Carlos Enrique Tapia
MIGRACIÓN MÉXICO-EU
Neoliberalismo y hartazgo
Miércoles 6 de Noviembre de 2019
A- A A+

La caída del neoliberalismo como pensamiento único, coincide con la ruina de los partidos políticos. No representan a los ciudadanos, solo así mismos. Hace varios años que en México los partidos políticos, cuyo costo público es insultante, dejaron de representar –si es que alguna vez lo hicieron- a personas, colectivos, sociedad.

Por ejemplo, las ONG (Organizaciones No Gubernamentales), hoy renombradas OSC (Organizaciones de la Sociedad Civil), alcanzaron su cenit con la democratización de la sociedad, la alternancia, la globalización y el neoliberalismo. El problema es que algunos sectores perdieron el rumbo al acceder a financiamiento público y privado.

En algunos casos, con el dinero público se hicieron negocios privados, además de que sus vínculos con el poder público y partidos políticos las convirtieron en apoyos del partido político y gobierno en turno, mientras que las que obtuvieron financiamiento privado, se volvieron arietes de los intereses de sus donantes y amplios sectores empresariales.

Pero, en América Latina, las recientes rebeliones reflejan el rechazo a la política y los partidos políticos tradicionales, sean de derecha o izquierda. Los jóvenes –mujeres, hombres- salen a las calles para repeler treinta años de neoliberalismo empobrecedor, excluyente, represor, y exigir una vida distinta al capitalismo depredador y salvaje.

No fue el neoliberalismo el detonador de las rebeliones recientes, sino el hartazgo contra un sistema político que privilegia a las elites políticas. Los marginados, los pobres, no protagonizaron las revueltas. Las clases medias atrapadas en la sofocante exacción neoliberal (alimentos, educación, salud, etcétera), explotaron contra la depredación.

En este contexto, sobresale el hartazgo a los partidos políticos, los que hace por lo menos tres décadas se alejaron de sus militantes y los ciudadanos. Les importa representarse a sí mismos y al gobierno al que le deben presupuesto y presencia mediática, pero ya no tienen relación con los ciudadanos. Es el caso de Michoacán y los ciudadanos.

A los partidos políticos lo que menos les importa hoy es representar a quienes los siguen. Ya no tienen relación con la ciudadanía, pero fomentan sus vínculos con el empresariado corrupto, grupos delincuenciales y quienes les aporten recursos económicos. De la corrupción pública han pasado a la delincuencial (empresarial y criminal).
En México, la relación de los partidos políticos se torna en vínculos inapropiados con las elites económicas. El cabildeo sobre temas que afectan a la población (impuestos a los refrescos, cigarros, etiquetado a alimentos, uso de la marihuana, maíz originario vs transgénicos, entre otros), resultan en graves afectaciones a los mexicanos.

Los partidos políticos en México están formados por grupos sin ideología clara. Predomina el conservadurismo y se reproducen como instancias de interés económico y político, alejados de los intereses de la ciudadanía. Son débiles políticamente y dejaron de interesarse por los ciudadanos en los últimos tres sexenios.

En este sentido, la crisis política ha puesto en juego la democracia como la conocemos. ¿Se agotó la democracia? No. Pero es necesario pensar otro tipo de régimen, alejado de la corrupción y el saqueo que el neoliberalismo pretendió normalizar. Incluida la guerra esquizofrénica de Felipe Calderón, con miles de mexicanos asesinados.

B. El fin de semana, en el contexto del Día de Muertos en México, el presidente AMLO afirmó que los millones de mexicanos que votaron por él no permitirían un nuevo golpe de estado, como el que segó la vida de Francisco I. Madero. Tiene razón. Ni el traidor Vicente Fox tuvo el respaldo que el actual mandatario tiene.

.
.
(Foto: Especial)

A la derecha y ultraderecha (fifís, comentócratas chayoteros y al servicio del empresariado golpista, intelectualidad, tuiteros, partidos políticos, prensa golpista), molesta que AMLO asumiera la Presidencia con el respaldo de 30 millones de mexicanos. Y las encuestas recientes, ubican su apoyo en 70 por ciento de los mexicanos.

Cuando AMLO habla de un golpe de estado, blando o no, recuerda el intento de desafuero orquestado ilegalmente por Vicente Fox, PAN y PRI, el fraude electoral de 2006, organizado por el demente expresidente Fox, Felipe Calderón, PAN, PRI, PRD, y una serie de situaciones en las que las elites políticas y económicas han intervenido.
Entrevistas recientes a mandos militares de sexenios anteriores, exhiben inconformidades ligadas a privilegios y conductas respaldadas por PRI-PAN. La corrupción y el saqueo se extendió a todos los confines de la vida pública y privada. No olvidemos Ayotzinapa y Tlatlaya, entre otras atrocidades respaldadas por esos partidos políticos y sus gobiernos.

La última y nos vamos: 1. La presunta alianza que el PAN busca con PRI, PRD y PVEM, para enfrentar a Morena en 2021 en Michoacán, refleja la mediocridad de la oposicioncita, desconexión de los partidos políticos con la ciudadanía, predominio de la ideología de derecha. Simple oportunismo para mantener gobiernos que les den privilegios y acceso a recursos públicos. 2. Escalofriante y lamentable la tragedia de la familia LeBaron. Mujeres y niños asesinados. La SSPC, FGR, Guardia Nacional, gobierno de Chihuahua, tienen la obligación de investigar, aclarar, capturar a los culpables y llevar justica a esta familia tocada por la tragedia en 2009 y ahora en 2019. 3. AMLO reitera cada vez que puede, su cristianismo evangélico, sobre todo la ética que las religiones embullen, pero en Morena importa más el puesto, la tribu, la antiética partidista. No soy religioso, pero aprecio el llamado del presidente de la República a dejar la venalidad, perversidad, estupidez, de los políticos de PRI-PAN-PRD-PVEM, MC, PT, Morena. 4. Dice el PRD que AMLO debe responder a “demandas populares”, pero olvida que los demandantes son los presidentes municipales de PRD, PAN, PRI, MC, muchos con reclamos ciudadanos por peculado, uso patrimonial de los recursos públicos, endeudamiento inescrupuloso, nepotismo, corrupción, saqueo. 5. El PAN afirma que AMLO sometió al Poder Judicial sobre las guarderías infantiles, pero olvida que su reclamo no es por el bien superior de la niñez, sino por los abusos, depredación, corrupción, negocios privados con dinero público, lo que este gobierno está combatiendo. 6. Era esperarse que los corruptos y saqueadores PRI, PAN, PRD, MC, PT, votaran en contra de reducir el dispendio del que disfrutan: les urge continuar con el saqueo de las arcas públicas vía el financiamiento del igual saqueador INE. 7. Michoacán entre los tres estados menos transparentes. La burocracia gubernamental confunde transparencia con formato bonito, lleno de basura e información fantasiosa. 8. Las remesas siguen creciendo, su importancia entre miles de hogares mexicanos apuntala economías familiares, locales y regionales, pero poco sabemos de esas crecientes transferencias internacionales, las que expertos afirman que un 40 por ciento no son remesas familiares. 9. ASF detectó 1.4 mil MDP en irregularidades en Michoacán en 2018. 10. Mientras el impeachment contra Trump avanza, una encuesta de The Associated Press-NORC Center for Public Affair Research, afirma que para 61 por ciento de los estadounidenses Trump no respeta las normas democráticas. Última: Lamenta PRD que gobierno federal, con acuerdo CNTE y gobierno estatal, fuera destituido el mediocre exsecretario de la SEE, amigo de empresarios que lucran con educación patito, pero ayudó a complicar el problema de la educación pública en Michoacán en lugar de resolver.

Sobre el autor
Antropólogo social, doctor en Historia. Colabora en Cambio de Michoacán desde 1996, con una breve interrupción en 2001-2003. Se especializa en estudios migratorios, en particular la historia y problemática actual de la migración México-Estados Unidos, Michoacán-Estados Unidos, y problemas relacionados con políticas públicas, desarrollo socioeconómico, tendencias políticas y partidistas, participación ciudadana. Por ello dedica también sus columnas a entender y analizar el rumbo social, económico, político y cultural de Michoacán y México en general, desde una perspectiva crítica y ciudadana.
Comentarios
Columnas recientes

Un año de gobierno

Intolerancia derechista 2

Intolerancia derechista

Paz o la sangre del otro

Neoliberalismo y hartazgo

Depredación, el discurso de futuro neoliberal

Oposicioncita patética

527 años: 12 de octubre tampoco se olvida

1968: 2 de octubre no se olvida

Cinco años

Es la ciencia, no la fe estúpido

El Grito de Independencia y la oposicioncita

Nostalgia y derrotas morales

Subjetividad y racionalidad económica

La atroz violencia

Los odios de las derechas mexicanas

Codicia ilimitada y predatoria

La transición política bajo fuego

Amedrentar a la 4T

Migración mexicana, acuerdo posible, redadas

El México profundo de la 4T

La 4T

Nxivm: una secta trilateral

Un acuerdo posible

Acuerdo México-EEUU, guardería ABC, izquierda bastarda, CNDH

Combatir la corrupción; locura trumpista

El desafío del éxodo centroamericano

Fuegos primaverales

Golpes mediáticos y financieros

Marchar por los privilegiados

Inseguridad y agenda derechista

¿Oposición y contrapesos?

Incertidumbre económica y bienestar

Hombres al borde de un ataque de nervios

Fronteras y caravanas migrantes

¿Postneoliberalismo?

Los falsos debates de la derecha

Encasillamiento, prejuicio y arrogancia

Autonomías

Intermediarios, reguladores y negocios

Feminicidios, intermediarismo

Leer

Venezuela, intervencionismo e ilegalidad

Huachicol, corrupción y tragedia

Trump, obsesiones electorales; huchicol, saqueo neoliberal

2019 ¿el año de la 4T?

Del azoro al odio

Nostalgia por el saqueo neoliberal

La derecha y sus tragicomedias

¿Una nueva época?

Retos y realidades

Polarización y desigualdad

Oportunidades y oportunismos

La furia derechista: medios y redes sociales

Cambio de régimen

Una caravana en crisis

El saqueo neoliberal

Cuarta transformación o transformación de cuarta

Mentiras históricas

Bancarrota, bonanza, crisis o estancamiento

Transitar hacia otros rumbos

Migración México-Estados Unidos

Dos países

Acotar la cuarta transformación: neoliberalismo y contraofensiva

Discrecionalidad, privilegios y estado de derecho

Fin de la fiesta del chayote

¿Rumbo a Morelia?

Rehacer la agenda

Criminalizar la solidaridad, comentocracia traumada

La agenda del nuevo gobierno

Damnificados y ganadores

La última y nos vamos

Ofensiva desestabilizadora 2

Meade, entre la nada y la violencia de género

Anaya, patético y provocador, Meade, la nada

Verdad y justicia

Apología del delito

Anaya, el mitómano

Las mentiras de Anaya y Meade

Arbitrariedad e ilegalidad

Falsos debates, guerras de odio

¿Competencia o guerra?

Migración México-EU peligros para México (segunda parte)

Peligros para México

Viejas nuevas guerras sucias

Migración México-EU

El tufo de la corrupción y una supuesta superioridad moral

Peligros, encuestas e inseguridad

Un sexenio de sangre y corrupción

(Pre)campañas: viejas marrullerías y politiquería

“Acuerdo” de civilidad, autismo intelectual, redes sociales irritantes, corrupción

Feminicidio, Chihuahua, Iglesia católica, Marichuy, Meade y la corrupción

Chihuahua, “países de mierda”, guerra sucia, berrinche

2017: autoritarismo, violencia y corrupción

Vivir en un país ajeno

Amnistía, perdón, justicia o militarización

Meade: simulación e impunidad

Simulaciones predecibles

Corrupción en México

Violencias, miedo y ruptura social

Corrupción, pobreza, alianzas cupulares, feminicidios, rachita, cacería de perredistas

PRD: ¿centro o derecha?

Gabinete, Uber, violencia, PGR, independientes, retórica, ex panistas, remesas

TLCAN, independientes, Uber y otras ¿nimiedades?

Reconstrucción: Negocio y desmovilización ciudadana

El retorno de la ciudadanía

Es el patriarcado, estúpido

Dreamers: sueño diferido

Historias interminables

Por la izquierda o la derecha

TLCAN: ¿Renegociar, modernizar o vuelta atrás

Espectáculos, negocios y narco

La vía México-Estados Unidos contra Maduro

Muerte migrante

¿Fe, esperanza y caridad?

Socavones

Murmullos y persecuciones

Migración internacional: el desfasado optimismo de la OCDE

Desvaríos del autoritarismo

Gobiernos fallidos, democracias fraudulentas

Normalizando la corrupción y el fraude

Corrupción, continuidad o alternancia

El otro Michoacán

Morelia, entre la inseguridad y el blof

México, país de feminicidas

Remesas, ¿el mantra de un desarrollo fallido?

Desaparecidos, desplazados y deportados

Abuso de poder

La era Trump: frivolidad y dureza

Pueblos indígenas: pobreza, delincuencia, inseguridad

Mentes aviesas

Neoliberalismo o populismo

Irresponsables

Mando Único, campañas electorales, modelo educativo, mujeres

Retóricas perturbadoras

Movilidad social, salarios y desigualdades

Guerra antiinmigrante

El colapso de un modelo económico y la zanahoria migrante

Patetismo gubernamental y circo mediático

El odio como política y la oscuridad como subordinación

Rise up woman

Muros, austeridades y otras nimiedades

Patéticos y vacíos

¿Confianza, unidad?

Retórica migrante y antiinmigrante

Radicales, canonjías, transparencia, guerra esquizofrénica

Pendientes

Trump, presidente

Trump, presidente

Trump, presidente