¿cuál?

Cero VIH

Bioética, persona y sociedad

Transgresores en Morelia

Armonización

Vasco de Quiroga, salud y ciudadanía

Bando de Buen Gobierno Churintzio

Alondra y Quimi en Arteaga

El liderazgo de la discapacidad

Pedro en Tuzantla

Holocausto

Investigación

Consejo Municipal de Igualdad

Niños y niñas

El odio

La diferencia de trato social

Los derechos humanos

1 y 3 de diciembre

Agenda CNDH 2014-2019

Jóvenes por la Paz en Cuitzeo

Política antidiscriminatoria

Programa Antidiscriminatorio de Michoacán

Día Nacional contra la Discriminación

“Interculturalidad: diversidad y paz”

Federación Iberoamericana del Ombudsman

Presea Vasco de Quiroga

Convenios y seguimiento y evaluación

Discurso de odio en Durango