Jueves 22 de Noviembre de 2018
A- A A+

Llevamos casi una semana de bombardeo mediático para que Todos los mexicanos tuviéramos y participáramos en el Buen Fin.

Obviamente se referían al Buen Fin de los empresarios, de los comerciantes y de las compañías extranjeras, que obtienen esos días ganancias millonarias, gracias al endeudamiento de millones de mexicanos en el ansía de comprar, comprar y comprar.

Comprar lo que tanto necesitamos y quien sabe si después podamos, porque lo más seguro es que el mes entrante todo suba, comprar para que los amigos y vecinos vean que si podemos, comprar para llenar ese enorme vacío interno que traemos y no reconocemos.

El Buen Fin se convirtió en ritual “gracias” a que Vicente Fox, siendo presidente de la República, eliminó la conmemoración de los días importantísimos de nuestra memoria histórica.

El Buen Fin se convirtió en ritual
El Buen Fin se convirtió en ritual
(Foto: Gustavo Aguado)

Y así se olvidó que lo importante a recordar son los principios e ideales de la Revolución Mexicana, cuyos ideales por cierto no han sido cumplidos.

El martes pasado 20 de noviembre, en lo personal di gracias a todos los que dieron vida a la Revolución Mexicana sin importarles sus intereses personales. Lucharon contra el mal gobierno, la desigualdad, la impunidad y la injusticia.
Gracias a ellos, muchas generaciones gozamos de una educación pública de calidad, de servicios de salud, agua y una industria petrolera nacional que permitió el desarrollo de la nación.

Cuando escuchaba tanto comercial sobre el Buen Fin, pensaba que faltan escasos nueve días para el cambio de gobierno. Estamos viviendo el final de la administración de Peña Nieto, el cual para nada es, ni tiene, un Buen Fin.

La administración saliente está dejando un país desmembrado, devastado, empobrecido, sin control sobre sus energéticos ni sus territorios.

Estamos comprando petróleo crudo. ¿Se imaginan lo que eso significa?, México país con grandes reservas petroleras, comprando petróleo crudo, gasolinas, aceite, etc.

Eso no significa otra cosa que entreguismo, corrupción y traición a la patria.
Si observamos, el país está realmente mal. Se encuentra en manos del crimen organizado de corbata de Armani y de los otros. Que son lo mismo, todo está diluido, compenetrado de podredumbre.

En nuestro país, se están encontrando cada día fosas clandestinas repletas de cadáveres. Cada día asesinan a defensores de su territorio, de los derechos humanos y el medio ambiente.

Cada día se están asesinando mujeres y niñas. Las desapariciones, la trata de blancas, la venta de órganos, son hoy una abominable realidad.
180 mil damnificados en Nayarit se encuentran totalmente desatendidos por las instancias correspondientes. Rosario Robles, titular de la principal instancia que debiera atenderles, argumenta que no hay recursos.

En la Sierra Tarahumara, los niños se están muriendo a causa del hambre y del frío. No cuentan con servicios médicos, alimentos ni albergues. “Las madres se están suicidando por la tristeza de no poder dar alimento y calor a sus hijos. Los niños están desnutridos, las temperaturas están a menos de diez grados bajo cero.

El narco, las tiendas de raya que existen en toda la sierra, los caciques de la madera, los sacerdotes, todos son una cúpula de poder”. Narra un desesperado habitante de la Sierra, el cual cuenta que cuando acuden a Chihuahua a las dependencias en búsqueda de ayuda, les responden; “hay que llenar formularios, hay que dar prioridad a la normatividad”.

Con gran tristeza dice “al gobierno no le importa que nos muramos, al fin que somos indígenas, para ellos entre mensos seamos mejor.”

En Chiapas, las comunidades indígenas están siendo víctimas de la violencia por parte de caciques y crimen organizado para hacerse de sus territorios. Hay miles de desplazados en búsqueda de un lugar donde vivir, de algo para comer, pero sobre todo están en búsqueda de justicia.

Es desgarrador ver a las madres cargando a sus niños, sin ropa adecuada para el frio, los pies descalzos, mugre de días adherida a la piel cual la injusticia.

No es porque no se quieran bañar, sino porque no tienen casa, ni agua. Ellos los indígenas, son los propietarios originarios de esta tierra llamada México. Ellos son los que dieron su vida para lograr nuestra independencia. Ellos dieron su vida en la lucha por que hubiera justicia, tierra, alimento y dignidad para todos en 1910. Ellos son nuestra memoria histórica y cultural. En retribución, han recibido discriminación, marginación, desigualdad y violencia de todo tipo.

El país esta sumido en la corrupción. Basta con dar seguimiento al juicio que se le esta llevando a cabo a El Chapo Guzmán. Ahí están saliendo muchos trapos sucios, que todos sospechábamos existían, pero escucharlos de voz de los actores, frente a una corte, y que los medios de comunicación lo publiquen, esa es ya otra cuestión. Se pasa del imaginario, de la serie de Netflix, a la cruda realidad.

En publicación de Sin Embargo del martes pasado se anota: “Jesús Zambada, conocido como El Rey, dijo que personalmente le dio a Genero García Luna tres millones de dólares en un maletín. El ex presidente Felipe Calderón Hinojosa, quien fue señalado en el juicio por presuntos pagos, hizo de García Luna uno de los policías más poderosos en la historia reciente de México, ignoró los señalamientos de corrupción, abuso de autoridad y violaciones a derechos humanos que se hicieron durante años”.

El actual presidente de la República también fue señalado durante el juicio, por presuntamente haber recibido sobornos del Cártel de Sinaloa en un restaurante. Lo dijo El Rey Zambada.

Asimismo El Rey Zambada dio detalles ante la corte estadounidense, del río de sangre que fluyó durante años en México debido a las actividades del Cartel de Sinaloa y las violentas guerras entre cárteles rivales.

Al seguir las noticias respecto al juicio, pensé que lo ahí declarado y expuesto sobre la corrupción e impunidad que existe en nuestro país, no solo para el crimen organizado sino de funcionarios del más alto nivel, supera lo que se hablaba y sabia ente pasillos de boca en boca.

De esta manera, con un gran índice de pobreza, con casi la mitad del territorio concesionado a cambio de bicocas a grandes multinacionales, es el final de esta administración.

Saquearon al país, lo entregaron a los intereses más retrógrados.
El Buen Fin, pues, es un mito creado, con la finalidad de, mediante el consumismo hacer sentir a las personas que nada pasa. Que son felices.

El consumo, la economía de prestigio, consumir, aunque no tengamos la liquidez para pagar, es lo importante, aparentar bienestar, aparentar felicidad. Aparentar que nada pasa.

Eso es lo que quieren que hagamos. Lo triste es que la mayoría cae. Cae en la trampa de la mentira y el autoengaño.
Para nada es un Buen Fin.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Señales contundentes...

Zapata vive…

Agradecimiento…

El 26 de marzo de 1981…

Muchos 18 de marzo…

Diosas…

Claroscuros...

Los desposeídos …

Remembranzas de luchas…

De oído a oído, de corazón a corazón…

Trabajo conjunto….

Entre la luz y la oscuridad…

Oportunidad para un cambio de conciencia…

La importancia de tener petróleo…

Trabajemos por un 2019 pleno…

Grandes desafíos…

Economía del conocimiento…

La dadora de vida…

Hacer realidad los sueños…

Por fin se valorará la historia y la cultura…

¿Buen Fin…?

El agua…

Desplazados por la pobreza e injusticias…

Mictlantecuhtli cierra círculos…

Tierra mía, mi tierra…

Vencer a la desesperanza…

A 526 años…

No se olvida…

Tormentas y enseñanzas de septiembre

México tiembla…

Héroes…

Inoperancia, corrupción e impunidad…

Leer, escribir, pensar, son actos de resistencia...

Ya no es ficción

¿Para qué más armas...?

El 8 de agosto de 1879….

Crímenes sin castigo….

Urge otro tipo de desarrollo…

Sueños que se hacen realidad…

Qué mundo este…

Crónica de un triunfo anhelado…

Tenemos que seguir...

Luz y Oscuridad…

Sin cultura política…

Es cuestión de seguridad nacional…

Porque Nurío…

El amor es la única manera…

21 de mayo…

Fechas memorables…

Desde 1886 para acá…

De interés nacional es saber…

Siria سوريا Sūriya

Mina de oro…

El mejor homenaje es lograr que haya justicia…

Óscar, Natalio y Rafael…

Flores para los grandes hombres…

Aves, flor y canto…

La codicia por el oro y riquezas…

Valorar nuestras raíces ancestrales…

Hagamos historia recuperando este país…

De la luna…

En lo pequeño y en lo cotidiano…

Materia de sobrevivencia y seguridad nacional…

Para prender la luz…

Magia y esperanza…

Sonaja de plata…

Todos somos autodefensas…

Nuestra casa, México…

Dos grandes, un anhelo…

Apuesto por la resistencia y la esperanza…

Recordar el porqué y para qué…

Advertencia a la humanidad…

Hablando del paraíso…

Más allá de la muerte…

A pesar de los pasares…

19 de octubre de 1970…

De despojos e injusticias…

Hemos de aprender…

Los muros hablan…

19 de septiembre de 2017…

Oaxaca no es Miami…

Y seguimos sin hacer nada…

No es ningún secreto…

Claroscuro…

13 de agosto de 1521…

A Emiliano…

¿Dónde quedó la responsabilidad?

Transa redonda…

El volcán que no es volcán…

El 6 de julio tampoco se olvida…

Hasta siempre, Eva…

Ciudadanos trabajando por un mejor país…

Obra de luz…

Parece pesadilla…

Hombres locos…

Por amor al arte…

No se puede matar la verdad…

Día de la Madres…

Motor de la historia

El conocimiento es luz

¿No hay dinero…?

Sobre lo sucedido en Arantepacua

Aprendamos de la historia

Sin concesiones

La desnacionalización

Mujeres

Se desató el capitalismo salvaje…

Hablamos

De lunas, migrantes y mentes luminosas

Queremos que las cosas ya no sean como son

Muros…

¿De verdad creyeron que nos iban a callar?

¿Qué se debió haber hecho?

No hay sueños imposibles

País petrolero sin gasolina ni dinero

Fechas y tradiciones milenarias

Áreas protegidas

Hasta siempre, Comandante

El imperio ataca

El mal sueño ha comenzado

Unirse para lograr otro mundo

El alma de México

La palabra y el arte, armas indestructibles

Cómo quisiera que estuvieras aquí…

Política energética

Sus políticas han fallado

Cuánta falta haces José María Morelos…

En aras de intereses económicos se está devastando al país

Al grito…

Totalmente justo

Derechos no respetados…

Con la misma piedra…

Incentivar el conocimiento

¡A sembrar!

8 de agosto de 1879

México Tenochtitlan, 691 años

La violencia pone en evidencia

La lucha sigue…

6 de julio de 1988…

30 de Junio, la noche de la victoria…

El hilo conductor, el reclamo de justicia

No más antidiversidad

Tenemos que hacer valer la libertad de expresión…

A Sagrario...

La energía que mueve al mundo

Semillas de conciencia…

Anhelo que aún vive…

Sin palabras…

¿Qué traen entre manos?

Esto no puede llamarse desarrollo