Gilberto Vivanco González
Vivilladas
Elba Esther… ¿libertad pactada?
Viernes 10 de Agosto de 2018
A- A A+

Andrés Manuel López Obrador es un hombre de mucha simbología, por eso es impredecible; juega con su habilidad, con su liderazgo, con su poder, mismo que a lo largo de casi tres décadas lo han llevado a conseguir la presidencia del país; muchos lo quieren, otros tanto no y mucho menos lo valoran. Los antipejes querían irse del país, querían suicidarse, y nada pasó, ni se murieron, ni se fueron y están viendo otra realidad muy distinta a la que, de manera irresponsable, siempre presagiaron sus adversarios, ni el peso se cayó, ni México parece Venezuela, ni salieron millones de dólares al extranjero, ni se fueron las grandes empresas, por el contario, la claridad y disciplina política de priistas y panistas, así como los discursos y acciones de El Peje o de su equipo, han dado la certidumbre que en décadas posteriores a Salinas de Gortari no se tenía, aunque en referencia al ex presidente de poco pelo, nos referimos al sistema, no al líder, porque en ese sentido quizá el último gran personaje amado por las masas, fue Lázaro Cárdenas y un poco a su lado sería Adolfo López Mateos; sin dejar de reconocer que una cosa es ser candidato y la otra es la aplicación del poder, que como tal desgasta. Aunque a AMLO ya lo toman como tal, no por la envestidura que ostenta de candidato electo, sino porque no se dio tiempo para descansar y de inmediato se puso a trabajar.

Muy pocos logran entender la estrategia del
Muy pocos logran entender la estrategia del "Peje"
(Foto: Especial)

Muy pocos logran entender las estrategias de El Peje, quien por cierto es la representación de las piñatas más vendidas, de llaveros y lapiceros o playeras como si fuera un Fernando Valenzuela, máximo ídolo del beisbol de los afamados Dodgers, comprobando su carisma de líder; el personaje principal de México ha sumado los poderes fácticos del país, no lo ha hecho ahora en época poselectoral, lo hizo antes de las votaciones a pesar de sus bravuconadas, que otros le han de decir más feo, lo hizo en su campaña, ya que sumó a liderazgos visibles de los ámbitos más importantes de la producción y política nacionales, que sumado al hartazgo de la población dieron como resultado la elección más abrumadora de la historia, a pesar de las trampas o trampotas que amigos de filiaciones distintas reconocieron ante Vivilladas.

Acaparó las cabezas principales morales o efectivas de los trabajadores de Pemex, de la Comisión de Luz, del cine, de los obreros, de los mineros con el controvertido Napoleón Gómez Urrutia y desde luego del sindicato más poderosos e influyente de México, los maestros de derecha o de izquierda o del perfil que quieran, por eso se alió con la maestra Gordillo, porque era un símbolo, primero todas la cuestionábamos por ratera o por chica súper poderosa, pero después de la reforma de Peña Nieto y sus secuaces, el magisterio la extrañaba y no es mentira porque el garabato que impusieron como líder magisterial simplemente fue un muñeco, sigue siendo, tan incapaz en todos los sentidos que este amargado columnista ni su nombre va a escribir, tan títere y entreguista, que hoy se manifiesta en contra de la reforma y simado a AMLO, cuando fue de los primeros inquisidores del magisterio.

Si el Peje logró o a logrado sumar a Carlos Slim al declararlo en lo económico, casi patrimonio del país; tiene de su lado al personaje más emblemático en cuanto a la academia se refiere y hablamos de Ramón de la Fuente, que se irá como embajador a la ONU, tiene a Muñoz Ledo el individuo más astuto de que tengamos memoria en función de su vigencia y capacidad al lado de Cuauhtémoc Cárdenas, hoy más opaco que relevante, ¿qué de raro tiene que se haya coludido con Elba Esther Gordillo Morales para defender a los maestros y para enviar un mensaje en colectivo como impulso presidencial?

En política no hay coincidencias, la maestra, comparada hace años por quien escribe con la familia de Chucky, el muñeco diabólico, salió por acuerdos entre los hombres más poderosos del país; por Andrés, por Manuel, por el señor López y por un tal Obrador, tenía que ser el mismo día de recibir su papelito, su diploma o su constancia oficial de presidente electo; el mensaje es directo, irá contra los abusos de la reforma educativa que puso a los maestros como el máximo cáncer de este país cuando en realidad son palanca indiscutible de bienestar y desarrollo social; porque debemos aclarar que los mentores no le temen a la formación, a la preparación, a la actualización que son necesarias y obligadas en la profesión (como debe ser en cualquier otra) le temen o le temían a los resultados de una evaluación mañosa que todo buscaba menos la calidad educativa, pero, en cambio, sí buscaba desterrar derechos magisteriales y manipular al antojo gubernamental las leyes que daban tranquilidad y firmeza a los trabajadores de la educación.

Si la ex lideresa del SNTE salió libre, no le quita todas las tropelías que hizo contra los maestros y contra la nación, pero es una carta, un símbolo, que El Peje jugó de linda manera.

Por cierto es tanto el activismo de López Obrador que muchos han dicho que el día de su toma de posesión sería capaz de dar el primer informe de gobierno.

Vicki Baum (1888-1960) Novelista estadounidense, sentenció: “Una dulce y triunfante libertad se apodera de aquellos que saben que van a morir pronto”. San Agustín (354-430) Obispo y filósofo, proclamó: “Nadie puede ser perfectamente libre hasta que todos lo sean”.

Los mexicanos no seremos unidos hasta que exista la auténtica democracia y López Obrador debe resistir críticas y aplausos, para poder ser llamado auténticamente paladín de la libertad y la democracia, lo contrario sería volver, de nuevo, a la indeseable tiranía.

Sobre el autor
Nació en Zinapécuaro Michoacán (1961) Profesor de Educación primaria (E.N.V.F.); Licenciado en Ciencias Naturales (E.N.S.M.); Maestría en Investigación Educativa y Docencia Superior (IMCED). Excatedrático y exdirector de la Normal Rural de Tiripetío; Ex director y excatedrático de la Escuela Normal Urbana Federal, catedrático del IMCED. Diplomado en Administración de Escuelas Superiores (IPN)
Comentarios
Columnas recientes

Giro en educación

Educación básica en Michoacán ¿en el limbo?

Nuevo gobierno… nuevas esperanzas

Guardia Nacional

Comisiones bancarias en la mira

Morelia, improductiva

Morelia, bajo el agua

Carmen Aristegui, el regreso

Normalismo, en el olvido

López Obrador: clroscuros

Los abuelitos

Morelia, de mal en peor

Elba Esther… ¿libertad pactada?

Morelia, reto complicado para Morón

PRI Y PRD… ¿Sobrevivirán?

Morelia, ¡bajo el agua!

¡Cerca de la definición!

El verdadero peligro para México

¡¡Alto a la violencia electoral!!

AMLO... la batalla continúa

Estacionamientos públicos, sin responsabilidades

Todos somos Luis

La depresión…mal silencioso

La vocación magisterial

Las elecciones y la pobreza

XXIX Coloquio de Educación en la ENUF

Sufragio efectivo, ¡sí reelección!

Elba Esther Gordillo, ¿un peligro para México?

Candidatos y elecciones

Asesinato de tiburones

¡La cuesta de enero!

Trabajadores de la educación, pagos pendientes

Año Nuevo y propósitos

Ley de Seguridad Interna, militarización abierta

Meade… ¡el ungido!

Encuestas, ¿el arte de engañar?

Buen Fin, cuidado con las trampas

Finanzas en Michoacán, auténtico laberinto

Día de Muertos, Michoacán con vida

El show de los independientes presidenciables

Sección XVIII del SNTE, descaro sindical

Abuso de la tecnología

José Ma. Morelos, un aniversario más

Las lecciones son del pueblo

Los auténticos gritos de Independencia

Dreamers… sueños truncados

La lluvia

La ENUF y las Normales

Silvano Aureoles en Zinapécuaro

Presidencia y el frente nacional

Reclamos por telefonía celular

Morelia, bache eterno

Estacionamientos en comercios, ¿por qué pagar?

Gasolineras, asalto a manguera armada

Transporte urbano en Morelia, peligro sobre ruedas

El circo de las investigaciones

¡Alto a la represión y manipulación!

Política y sociedad

Estado de Mexico, el día “D”

Sigue el engaño a maestros estatales

Periodismo… riesgo latente

Los bomberos en el olvido

Cierre del Centro Histórico

Niños de la calle

Javier Duarte… Flor del racimo

Días santos, días para reflexionar

Estados Unidos y un presidente de izquierda

Cárdenas y Juárez, ¡ignorados!

El PRI, ¿redimido y redentor?

ENUF, XXVIII Coloquio de Actualización Docente

Silvano presidenciable, a nadie extraña

Bonos pendientes, juego perverso

Niños con cáncer

México unido, ¿contra quién?

Locura en preinscripciones

Llega Trump, a temblar

México en ebullición

¡Feliz Día de Reyes… y gasolinazos también!

La Navidad y su auténtico significado

Redes sociales reflejo cultural

Villas del Pedregal, peligro latente

¿Piso parejo en la carrera presidencial?

Buen Fin, el bueno sería este

Hillary y Trump frente a frente

Festival de Cine de Morelia, prestigio michoacano

¡Payasos al ataque!

La corrupción carcome a México

Transporte público, peligro latente

Dólar por lo cielos

Silvano Aureoles, cobijo político

Grito de Independencia… entre festejo y decepción

¿Quién salvará al PRD?

Juan Gabriel, reflejo de lo social

Morelia independiente, pago de Predial con amenazas

No me río de Janeiro

Precios al alza, Peña Nieto a la baja

Terrorismo que daña el mundo

SEP-SNTE, diálogo teatral

PRD Nacional, en crisis

A maestros, descuentos al azar

Elecciones, golpe a Peña Nieto y al priismo

¡Siguen demeritando lucha magisterial!

Gobierno sin apertura, ¡gobierno totalitario!

Feliz Día del despido… perdón, del Maestro

¿PRD en crisis?, ¡claro que sí!

El trabajo colaborativo en la escuela

Morelia, bache tras bache

Michoacán y Silvano, preocupados

Adolescencia y embarazo

¡La felicidad!

Morelia… Movilidad vehicular electrónica-digital

Guerra de encuestas… inicia manipulación

Nueva dirigencia estatal de la CNTE

Visita papal: Religión, política y negocio

Visita papal: Religión, política y negocio

¿Quieren destruir a la CNTE en Michoacán?

Recursos naturales, en bandeja de plata

Ya basta de El Chapo y Kate

Días gélidos, más fríos para los pobres

Año Nuevo con esperanza… y gobiernos que la matan

Delincuencia, azote permanente

Servicio urbano en Morelia…a medias

Riesgos y muertes de adolescentes por embarazo

Ahora, ¿privatizarán la cultura?

Inquietud en las escuelas Normales

La Secretaría de Educación descuenta a verdaderos trabajadores

Delincuencia común en Morelia, ¡como espuma!

Normalistas, mesura y prudencia

Silvano, promesas contra realidad

Los derechos humanos

Mexicanos Primero, ¡de nuevo a la carga!

Importancia de la prevención civil

¡Viva la dependencia nacional!

Renovados ayuntamientos, renovadas ilusiones

Sociedad actual y adicción

Inicio del ciclo escolar, en duda

Periodismo…peligro latente

El tren, la historia de “siempre serás”

Violencia familiar en el mundo contemporáneo

Gobierno federal… Desconfianza total

Silvano… ¡A cumplir!

Elecciones: de lo imaginario a la realidad

Los Portales de Morelia

Momentos decisivos

ENUF, Medalla Michoacán al Mérito Docente

Trampas electorales

“La enseñanza de las ciencias en crisis”

El pueblo está olvidado

Compra del voto electoral… sociedad que pierde

Las encuestas políticas… ¿Una farsa?