Carlos Enrique Tapia
Migración México-EU
Un falso debate
Miércoles 3 de Agosto de 2016
A- A A+

en las redes sociales se ha filtrado un falso debate, el cual ataca a Hillary Clinton por su belicismo y postura antiinmigrante mientras fue secretaria de Estado
en las redes sociales se ha filtrado un falso debate, el cual ataca a Hillary Clinton por su belicismo y postura antiinmigrante mientras fue secretaria de Estado
(Foto: Cuartoscuro)

Ante el agravio y la amenaza del candidato presidencial del Partido Republicano, en México se han planteado al menos cuatro posturas. La oficial, precisada por el presidente de la República, quien se deslinda de cualquier intervención del gobierno mexicano en las elecciones estadounidenses y abraza a quien gane esa contienda.

Del lado crítico se urge a una postura que exige al gobierno mexicano confrontar al candidato Trump, como Enrique Krauze lo sugiere en un reciente artículo (El País, 07/26/2016); la izquierda electoral comparte el punto de vista y llama a Enrique Peña Nieto a asumir, como parte de la relación bilateral, cierto liderazgo inédito.

Igualmente, en las redes sociales se ha filtrado un falso debate, el cual ataca a Hillary Clinton por su belicismo y postura antiinmigrante mientras fue secretaria de Estado, al expulsar a miles de inmigrantes mexicanos y centroamericanos, mientras se supone que los agravios de Trump contra los mexicanos y nuestro país son menores.

Las redes sociales suelen imprimir a cualquier debate o tendencia ciertas directrices a pesar de su falsedad, por ello es importante tocar el tema. No todo, quizás una buena parte, de lo que se argumenta en las redes sociales tiene visos de realidad. Hay intereses políticos e ideológicos que sustentan los falsos debates y mucha histeria y odio.

De acuerdo con este “debate”, Hillary Clinton es una criminal. Acorde con lo anterior, durante su estancia en la Secretaría de Estado expulsó a miles de inmigrantes, comandó las guerras-invasiones de Estados Unidos en diversos lugares del mundo y es apoyada por la élite judía. Lo anterior la hace inaceptable para los “mexicanos”.

Con todo, el “debate” en las redes sociales es manejado por intereses cercanos a Donald Trump y la xenofobia ligada al Partido Republicano. De ningún modo puede negarse el papel de la señora Clinton en la política antiinmigrante de Barack Obama, tampoco en el belicismo del presidente estadounidense, menos que sea apoyada por la banca judía.

El asunto es, como Enrique Krauze argumenta, la urgencia por detener a Trump. En cierta actitud apocalíptica, de lo mismo que acusa a AMLO, el mesiánico tropical, supone que la actitud de Trump podría generar el ambiente para una guerra contra México, por eso recuerda las intervenciones estadounidenses en México.

Por supuesto que la guerra no sería militar –¿quién en su juicio (¿Trump es medianamente razonable?) lanzaría una nueva invasión contra un vecino en pleno siglo XXI?–, sino una guerra “comercial, económica, social, étnica, ecológica, estratégica, diplomática y jurídica”. ¿La señora Clinton emprendería una campaña similar? Es dudable. A Estados Unidos le interesa la subordinación de México, no aplastarlo.

De ahí la falsedad de este “debate”. Como escribí en mi perfil de Facebook, a las puertas de nuestra frontera norte, frontera sur de Estados Unidos, con Trump tendríamos a los Vigilantes, al KKK, al Tea Party, a los fanáticos de la NRA, a la Border Patrol que gusta de disparar sin consecuencias a los indocumentados, la xenofobia, la discriminación.

¿Es mejor Clinton o Trump? Es el falso “debate”. Ninguno de los dos candidatos presidenciales augura una relación bilateral, diplomática, política diferente. Si Trump prevé un vínculo diferente, su discurso alienta a los grupos racistas, xenófobos, discriminatorios y antimexicanos más recalcitrantes en contrario.

La política de Clinton es clara. Los intereses del establishment en Estados Unidos no ocultan su política. Dinero para combatir el narcotráfico de modo tradicional; deportaciones, presionando a México para impedir el tránsito de transmigrantes; sujeción a una política económica que perpetua la vulnerabilidad de nuestro país.

Finalmente, la pretensión de “debatir” quién entre Clinton y Trump es bueno, malo o menos bueno y menos malo oculta la subordinación de un gobierno y su partido a un proceso que parece muy claro: gane quien gane, la posición subordinada y vulnerable de México será igual o peor. Las redes sociales no siempre debaten, imponen, golpean.

Obviedades. 1. Dudosa justificación del Inegi, y avalada por comentócratas afines al gobierno federal: el problema de los pobres desaparecidos en las estadísticas estuvo en el operativo de campo y quienes aplicaron las encuestas, pues dieron por hecho que los pobres ya no eran, sino que estaban enriqueciéndose con apoyos gubernamentales. Es obvia la intencionalidad pues detrás está la modificación de un marco conceptual y metodológico. 2. En México, el PIB cayó -0.3 por ciento en el segundo trimestre del año; las actividades primarias retrocedieron 0.1 por ciento, las secundarias, 1.7 por ciento, y las terciarias no variaron, mientras en Estados Unidos el crecimiento económico a tasa anual en el segundo trimestre, 1.2 por ciento, decepcionó a los mercados. 3. La delincuencia no descansa, mientras las autoridades sueltan rumores de intervenciones quirúrgicas, poses mediáticas para atraer el turismo en Morelia, un atroz fin de semana en Michoacán: diez calcinados en Cuitzeo, tres baleados en Zamora, un tiroteado en Morelia, un crimen de odio en Lázaro Cárdenas. 4. Para el PRI, evitar embarazos no deseados se resuelve con esterilizaciones e insultos a las mujeres, mientras aprueba leyes antiaborto que criminalizan a las mujeres, como en Veracruz. 5. Colonia Narvarte, Ciudad de México: Multihomicidio, un año de impunidad señor Mancera. 6. ¿Candidatos, candidotes o burla? Mancera, Graco, el “nuevo comienzo”. Dos con evidentes gobiernos desastrosos y uno colgado de costosa propaganda, sin definir rumbo e inflado por el gobierno federal para hacerle mancuerna a la señora Zavala como “opciones” viables para EPN. 7. Masacre de Apatzingán: INAI ordena a PGR abrir expediente. 8. Igualdad o equidad de género es para el “nuevo comienzo” estacionamientos exclusivos para mujeres y propaganda del “yo ayudo en casa, cuido los niños”, pero no cuestiona al patriarcado.

Sobre el autor
Antropólogo social, doctor en Historia. Colabora en Cambio de Michoacán desde 1996, con una breve interrupción en 2001-2003. Se especializa en estudios migratorios, en particular la historia y problemática actual de la migración México-Estados Unidos, Michoacán-Estados Unidos, y problemas relacionados con políticas públicas, desarrollo socioeconómico, tendencias políticas y partidistas, participación ciudadana. Por ello dedica también sus columnas a entender y analizar el rumbo social, económico, político y cultural de Michoacán y México en general, desde una perspectiva crítica y ciudadana.
Comentarios
Columnas recientes

Violencias, miedo y ruptura social

Corrupción, pobreza, alianzas cupulares, feminicidios, rachita, cacería de perredistas

PRD: ¿centro o derecha?

Gabinete, Uber, violencia, PGR, independientes, retórica, ex panistas, remesas

TLCAN, independientes, Uber y otras ¿nimiedades?

Reconstrucción: Negocio y desmovilización ciudadana

El retorno de la ciudadanía

Es el patriarcado, estúpido

Dreamers: sueño diferido

Historias interminables

Por la izquierda o la derecha

TLCAN: ¿Renegociar, modernizar o vuelta atrás

Espectáculos, negocios y narco

La vía México-Estados Unidos contra Maduro

Muerte migrante

¿Fe, esperanza y caridad?

Socavones

Murmullos y persecuciones

Migración internacional: el desfasado optimismo de la OCDE

Desvaríos del autoritarismo

Gobiernos fallidos, democracias fraudulentas

Normalizando la corrupción y el fraude

Corrupción, continuidad o alternancia

El otro Michoacán

Morelia, entre la inseguridad y el blof

México, país de feminicidas

Remesas, ¿el mantra de un desarrollo fallido?

Desaparecidos, desplazados y deportados

Abuso de poder

La era Trump: frivolidad y dureza

Pueblos indígenas: pobreza, delincuencia, inseguridad

Mentes aviesas

Neoliberalismo o populismo

Irresponsables

Mando Único, campañas electorales, modelo educativo, mujeres

Retóricas perturbadoras

Movilidad social, salarios y desigualdades

Guerra antiinmigrante

El colapso de un modelo económico y la zanahoria migrante

Patetismo gubernamental y circo mediático

El odio como política y la oscuridad como subordinación

Rise up woman

Muros, austeridades y otras nimiedades

Patéticos y vacíos

¿Confianza, unidad?

Retórica migrante y antiinmigrante

Radicales, canonjías, transparencia, guerra esquizofrénica

Pendientes

Trump, presidente

Trump, presidente

Trump, presidente

La elección del miedo

Jodiendo a México

La migración mexicana en las elecciones estadounidenses

CNTE, normalistas, rechazados

Nuestras violencias cotidianas

Corruptos ¿todos?

Propaganda o estrategia

Propaganda o estrategia

El indiscreto encanto del odio y el miedo

La pifia

El colapso neoliberal

Violencias

Pensiones

Días de encono y mentiras

Un falso debate

Periodismo crítico bajo acoso

Vivir del pasado, mentir sobre el pasado

Autodefensas

Vivir del pasado, mentir sobre el pasado

Autodefensas

Populismo e impunidad

Desgaste local, desgaste global

La respuesta autoritaria de un gobierno agotado

Los peligros para México

Narcocorridos, violencia contra las mujeres, elecciones

Guerra sucia y farsa electoral

La confrontación

Las falacias de la sustentabilidad y la adaptación al cambio climático

Trump ¿presidente?

Mujeres, CNTE, Ayotzinapa, golpismo

Barbarie y esquizofrenia

Parabienes anticipados

Un alcalde “independiente”

Apagando fuegos

¿Peligro de extinción?

Migración México-EU

Oprobiosa utopía

Credibilidad

Clientelismo y populismo

Las ausencias de Bergoglio, las indulgencias gubernamentales

Francisco en el país de las apariencias

Milagros mediáticos

Indefensión

Corrupción y cultura

Chapoaventuras

Incertidumbres

18 de diciembre

Desafíos

Migración y remesas

Cotidianeidades

Barbarie contra barbarie

Pongámonos lúdicos

Ahí viene el lobo

Educación pública: La disputa por un bien público

Desigualdades y reformas

La otra crisis

Buenos (y no tan buenos) deseos del “nuevo comienzo”

Ayotzinapa, la infamia

Congruencias e incongruencias

Refugiados, desplazados, asilados, migrantes

Reformismo o populismo

La propaganda del fracaso

San Fernando, Tamaulipas, cinco años de una masacre

Dos años

Periodismo asediado

Retos

Morelia

¿El “nuevo comienzo”?

Vapuleados

Carta abierta a Silvano Aureoles Conejo

El Apocalipsis que no fue

Carta abierta a Felipe Calderón Hinojosa

México bárbaro

Faltas e incongruencias

Corrupción, ¿problema cultural o institucional?

Viernes de furia

“Uso excesivo de la fuerza”

60 días

Necedades de izquierda y derecha

El desprecio a la ciudadanía

Arrogancia y autoritarismo

Burlar la democracia

¿Ofensiva mediática?

Descrédito o política

Gatopardismo 6

Gatopardismo electoral 4

Gatopardismo electoral 3

Gatopardismo electoral 2

Gatopardismo electoral 1

¿Esperanza, unidad, paz?

Charadas

Élites políticas

Placebos y catacumbas

Otoño de ira

Moviendo a México

Otoño mexicano

26/09/2014 ¡Vivos se los llevaron, vivos los queremos!

El discurso de odio, practicando el odio

El fin del “mexican moment”