Carlos Enrique Tapia
Opinión
Migración México-EU peligros para México (segunda parte)
Miércoles 28 de Marzo de 2018
A- A A+

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, con el candidato presidencial del PRI, José Antonio Meade.
El presidente de México, Enrique Peña Nieto, con el candidato presidencial del PRI, José Antonio Meade.
(Foto: Especial)

Enrique Peña Nieto está decidido a descarrilar el proceso electoral de 2018 con sus obscenas intervenciones. Un día, sin nombrar, defiende a su mediocre candidato, quien de ciudadano nada tiene y es al menos cómplice de impunidades y corruptelas, y otro, arenga sobre si la elección definirá el desarrollo, sus “reformas estructurales”, la continuidad.

Sin embargo, miente. El 1º de julio de 2018 está en juego la democracia, la decisión de los mexicanos, el rumbo del país que la mayoría tiene derecho a decidir con su voto libre e informado. No es un asunto de continuidad, “desarrollo”, las fallidas “reformas estructurales” de los neoliberales depredadores, tampoco de prolongar la estancia del PRI en Los Pinos.

El “desarrollo”, o lo que los neoliberales depredadores llaman “desarrollo”, no está en juego. Se cuestiona la corrupción, la cual es la marca del PRI-gobierno. Ni José Antonio Meade o Ricardo Anaya, ambos candidatos de la alianza real PRI-PAN, cuya corrupción es evidente, buscan acabarla, sino continuar la complicidad y extender los privilegios que implica.

Por ello, someter a las elecciones el avance o retroceso de la supuesta Reforma Energética es una falsa disyuntiva. En realidad lo que pretende someter a escrutinio es la garantía de un proceso electoral limpio, sin cuestionamiento, legítimo. Enrique Peña Nieto arribó a Los Pinos con cierta legitimidad después de otro escandaloso fraude electoral.

De acuerdo con Enrique Peña Nieto, se decidiría por la supuesta libertad de los consumidores, un modelo cerrado o abierto o que Pemex y los mexicanos paguen por una empresa hundida por el mismo gobierno. Afirma que unos 200 mil millones de dólares están comprometidos, pero en realidad son papeles, simples discursos. Nada real como se pretende hacer creer.

El caso de la construcción del aeropuerto de la Ciudad de México también está bajo sospecha, a pesar de los alegatos simplistas del candidato del PRI-gobierno y del candidato de la alianza corrupta PAN-PRD-MC, que se está alineando al PRI-gobierno. En unos días, incluyendo a Margarita Zavala, engañosa “independiente”, todos se irán contra el puntero.

La construcción de la faraónica obra en Texcoco, en terrenos poco propicios, podría convertirse en otro escándalo de corrupción del gobierno de Enrique Peña Nieto, además de que apuradamente compromete deuda pública -45 por ciento de los recursos fondeados es de las Afores, las pensiones de millones de mexicanos, atando a la próxima administración.

Quienes defienden la depredación de Pemex y el nuevo aeropuerto son cómplices de eventos opacos, alianzas y negocios oscuros. Según José Antonio Meade, el Estado de Derecho no se discute, pero representa al PRI, partido político corrupto y que jamás ha respetado las leyes. Más peligros para México en un contexto electoral sin arbitro confiable.

Obviedades. 1. Verdad o asunto mediático, el gobierno michoacano debe investigar, sin amiguismos ni partidismos, el supuesto acoso sexual en el Icatmi. El acoso contra las mujeres no es una “broma”, como aparentemente afirmó el director de esa instancia, porque el aparato burocrático está plagado de ese tipo de “bromas” solapadas por los mismos funcionarios, incluida la inoperante Secretaría de la Mujer. 2. Vergonzoso que los conservacionistas de Zoocheck se suban a la mediocre ola propagandística del PRI que usa a la osa Yupik, abusando del poder mediático para maltratar y lucrar con un animal y confundir a los michoacanos. 3. Al gobernador Corral de Chihuahua se le acaba su aura mediática. La caravana que armó para posicionar en el primer lugar a Ricardo Anaya se desfondó. 4. La defensa irrestricta de José Antonio Meade de los impresentables de la lista del PRI, varios cuestionados por distintas situaciones, pinta muy bien al fanático miembro del PRI-gobierno, cuyas complicidades y corruptelas todos los mexicanos conocen. 5. El ex canciller del gobierno del PAN, partido que afinó corrupción, impunidad, complicidad y contubernios con el PRI, dice que “AMLO es como Echeverría”, pero su amigo Anaya, quien ahora cargará con los fracasos del pasado, resume la impudicia PAN-PRI que pretende seguir en el poder. 6. Algunos analistas, críticos y de derecha, se han sentido ofendidos y desilusionados por los resultados revelados por el INE sobre las firmas reunidas por los aspirantes presidenciales “independientes”, pero ese organismo electoral aplicó doble rasero, pues a la favorita del PRI-gobierno le facilitó el registro a pesar de que, como a Jaime Rodríguez El Bronco y Armando Ríos Piter, se le invalidaron más de 200 mil firmas. 7. Los medios michoacanos serios, como Cambio de Michoacán, no hacen apología de la delincuencia, pero no es el caso de algunos portales en la web, varios aceitados con recursos públicos. Es vergonzoso que el gobierno michoacano aplique el mismo rasero a todos, lo que parece un acto de censura, mientras periodistas y medios chayoteros hacen de las suyas, con dineros públicos, empañando al buen periodismo. 8. El 14 de marzo, al conmemorarse un aniversario más del humanista Vasco de Quiroga, el rector de la UMSNH mintió aviesamente sobre el legado en Michoacán del gran personaje. Ya se está haciendo costumbre al neoliberal y fan del PRI inventar discursos que los ilustres muertos no pueden cuestionar. 9. ¿Fanfarrias a los datos “mixtos” de la pobreza? Coneval dice que en 2008-2016 creció el número de pobres 3.9 millones, pero 2.9 millones salieron de la pobreza extrema, es decir son simplemente pobres. ¿¡Yupi!? 10. Raúl Hinojosa Ojeda, de UCLA, miente sobre las remesas y su impacto en Michoacán y en México. A la entidad no llegan los miles de millones de dólares como el Banco de México indica; llegan pesos, fragmentados en cada familia receptora y, acorde con el banco central, el promedio recibido ha ido cayendo, además de que es dinero privado, no del gobierno o de los líderes migrantes o la UMSNH. Última: En Nuevo Laredo, Tamaulipas, una familia fue atacada desde un helicóptero de la Marina, acorde con testimonios que la instancia militar ha pretendido negar. Urge parar la Ley de Seguridad Interior.

Sobre el autor
Antropólogo social, doctor en Historia. Colabora en Cambio de Michoacán desde 1996, con una breve interrupción en 2001-2003. Se especializa en estudios migratorios, en particular la historia y problemática actual de la migración México-Estados Unidos, Michoacán-Estados Unidos, y problemas relacionados con políticas públicas, desarrollo socioeconómico, tendencias políticas y partidistas, participación ciudadana. Por ello dedica también sus columnas a entender y analizar el rumbo social, económico, político y cultural de Michoacán y México en general, desde una perspectiva crítica y ciudadana.
Comentarios
Columnas recientes

La agenda del nuevo gobierno

Damnificados y ganadores

La última y nos vamos

Ofensiva desestabilizadora 2

Meade, entre la nada y la violencia de género

Anaya, patético y provocador, Meade, la nada

Verdad y justicia

Apología del delito

Anaya, el mitómano

Las mentiras de Anaya y Meade

Arbitrariedad e ilegalidad

Falsos debates, guerras de odio

¿Competencia o guerra?

Migración México-EU peligros para México (segunda parte)

Peligros para México

Viejas nuevas guerras sucias

Migración México-EU

El tufo de la corrupción y una supuesta superioridad moral

Peligros, encuestas e inseguridad

Un sexenio de sangre y corrupción

(Pre)campañas: viejas marrullerías y politiquería

“Acuerdo” de civilidad, autismo intelectual, redes sociales irritantes, corrupción

Feminicidio, Chihuahua, Iglesia católica, Marichuy, Meade y la corrupción

Chihuahua, “países de mierda”, guerra sucia, berrinche

2017: autoritarismo, violencia y corrupción

Vivir en un país ajeno

Amnistía, perdón, justicia o militarización

Meade: simulación e impunidad

Simulaciones predecibles

Corrupción en México

Violencias, miedo y ruptura social

Corrupción, pobreza, alianzas cupulares, feminicidios, rachita, cacería de perredistas

PRD: ¿centro o derecha?

Gabinete, Uber, violencia, PGR, independientes, retórica, ex panistas, remesas

TLCAN, independientes, Uber y otras ¿nimiedades?

Reconstrucción: Negocio y desmovilización ciudadana

El retorno de la ciudadanía

Es el patriarcado, estúpido

Dreamers: sueño diferido

Historias interminables

Por la izquierda o la derecha

TLCAN: ¿Renegociar, modernizar o vuelta atrás

Espectáculos, negocios y narco

La vía México-Estados Unidos contra Maduro

Muerte migrante

¿Fe, esperanza y caridad?

Socavones

Murmullos y persecuciones

Migración internacional: el desfasado optimismo de la OCDE

Desvaríos del autoritarismo

Gobiernos fallidos, democracias fraudulentas

Normalizando la corrupción y el fraude

Corrupción, continuidad o alternancia

El otro Michoacán

Morelia, entre la inseguridad y el blof

México, país de feminicidas

Remesas, ¿el mantra de un desarrollo fallido?

Desaparecidos, desplazados y deportados

Abuso de poder

La era Trump: frivolidad y dureza

Pueblos indígenas: pobreza, delincuencia, inseguridad

Mentes aviesas

Neoliberalismo o populismo

Irresponsables

Mando Único, campañas electorales, modelo educativo, mujeres

Retóricas perturbadoras

Movilidad social, salarios y desigualdades

Guerra antiinmigrante

El colapso de un modelo económico y la zanahoria migrante

Patetismo gubernamental y circo mediático

El odio como política y la oscuridad como subordinación

Rise up woman

Muros, austeridades y otras nimiedades

Patéticos y vacíos

¿Confianza, unidad?

Retórica migrante y antiinmigrante

Radicales, canonjías, transparencia, guerra esquizofrénica

Pendientes

Trump, presidente

Trump, presidente

Trump, presidente

La elección del miedo

Jodiendo a México

La migración mexicana en las elecciones estadounidenses

CNTE, normalistas, rechazados

Nuestras violencias cotidianas

Corruptos ¿todos?

Propaganda o estrategia

Propaganda o estrategia

El indiscreto encanto del odio y el miedo

La pifia

El colapso neoliberal

Violencias

Pensiones

Días de encono y mentiras

Un falso debate

Periodismo crítico bajo acoso

Vivir del pasado, mentir sobre el pasado

Autodefensas

Vivir del pasado, mentir sobre el pasado

Autodefensas

Populismo e impunidad

Desgaste local, desgaste global

La respuesta autoritaria de un gobierno agotado

Los peligros para México

Narcocorridos, violencia contra las mujeres, elecciones

Guerra sucia y farsa electoral

La confrontación

Las falacias de la sustentabilidad y la adaptación al cambio climático

Trump ¿presidente?

Mujeres, CNTE, Ayotzinapa, golpismo

Barbarie y esquizofrenia

Parabienes anticipados

Un alcalde “independiente”

Apagando fuegos

¿Peligro de extinción?

Migración México-EU

Oprobiosa utopía

Credibilidad

Clientelismo y populismo

Las ausencias de Bergoglio, las indulgencias gubernamentales

Francisco en el país de las apariencias

Milagros mediáticos

Indefensión

Corrupción y cultura

Chapoaventuras

Incertidumbres

18 de diciembre

Desafíos

Migración y remesas

Cotidianeidades

Barbarie contra barbarie

Pongámonos lúdicos

Ahí viene el lobo

Educación pública: La disputa por un bien público

Desigualdades y reformas

La otra crisis

Buenos (y no tan buenos) deseos del “nuevo comienzo”

Ayotzinapa, la infamia

Congruencias e incongruencias

Refugiados, desplazados, asilados, migrantes

Reformismo o populismo

La propaganda del fracaso

San Fernando, Tamaulipas, cinco años de una masacre

Dos años

Periodismo asediado

Retos

Morelia

¿El “nuevo comienzo”?

Vapuleados