Gerardo A. Herrera Pérez
Debatamos Michoacán
La agenda de la población LGBTTTI
Miércoles 20 de Septiembre de 2017

Primera de dos partes.

A- A A+

Después de las reformas constitucionales de 2011, las sexualidades emergentes dejaron de serlo para pasar a ser sexualidades reconocidas por la Constitución; dichas reformas reconocen como derecho positivo mexicano los tratados internacionales en materia de derechos humanos suscritos por México, así como el derecho pro persona, entre otros avances.

En la Ciudad de México, algunos miembros de la comunidad trans presentaron una propuesta de agenda a través de nueve temas hegemónicos
En la Ciudad de México, algunos miembros de la comunidad trans presentaron una propuesta de agenda a través de nueve temas hegemónicos
(Foto: Cuartoscuro)

En este sentido, distintos instrumentos jurídicos han permitido legitimar la lucha de los nuevos movimientos sociales, desarrollados en su última etapa después de la Segunda Guerra Mundial del siglo XX, destacando la Declaración Universal de Derechos Humanos, así como los pactos internacionales, en la cual se estableció que los estados firmantes deben reconocer y garantizar a todas las personas sus derechos económicos, sociales, políticos, culturales y cívicos.

El 18 de diciembre de 1980, la Cámara de Senadores del Congreso de la Unión aprobó la adhesión del Estado mexicano a la Convención Americana sobre Derechos Humanos Pacto de San José de Costa Rica. En dicha Convención se establece la obligación al Estado mexicano de respetar, garantizar y proteger los derechos políticos, civiles, económicos, sociales y culturales de las personas; desde luego su Protocolo de San Salvador.

La Declaración de Montreal sobre los Derechos Humanos de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Transexuales es un documento adoptado el 29 de julio de 2006 en Montreal, Quebec, Canadá, que tiene como propósito garantizar las libertades fundamentales y la prevención de discriminación de personas LGBTTTI.

Del 6 al 9 de noviembre de 2006 se crearon los Principios de Yogyakarta sobre la Aplicación de la Legislación Internacional de Derechos Humanos en Relación con la Orientación Sexual y la Identidad de Género, que tienen como objetivo promover el respeto a todos los seres humanos de todas las orientaciones sexuales e identidades de género al pleno disfrute de todos los derechos humanos.

En 2008, la Asamblea General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) adoptó, por primera vez en su historia, la resolución AG/RES. 2435 (XXXVIII-O/08), dedicada a los derechos humanos y su vinculación con la orientación sexual e identidad de género, haciéndola de la observancia de los estados integrantes de la OEA de la cual México forma parte; adicionalmente de las resoluciones por parte de la ONU que están vertidas en el mismo sentido. Adicionalmente de otras resoluciones que se han generado posteriormente.

El 12 de noviembre de 2015, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos emitió el informe Violencia contra Personas Lesbianas, Gay, Bisexuales, Trans e Intersex (LGBTTTI) en América con recomendaciones para los estados parte, que se orientan a la armonización de los marcos normativos y al diseño de políticas públicas incluyentes para el respeto de los derechos humanos de las poblaciones LGBTTTI.

Incluso la Suprema Corte de Justicia de la Nación presento el “Protocolo de actuación para quienes imparten justicia en casos que involucren la orientación sexual o la identidad de género”, que ha permitido ser presentado tanto en la sede de la SCJN como en sus Casas de la Cultura Jurídica de México y que constituye un instrumento importante para juzgar sin cometer violaciones de los derechos humanos.

En este marco y desde ya hace varios años, distintas organizaciones de personas con orientación sexual distinta a la heterosexual y con identidad de género ha emprendido acciones negociar agendas públicas en beneficio de las comunidades LGBTTTI.

Así, y con el reconocimiento de una lucha permanente se han tenido logros importantes, en algún tiempo los mismos se centraron en el matrimonio igualitario y la adopción, dejando de lado otros derechos que son igualmente importantes.

Por esta razón estamos viendo que en diferentes institutos políticos se están moviendo las expresiones de la diversidad sexual para generar propuestas de agendas mínimas, o bien agendas máximas, para que se incluyan en las plataformas políticas.

En este sentido, hace unos días, en la Ciudad de México, algunos miembros de la comunidad trans presentaron una propuesta de agenda a través de nueve temas hegemónicos, entre los cuales se destaca:

1- Alinear todos los códigos familiares y/o civiles para el trámite administrativo de “Reconocimiento de cambio de identidad de género”.
2- Acceso a la salud integral de todas las personas LGBTTTI.
3- Despatologización y salida de abordajes psiquiátricos a las condiciones transgénero y libre autodeterminación de los cuerpos de las personas intersexuales.
4- Garantizar los derechos políticos de la población LGBTTTI en todos los niveles de gobierno, cubriendo un porcentaje proporcional en el marco de la igualdad sustantiva.
5- Asegurar una educación laica y una educación sexual con fundamento científico en la educación básica y la educación media superior.
6- Diseño e instrumentación de programas y políticas públicas encaminadas a la visibilización y no discriminación de las personas LGBTTTI.
7- Atención a personas adultas mayores LGBTTTI.
8- Solicitar que el FAD suscriba los Principios de Yogyakartha y hacer efectivo el principio de progresividad y pro persona.
9- Garantizar el acceso al trabajo para las personas LGBTTTI, sin discriminación y acorde a la norma constitucional.

Este ejercicio ciudadano de las compañeras trans es importante y recoge seguramente las expectativas y necesidades de las poblaciones LGBTTTI. Es un trabajo y esfuerzo que debemos de valorar y considerar.
Esta agenda nos plantea la necesidad de ir más allá del matrimonio igualitario y la adopción, toda vez que no se incluye en el pronunciamiento de los nueve puntos de la agenda, esto es importante porque hay un golpe de timón en la construcción de una agenda; hoy esa agenda cambia y no está dirigida exclusivamente a la comunidad LGB, sino es una agenda que recoge las necesidades de las comunidad TTTI.

Pero me parece que las personas que viven en el acrónimo LGBTTTI deben plantearse un escenario de una agenda máxima que toque los cinco ejes de los derechos humanos: de igualdad, libertad, seguridad jurídica, seguridad social y todo lo relacionado con propiedad. Es el momento de ir por todo, finalmente el concepto pro persona y los fines de los derechos humanos lo permiten, toda vez que los mismos son universales, interdependientes, indivisibles y progresivos y obligan al Estado a prevenir, investigar, sancionar y reparar las violaciones a los derechos humanos, en los términos que establezca la ley.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Discapacidad en Cuitzeo y Santa Ana Maya

Ley de Seguridad Interior

Duele la violencia contra la mujer

Derechos políticos de la diversidad sexual

Baños todo género

Talla baja

Baston blanco

Las tecnologías de la información y la comunicación

Afrodescendientes mexicanos

Violencia obstétrica

Agenda LGBTTTI

La agenda de la población LGBTTTI

Violencia por prejuicio LGBTTTI

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

100 años de ser mujer

Sistema nacional antidiscriminatorio

Dignidad humana

Mercancía humana

Trabajo doméstico

Grupos vulnerados

Transexualidad

XLVII Asamblea de la OEA

Orgullo gay 2017

Orgullo o dignidad

Población afrodescendiente

Sistema Nacional de Protección Integral

Migración y derechos humanos, una nueva mirada

Diversidad cultural

Conflictos de pareja

Comunidad trans

Tortura

Transexualidad, transgeneridad y travestismo

Masculinidades, misoginia y machísimo

Cuidado y corresponsabilidad

Afrodescendientes invisibles

Galardón Jiquilpan

Tortura y tratos degradantes

Por la dignidad humana

Cultura de la paz

Educación y género

Discriminación a trans

Jurisprudencia 8/217

Cautiverio

La era Trump y lo diverso

Museo Béjar de Jiquilpan

Elegir

Retos 2017

Debatamos Michoacán: 2017

Diversidad sexual de 2016 a 2017

VIH/2030

Discapacidad

A 33 años del VIH

Identidad de vaquero

Personas jóvenes de Uruapan

Comisión de Puntos Constitucionales

La diversidad somos todos

Derechos humanos en la educación

Construcción de conciencia social

Debatamos Michoacán

Paz

A 40 años de la agenda gay

Los derechos de inculpado y víctima

Diálogo, tolerancia y respeto

San Antonio Molinos

Buenavista

Cartilla LGBTTTI

Osos

Desarrollo humano

Mecanismos de opresión

La muerte

Reforma y matrimonio civil

Derechos humanos y desarrollo

Diversidad y respeto

Cuerpo, mercancía, trata

La diferencia

Marco normativo LGBTTTI

Odio

Arqueología del matrimonio igualitario

Disidentes sexuales

Lo humano, la persona, su dignidad

Derechos humanos

La vejez

Rostros de violencia

Miedo, tolerancia e información

Trata de personas en México

2,500 años de opresión de la mujer

Conflicto cultural por el valor de la diversidad

Matrimonio igualitario, concubinato, familia

Bullying, disciplinar los cuerpos

San Ildefonso

Mujeres Aliadas

Matrimonio igualitario, último prejuicio

Pladiem 2015-2021

Mecanismos de seguimiento, ¿para qué?

Igualdad sustantiva (segunda parte)

Igualdad sustantiva (primera parte)

2016

Plan de Desarrollo Integral del Estado de Michoacán 2015-2021

El derecho a conocer los derechos

Visibilidad social en La Piedad

VIH, tiempo, espacios y cuerpos

Conciencia social

Día Internacional de la Tolerancia

Derechos humanos

Ambiente laboral incluyente

Consejo Estatal para Prevenir la Discriminación

Dirección de diversidad sexual y bisexualidad en Michoacán

Trabajo doméstico

Informar para transparentar

Identidad trans

Agenda legislativa 15-18

Derecho a la diferencia

Lo privado no debe volverse público

La cultura y el desarrollo

Debatamos Michoacán

ITS y el condón

Corte Interamericana, movimiento social y matrimonio igualitario

Silvano y la agenda de la dignidad humana

Laicidad

Afrodescendientes, ¿dónde están?

Hablar de los derechos humanos

Jurisprudencia 43/2015, Iglesia católica y discurso político

Jurisprudencia 43/2015

\"Cuarto Aniversario de la reforma constitucional en materia de derechos humanos\"

Intolerancia

¿El closet institucionalizado?

17 de mayo

Homofobia, democracia sexual o diversidad

Homofobia, democracia sexual o diversidad

El ombudsman

Discriminación racial

¿Quiénes son los grupos vulnerados?

Femicidio o Feminicidio, ¿cuál?

Cero VIH

Bioética, persona y sociedad

Transgresores en Morelia

Armonización

Vasco de Quiroga, salud y ciudadanía

Bando de Buen Gobierno Churintzio

Alondra y Quimi en Arteaga

El liderazgo de la discapacidad

Pedro en Tuzantla

Holocausto

Investigación

Consejo Municipal de Igualdad

Niños y niñas

El odio

La diferencia de trato social

Los derechos humanos