Xuchitl Vázquez Pallares
Opinión
El amor es la única manera…
Jueves 24 de Mayo de 2018
A- A A+

El sábado pasado por la mañana, me la pasé viendo la boda de Meghan y Harry. Me interesaba ver como la realeza se va “acomodando-transformando” para permanecer en el poder. Esta boda fue buen ejemplo. El stablishment parecía ceder, sin embargo se seguía el protocolo al pie de la letra.

Hace meses vi la serie Suits, la cual me encantó. Ver los juegos del poder, como el capitalismo o neoliberalismo tiene como base la corrupción y la competencia desleal, ver los modelos de belleza, el lenguaje corporal de quienes todo lo tienen y de los que no lo tenían pero logran llegar a él, van adquiriendo nuevo look, cambiando su forma de hablar y hasta gustos culinarios.

Ahí conocí, por decirlo de alguna manera, a Meghan Merkle, ni idea tenía que era novia del Príncipe Harry. El cuento de hadas del príncipe enamorado de una plebeya se hacía realidad. Permitiendo así recrear y reafirmar el poder de la realeza de hacer realidad los sueños de los plebeyos.

Al mismo tiempo de pensar esto, internamente deseaba que Meghan lograra su sueño. Y lo hizo. Ojalá le vaya bien, que logre vencer los anquilosados modelos de ser, estar, y maneras de pensar, de su nueva familia. Al menos el día de la boda lo logró, reivindicando sus raíces africanas.

Rachel Meghan Markle nació en Los Ángeles, California. Su madre, Doria Loyce Ragland, es afro estadounidense, trabajadora social e instructora de yoga, vive en el barrio de Crensahw uno de los barrios más conflictivos de Los Ángeles. Tiene deudas con los bancos, al igual que miles de norteamericanos. Cuando paseaba a Meghan de bebe, la gente creía era su niñera, pues ella es negra y su hija de piel clara. Una negra con un bebé blanco no era algo habitual hace 35 años. Las parejas interraciales siguen siendo una rareza, que a algunas sociedades les cuesta aceptar. Obvio ha sufrido de clasismo y discriminación. El día de la boda en sus ojos se veía el gran amor por su hija, su enorme deseo de que le fuera bien, pero al mismo tiempo se podía ver su miedo, su desconfianza y esperanza.

Los padres de Meghan se divorciaron cuando ella tenía seis años. Siempre ha vivido con su madre, a su padre lo ha visto mucho menos de lo que hubiese querido.

Thomas Wayne Markle, padre de Meghan es cineasta, director de fotografía retirado, en la actualidad vive en México.

Sin duda es hija de padres muy especiales; valientes, contestatarios y sumamente humanistas y sensibles. Se atrevieron a ser pareja, tener una hija y afrontar todo tipo de problemas por esta decisión. Meghan heredo de su padre el amor por el cine, de su madre, su pasión por África, así como la disciplina de hacer yoga.

Ojalá logre mucho más de lo que logró el día de su boda. Fue maravilloso ver a sacerdotes de distintas religiones oficiando, y en especial fue histórico el sermón pronunciado por el obispo Michael Curry, primer líder negro de la Iglesia Episcopal estadounidense, fue el elegido por los novios para dar el sermón principal. Sus ancestros llegaron a Estados Unidos como esclavos, y dejaron sus huellas en Alabama y Carolina del Norte; fue asistente de Bobby Kennedy. Es reconocido como ferviente militante por la justicia racial.

Transcribo partes de lo dicho en la boda por el obispo Michael Curry:

Hay poder en el amor.

El amor puede ayudar y puede sanar cuando nada más puede.

El amor puede levantar y liberar para vivir cuando nada más lo haría.

El amor del que hablamos no es solo para parejas que se van a casar o solo para relaciones interpersonales.

Jesús de Nazaret nos enseño que la manera del amor es el camino a una verdadera relación con el Dios que nos creo a todos, y el camino a una verdadera relación con cada uno como hijos de ese Dios, como hermanos y hermanas en la familia de Dios humana.

Un erudito lo dijo de este modo: Jesús ha fundado el movimiento más revolucionario de la historia humana: un movimiento construido en el amor incondicional de Dios por el mundo y el mandato de vivir ese amor.

Estoy hablando de poder. Poder real – poder para cambiar el mundo.

Ese modo de amor altruista, sin importar sacrificios, redentor, puede cambiar vidas y puede cambiar el mundo.

Si no me crees, solo détente y piensa e imagina un mundo donde el amor sea el camino.

Imagina nuestros hogares y familias cuando este tipo de amor es el camino. Imagina nuestros vecindarios y comunidades cuando el amor es el camino. Imagina nuestros gobiernos y naciones cuando el amor es el camino. Imagina negocios y comercios cuando el amor es el camino. Imagina este tercer viejo mundo cuando el amor es el camino.

Ningún niño se iría a la cama con hambre en un mundo como ese. Cuando el amor sea el camino, permitiremos que la justicia ruede como una poderosa corriente y la rectitud como un libro eternamente fluyendo. Cuando el amor sea el camino, la pobreza será historia. Cuando el amor sea el camino, la tierra será un santuario. Cuando el amor sea el camino, depondremos las espadas y los escudos a la orilla del rio para nunca más hacer la guerra.

Cuando el amor es el camino, hay suficiente espacio -buen espacio- para todos. Cuando el amor es el camino, nos tratamos uno a otros como si en verdad fuéramos familia. Cuando el amor es el camino, sabemos que Dios es la fuente de todos nosotros. Somos hermanos y hermanas, hijos de Dios. Ese es un Nuevo paraíso, una nueva tierra, un nuevo mundo, una nueva familia humana. El amor es el verdadero fuego y energía de la vida real, Martin Luther King tenía razón: debemos descubrir el amor, el poder redentor del amor. Y cuando lo hagamos, haremos de este viejo mundo un nuevo mundo.”

Mientras el Obispo decía este sabio y sensible sermón, la cámara enfocaba los rostros de los invitados. Observe el rostro de la Reina, inexpresivo, adusto, como si no oyera.

Necesitamos cambiar este mundo. Necesitamos cambiar los patrones mentales de dominación, explotación, desigualdad, deshonestidad, avaricia, egoísmo, violencia y maldad. El camino sin duda es el amor, el hacer el bien por y para los otros. Jesús, Gandhi y Martin Luther King mostraron como el amor es transformador alquímico. El amor es el camino para hacer realidad los sueños de la humanidad.

Recordemos; lo que imaginamos, puede convertirse en realidad. Imaginemos otro mundo donde no exista la injusticia en todos sus modos y acepciones. Hagamos todo para lograr hacerlo realidad.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

La dadora de vida…

Hacer realidad los sueños…

Por fin se valorará la historia y la cultura…

¿Buen Fin…?

El agua…

Desplazados por la pobreza e injusticias…

Mictlantecuhtli cierra círculos…

Tierra mía, mi tierra…

Vencer a la desesperanza…

A 526 años…

No se olvida…

Tormentas y enseñanzas de septiembre

México tiembla…

Héroes…

Inoperancia, corrupción e impunidad…

Leer, escribir, pensar, son actos de resistencia...

Ya no es ficción

¿Para qué más armas...?

El 8 de agosto de 1879….

Crímenes sin castigo….

Urge otro tipo de desarrollo…

Sueños que se hacen realidad…

Qué mundo este…

Crónica de un triunfo anhelado…

Tenemos que seguir...

Luz y Oscuridad…

Sin cultura política…

Es cuestión de seguridad nacional…

Porque Nurío…

El amor es la única manera…

21 de mayo…

Fechas memorables…

Desde 1886 para acá…

De interés nacional es saber…

Siria سوريا Sūriya

Mina de oro…

El mejor homenaje es lograr que haya justicia…

Óscar, Natalio y Rafael…

Flores para los grandes hombres…

Aves, flor y canto…

La codicia por el oro y riquezas…

Valorar nuestras raíces ancestrales…

Hagamos historia recuperando este país…

De la luna…

En lo pequeño y en lo cotidiano…

Materia de sobrevivencia y seguridad nacional…

Para prender la luz…

Magia y esperanza…

Sonaja de plata…

Todos somos autodefensas…

Nuestra casa, México…

Dos grandes, un anhelo…

Apuesto por la resistencia y la esperanza…

Recordar el porqué y para qué…

Advertencia a la humanidad…

Hablando del paraíso…

Más allá de la muerte…

A pesar de los pasares…

19 de octubre de 1970…

De despojos e injusticias…

Hemos de aprender…

Los muros hablan…

19 de septiembre de 2017…

Oaxaca no es Miami…

Y seguimos sin hacer nada…

No es ningún secreto…

Claroscuro…

13 de agosto de 1521…

A Emiliano…

¿Dónde quedó la responsabilidad?

Transa redonda…

El volcán que no es volcán…

El 6 de julio tampoco se olvida…

Hasta siempre, Eva…

Ciudadanos trabajando por un mejor país…

Obra de luz…

Parece pesadilla…

Hombres locos…

Por amor al arte…

No se puede matar la verdad…

Día de la Madres…

Motor de la historia

El conocimiento es luz

¿No hay dinero…?

Sobre lo sucedido en Arantepacua

Aprendamos de la historia

Sin concesiones

La desnacionalización

Mujeres

Se desató el capitalismo salvaje…

Hablamos

De lunas, migrantes y mentes luminosas

Queremos que las cosas ya no sean como son

Muros…

¿De verdad creyeron que nos iban a callar?

¿Qué se debió haber hecho?

No hay sueños imposibles

País petrolero sin gasolina ni dinero

Fechas y tradiciones milenarias

Áreas protegidas

Hasta siempre, Comandante

El imperio ataca

El mal sueño ha comenzado

Unirse para lograr otro mundo

El alma de México

La palabra y el arte, armas indestructibles

Cómo quisiera que estuvieras aquí…

Política energética

Sus políticas han fallado

Cuánta falta haces José María Morelos…

En aras de intereses económicos se está devastando al país

Al grito…

Totalmente justo

Derechos no respetados…

Con la misma piedra…

Incentivar el conocimiento

¡A sembrar!

8 de agosto de 1879

México Tenochtitlan, 691 años

La violencia pone en evidencia

La lucha sigue…

6 de julio de 1988…

30 de Junio, la noche de la victoria…

El hilo conductor, el reclamo de justicia

No más antidiversidad

Tenemos que hacer valer la libertad de expresión…

A Sagrario...

La energía que mueve al mundo

Semillas de conciencia…

Anhelo que aún vive…

Sin palabras…

¿Qué traen entre manos?

Esto no puede llamarse desarrollo

Panamá Papers…

Es importante conservar la memoria histórica…

Este 26 de marzo…

Hay muchos 18 de marzo por lograr…

De raíces profundas…

“Spotlight”…

La salud es un lujo

Cada uno de nosotros podemos y debemos cambiar las cosas…

La esperanza puede hacerse realidad…

Imagina la paz…

Arcas vacías…

Con tal de tener ganancias…

Dejemos atrás las telenovelas…

Los 6 de enero

Noche de la esperanza

Desigualdad abismal…

Evitemos su extinción…