Salvador Molina Navarro
Derecho a qué…
Foto infracciones, entre argumentos y falacias
Martes 31 de Mayo de 2016

Todos los estados gobernados y todos los príncipes inteligentes han tenido cuidado de no reducir a la nobleza a la desesperación, ni al pueblo al descontento.

Extracto de El Príncipe, de Niccoló di Bernardo dei Machiavelli

A- A A+

El tema de las fotomultas ha ocupado ya una gran parte de la agenda de diversos funcionarios públicos estatales y municipales.
El tema de las fotomultas ha ocupado ya una gran parte de la agenda de diversos funcionarios públicos estatales y municipales.
(Foto: Archivo)


Salvador Molina Navarro



El tema de las fotomultas ha ocupado ya una gran parte de la agenda de diversos funcionarios públicos estatales y municipales, ambos con posiciones contrarias.

Nuestro presidente municipal ha externado en este medio de comunicación su preocupación en los siguientes tópicos.

1. Que el tema de las foto infracción se politice.

2. Que la postura del ombudsman obedezca a intereses de partidos y no de la ciudadanía.

3. Que se tienen que defender los derechos humanos de las personas que corren peligro porque alguien se pase un alto o porque va a exceso de velocidad.

4. Que su propuesta se basa en que exista orden en Morelia y que se respete lo que ya existe como reglamento.

Esta postura la fijó nuestro alcalde al darse a conocer la intención del ombudsman estatal de impulsar una iniciativa de ley que se opondría a la práctica de foto infracciones, documento que ya está en el Congreso local y que los diputados han acogido de buena manera, dándole trato preferencial, por lo que se espera que su discusión y aprobación se concluya previo al inicio de las fotomulta.

Sin embargo, la postura de Martínez Alcázar se advierte falaz e inoperante, esto es así debido a que su discurso no se enfoca a la discusión central en el tema de las fotomultas, a saber, el primer reclamo ciudadano es la falta de certeza jurídica en las infracciones ya que es un hecho conocido que en diferente ciudades del país se ha abusado de las foto infracciones para llegar a satisfacer una cuota mínima de ganancia para la empresa beneficiado –en el caso de Morelia Autotraffic, antes conocida como Traffipax–, por lo que se ha llegado al extremo de fotografiar matrículas de autos estacionados para imponer una infracción, incluso en ciudades donde esta empresa es quien opera el sistema de fotomultas. Otro tema importante es el respeto a los derechos humanos, sin duda una obligación de las autoridades, como lo sostiene el presidente, pero analicemos su postura.

Preocupa al presidente que se politice el tema de las foto infracciones, lo que es una falacia, ya que al tratarse de un tema de Estado es obvio que es político el fondo del asunto, pues son cuestiones de administración y gobierno de ingresos y egresos públicos. Por tanto, esta preocupación resulta intrascendente para los temas que ocupan al ciudadano.

Asimismo, si el ombudsman local redactó su iniciativa de ley por considerar que las fotomultas transgreden los derechos humanos de los afectados, el presidente debe establecer su teoría con base en este argumento; es decir, debe clarificar cuáles serán sus medidas para garantizar un respeto irrestricto a los derechos humanos y no señalar que dicha iniciativa de ley está impulsada por intereses políticos o partidistas –lo que en su caso debe acreditar y denunciar ante la Comisión Nacional–, pero el tema central que preocupa a los ciudadanos es la agresión a los derechos humanos con las foto infracciones y sobre ese particular se debe debatir.

Por el contrario, nuestro alcalde señala la necesidad de defender los derechos humanos de las personas que corren peligro porque alguien se pase un alto o porque va a exceso de velocidad, haciendo ver el argumento para ponderar cuál derecho humano prevalece sobre el otro; sin embargo, este también es un argumento falaz e inoperante, pues en el Reglamento de Tránsito ya existe disposición sobre los límites de velocidad, sobre el uso del móvil al manejar, sobre la invasión a los cruces peatonales, en fin. Pero que sucede los ciudadanos vemos como los agentes de Tránsito son selectivos en sus infracciones, el transporte público contamina, invade cruces peatonales, hacen paradas en lugares no destinados, circulan a exceso de velocidad y no se les toca, vemos cómo toleran infracciones a la Ley de Tránsito, no hacen valer la ley, esto indica que los caminos o medios para garantizar los derechos de los transeúntes y del resto de la sociedad para disminuir su riesgo de accidentes ya existen pero las autoridades no han hecho mayo cosa por garantizarlos, ahí está la solución a su preocupación, ponga a trabajar a sus elementos, no inicie un lucrativo negocio para terceras personas.

El alcalde indica que su finalidad el poner orden en Morelia, el orden se debe poner cumpliendo las leyes y dando transparencia a las acciones de los gobernantes, si esa es su finalidad que haga público el contrato y el método de selección, que indique claramente por qué ganó Autotraffic, SA de CV, quiénes son sus accionistas desde su creación, cuánto va a ganar la empresa por foto infracción, qué medidas de seguridad tendrá el contrato para evitar y sancionar los abusos y las malas prácticas, que nos facilite el acceso a la información sobre los resultados de esta empresa en otras ciudades y sobre las ganancias estimadas, tal vez por ahí se encuentre fundado un interés para seguir forzando la implementación de las fotomultas.

Sin lugar a dudas la empresa poblana Autotraffic debe estar preocupada por la iniciativa de ley que pondrá fin a su lucrativo negocio y también se advierte que la verdadera preocupación de nuestra alcalde puede estar provocada por la imposibilidad legal de obtener concretar la implementación de las foto infracciones y no los puntos que ha dado a conocer, pues al parecer este tema está llevando a la desesperación a los empresarios que pretenden beneficiarse y al descontento a la ciudadanía de este municipio.

FB. Salvador Molina
TW. @SalvadorMolina_

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

¿Candidatos independientes o una nueva clase política?

La colegiación de la justicia

Competencia contra monopolio

La Benemérita y Centenaria Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo

La política es un interés de todos

Qué nombre le vamos a poner

Nuevo ciclo escolar y nuevo reto educativo

Un avance ciudadano sin tintes políticos

El derecho de las víctimas y la obligación del Estado

Gracias, pero no es una concesión, ¡es un derecho!

Prisión preventiva oficiosa, ampliarse o desaparecer

Justicia en obra negra

La moneda está en el aire

Todos contentos, tenemos reelección

Un andador con sabor a parque lineal

“En espera de una reacción”

El menosprecio al derecho a un medio ambiente sano

La percepción, un tema añejo en Michoacán

¿Procuración de Justicia?

Una evaluación sin convocatoria

En espera de un acto de congruencia política

Hay de prioridades a prioridades

Entre mensajes y la realidad

Una nueva oportunidad

Está Navidad me servirá para…

Lo siento, no hay dinero en las arcas

El feminicidio, entre la espada y el espíritu

El salario mínimo y el mínimo vital

Una ley necesaria

La razón y la política en la Ley Antimarchas

Maestro Cárdenas, un inmortal autor de recuerdos

Derecho a un medio ambiente sano

Las escuelas Normales y el derecho a la educación

El derecho de los reos

A dos años de aquella noche

Sociedad dividida

Un informe con esquema diferente

El verdadero reto de la justicia penal en la actualidad

¿Perdonar y olvidar o una justicia restaurativa?, una decisión ciudadana

Un caso más de un todólogo mexicano

El caótico caso de la educación

Supe de un país lleno de promesas y demagogia

Un perdón con sabor a mentira

Un futuro inmediato

Michoacán ante un nuevo reto

La Alerta de Violencia de Género, ¿necesidad o pretexto?

Independientes ante el desgaste y la pérdida de credibilidad

Foto infracciones, entre argumentos y falacias

El derecho a la vida y la ignorancia legislativa

Una evaluación docente… ¿confiable?

Las decisiones de una madre

¿Qué protege el derecho humano al trabajo?

Los políticos y sus iusmonólogos

Un pueblo sin tribuna

El Estado, la violencia y las políticas públicas

“Justicia o política… una decisión pendiente”

“Entre la cobardía y el deshonor”

“Día Internacional de la Mujer, festejar sin compromiso o comprometerse sin festejar”

Michoacán y su identidad

Comisión Estatal de los Derechos Humanos, ¿sirviendo a la ciudadanía? (Segunda parte)

Comisión Estatal de los Derechos Humanos, ¿sirviendo a la ciudadanía? Primera parte

Derecho a conocer nuestro sistema de justicia penal

El derecho a estar informado, de la letra a su realidad

Una recaptura de Estado

Caminos, acciones y otros vericuetos de un buen ciudadano

Compartiendo mi realidad

Nuestro salario, aguinaldo y otras prestaciones laborales son derechos humanos

Declaración Universal de los Derechos Humanos, concientizando a los ciudadanos

Ser mujer también es nuestra lucha

Una parte de nuestro México, historia vigente que se niega y se esconde

Terrorismo, una crítica distante y una indolencia cercana

Los derechos humanos, de un discurso glorioso a una realidad dolorosa