Marco Antonio Aguilar Cortés
LOGOS
Yalitza, Cuarón y Roma, un éxito del genoma
Martes 26 de Febrero de 2019
A- A A+

La ceremonia de los Oscar, de 1929 hasta el 2019, ha logrado un buen desarrollo, pero ha devenido como una intrigante mezcla de política, mercadotecnia y arte cinematográfico.

Alfonso Cuarón, mexicano internacionalizado, es un profesional que, aparte de manejar técnica fílmica, opera con maestría el mercadeo publicitario y económico.

La película Roma invoca con su título a la Santa Sede, a la capital de Italia, y al enclave urbano infantil de Cuarón en el DF: “Viva México cuarones”.
A ello se suma una personalidad central del film, protagonizada no por una artista profesional, sino por Yalitza Aparicio Martínez, mujer dedicada a la docencia, de marcados rasgos zapotecos, sin antecedentes en la actuación.

Cuarón, Yalitza y todos los actores de la película Roma merecen nuestro reconocimiento y son nuestro orgullo.
Cuarón, Yalitza y todos los actores de la película Roma merecen nuestro reconocimiento y son nuestro orgullo.
(Foto: Especial)

Y sin más, queda nominada para el Oscar 2019 a la Mejor Actuación, generando confusiones y envidias entre no pocos elementos de ese gremio.

La publicitada mezquindad de los inconformes dio origen a que, nacional e internacionalmente, calificaran a México como país racista, sin serlo. Claro que existen mexicanos racistas, pero la mayoría de nuestros compatriotas no lo son.
Nuestras discriminaciones no son étnicas ni de castas, son económico-sociales y de conductas educativas y culturales.

La belleza es un concepto refinado y estético, producto de la abstracción del sistema nervioso de los humanos. Supongo que nadie puede ver la belleza, en sí.
Sólo vemos, en el mundo de lo concreto, paisajes bellos, mujeres bellas y cosas bellas. Toda mujer es bella, en cuanto que es, en sí misma, única e irrepetible. Esto en principio.

Además, la belleza en el ser humano no sólo se obtiene por su cuerpo y su rostro, sino también por su conducta, inteligencia, trabajo, conversación, humanismo, ética y otras virtudes del mismo jaez.

Tengamos presente que los países hegemónicos lo son, en cuanto que nos dominan económica, política, educativa, religiosa, social y estéticamente. Con sus películas, sus canales de televisión, su Internet y redes cibernéticas nos imponen su concepto de belleza humana.

Nos adiestran desde pequeños para que pensemos que la belleza femenina es rubia, de ojos azules, tez blanca, espigada y con moldura de Hollywood, pero no nuestras mujeres redonditas, bajitas de estatura, color de piel de azteca, tipo Yalitza Aparicio Martínez.

De esa forma nos dominan y nos explotan. Nos hacen creer que nuestro grupo étnico es feo, tonto, flojo y malo; mientras ellos son buenos, trabajadores, talentosos y bellos.

Y eso no es cierto. Rechacemos esa arma estética de dominio y explotación. Los mexicanos debemos elaborar nuestros propios valores atractivos y estar orgullosos de todas las Yalitzas, de hoy y de siempre, del arte y de la ciencia, del deporte y del hogar, del campo y de la ciudad.

Cuarón, Yalitza y todos los actores de la película Roma merecen nuestro reconocimiento y son nuestro orgullo.

El mestizaje mexicano es nuestra patria y destino.

"ABRA CADABRA, MORENA SE DESCALABRA" :TAVO
(Foto: TAVO)

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Septiembre patriótico, muchedumbre insurgente

Tercer Informe, lo mismo; realidad nacional, la misma

Charlatanes a la vista, La felicidad del presidente

Ciencia del engaño, podredumbre en el poder

¿Sin presidente? sembradores de odios y mentiras

Parece un manicomio donde gobiernan los enfermos

Una casita que tengo en Palacio Nacional

Crimen organizado, S.A. de C.V. AMLO hace del estado una empresa

Presidente palabrero, la falla de san Andrés…

Real y metafóricamente AMLO nos bailó

AMLO y Trump, peligrosos disparates gubernativos

Fox, Felipe, Peña y AMLO pruebas de nuestro aguante

Fox, Felipe, Peña y AMLO Pruebas de nuestro aguante

Sometidos a Trump ¿La dignidad intacta?

Aves borrascosas, AMLO y Trump; con estilos propios

¿Qué es el "hampa"? AMLO, viola derechos humanos

La noche sigue AMLO y la Luz del Mundo

Exigimos a AMLO

Sin haber producto AMLO cacarea el huevo

Batalla de Puebla, el objetivo de Francia era EU

En gobiernos anteriores AMLO descarga sus propias culpas

¿Y… nuestra pascua? Cuarta transformación de bolsillo

Semana de reflexión

AMLO, Felipe VI y Trump

¿Reforma Educativa? de mal a peor; con abucheos

No más caudillos, más México y menos AMLO

Culto al autoritarismo EU, víctima y culpable

AMLO y su carnaval

Yalitza, Cuarón y Roma, un éxito del genoma

Ying y Yang AMLO, y los ex presidentes

Acabar la corrupción: Seduciendo con dádivas

¡Despierte!, presidente: Al ganso lo hacen pato

Trump y Maduro: Dos perversos notorios

AMLO provoca turbas, está jugando con fuego

Dios metió la lengua: en la prisión de los dientes

Hitler: Mi lucha: Catecismo de líderes providenciales

Apariencia y estulticia: Suben salarios; baja huachicoleo

Yo, El Eclesiastés: Toro viejo y reumático

Desató la esperanza: Un pícaro con colmillos

AMLO, Maduro, Bolsonaro, Trump…: LA COLERA DE LA MASA

Primero los pobres: en la era amlozoica

Federalismo infatigable: Contra centralismo presidencial

La victoria revolucionaria

Mexicanos productivos y justos, AMLO no es dios milagroso

Arcoíris, engaños, ilusiones… Detrás de las consultas populares

Me canso ganso: Levanta polvaredas, y no verás los caminos

Economía de México de los muros y los trenes

Marihuana y amapola: noches insólitas o esplendidos días

La verdad histérica: 43 sombras devoradoras

En la miel del erario: la corrupción nunca muere

Hidalgo e Iturbide Opus nigrum; ignis noster

¿Constitución moral?: Lo inético del tigre

Honor estar con Obrador: grito de sumisión legislativa

AMLO y EPN; cordial vínculo