Opinión

MORELIA
El voto razonado es por Leonel Godoy
La campaña de Leonel Godoy mostró a éste como un político serio e inteligente, que supo en todo momento anticipar a sus adversarios. Hasta donde le fue posible, atajó la guerra sucia en su contra y se manifestó por jugar limpio
Juan Pérez Medina Jueves 8 de Noviembre de 2007
A- A A+

Ayer terminó la campaña electoral. Desde hoy los partidos se preparan para atender lo que será la elección del próximo domingo. Los ciudadanos que
aún no han decidido por quién votar, tendrán estos días para reflexionar y tomar una decisión al respecto de los candidatos o simplemente, no votar.
Hasta hoy se pueden destacar dos tipos de campañas; la que realizó el candidato del PRD, Leonel Godoy Rangel, que fue de propuesta y de respeto a sus adversarios y la de Salvador López Gorduña*, que ante la falta de propuestas, basó su campaña en la cercana relación con el usurpador de Felipe Calderón (Fecal) para convencernos de que así nos irá muy bien a los michoacanos; slogan que por cierto acuñó este último en la campaña nefasta del 2006 y que, como se sabe, acabó perdiendo en el estado.
La campaña de Leonel Godoy mostró a éste como un político serio e inteligente, que supo en todo momento anticipar a sus adversarios. Hasta donde le fue posible, atajó la guerra sucia en su contra y se manifestó por jugar limpio. Realizó atinadamente cinco foros de consulta con seis temas centrales y la conformación de 21 mesas de trabajo en donde miles de ciudadanos perredistas, simpatizantes, académicos e intelectuales participaron conformando un documento rector de los compromisos que en todas las plazas hizo suyos. Logró la suma del PT, Convergencia, Partido Socialdemócrata y Campesino y, a escasos seis días de la elección, la del candidato a gobernador por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Alejandro Méndez. Destacó como eje de su propuesta programática de gobierno al trabajo primero como la actividad esencial del hombre y generadora de riquezas y, segundo, como el medio para desarrollar la entidad y generar los buenos empleos que se requieren; estableció la necesidad de mejorar la educación y la salud pública, su cobertura y sus alcances. Anunció por ello la necesidad de reformar la Constitución local para hacer obligatoria, laica y gratuita la educación que imparta el Estado desde el preescolar hasta la educación superior e iniciar un proceso de descentralización de la Universidad Michoacana (UMSNH), abriendo siete nuevas subsedes en igual número de localidades del interior de la entidad, y articulando la educación superior con la producción y estimulando la formación de incubadoras de empresas en las instituciones y fortaleciendo la investigación; estableciendo con toda claridad a la educación como el eje estratégico para avanzar en el desarrollo integral y armónico de los michoacanos y las michoacanas.
En esa visión de atender a los sectores que presentan mayores dificultades y retos, planteó la creación de cuatro nuevas secretarías; la de la mujer, los jóvenes, los migrantes y de asuntos indígenas, bajo la característica de que su gobierno será un equipo de trabajo de permanente contacto con la gente, los barrios, comunidades y sectores y no un tinglado de burócratas tras el escritorio inventando formas para justificarse.
Pero quizá lo más importante de su propuesta de gobierno sea la que se refiere a la visión de la vida democrática y participativa; en donde ha planteado la creación de nuevas formas jurídicas de organización popular para que sea la gente de manera directa la que decida sobre las cuestiones medulares en el ejercicio del gobierno. A saber: se estableció la creación de los consejos populares, el presupuesto participativo, la revocación de mandato y la reglamentación del plebiscito, el referéndum y la iniciativa popular, que permitirán crear un andamiaje democrático que vaya más allá de la representatividad y permita al pueblo decidir sobre el gasto y calificar a sus gobernantes y sus acciones de manera directa y, en su caso, hasta alejarlos del puesto que les confirió.
Por su lado, el PAN-Panal del candidato López Gorduña, una vez que los debates mostraron a éste como un candidato inseguro, nervioso e ignorante, muy al estilo del ranchero acaudalado Vicente Fox Quesada, a quien se le pide que regrese lo mucho que se llevó el muy ladrón; tuvo que cambiar la fallida estrategia y emprender una guerra de descalificaciones en contra de Leonel Godoy, con panfletos difamatorios en los diarios locales a planas enteras, spots en la radio y la televisión y miles de volantes apócrifos distribuidos en toda la geografía michoacana por la madrugada en un tono denostador y ruin, muy al estilo del PAN-Panal en el 2006 en contra de Andrés Manuel López Obrador. Incluso, llegaron al descaro de crear su propia encuestadora con supuestas oficinas en la Ciudad de México, la cual, como era de esperarse ha sido la única que lo pone apenas arriba de las preferencias electorales. Sin embargo, la realidad es necia, pues las encuestadoras de mayor prestigio (Berúmen, GEA-ISA, Parametría y Mitofsky) dan una ventaja a Leonel Godoy de siete puntos porcentuales, colocándolo a la cabeza con 40 por ciento de las preferencias.
Por eso el tono festivo del discurso de Leonel Godoy en los cierres distritales que realizó y en los cuales destacó el paso triunfador de su campaña. Pero al mismo tiempo llamó a no descuidarse y prepararse para garantizar que el día de la elección los votos se cuenten y se cuenten muy bien.
Y no es para menos su preocupación; pues mientras el gobernador Lázaro Cárdenas Batel ha mantenido una conducta intachable respecto del proceso electoral, el usurpador Fecal ha venido haciendo lo contrario, como se demostró con la aprehensión de dos funcionarios de Sagarpa en Sahuayo, quienes fueron agarrados por priístas de aquel lugar con copias de credenciales de elector y ofertando recursos a cambio de votos a favor de Chavo López Gorduña. No olvidemos también el «cementazo» en Morelia y, apenas la semana anterior, pudimos constatar mediante acta levantada por la autoridad electoral en el municipio de Villamar, de la entrega de un tráiler cargado de cemento por las comunidades a horas de la noche.
Otra característica menor, pero igualmente importante, es la forma en cómo han venido cerrando los candidatos; pues mientras en los cierres de campaña del PRD la convocatoria es a escuchar las propuestas de campaña; en el caso de los del PAN-Panal se convoca a bailar con grupos musicales o artistas caros como Maribel Guardia, Kumbia All Star, la Sonora Dinamita, la Tropa Chicana, etcétera, como si se tratara de circo y no de un verdadero acto político.
La otra línea de atención es la que viene desarrollando Elba Esther Gordillo Morales, dueña del Panal, que fue en su momento un regalo del matrimonio Fox a la cacique sindical a cambio de todos sus favores prestados y que mediante el uso faccioso de recursos públicos y sindicales viene orquestando en la entidad el fraude electoral, a base de comprar votos, coaccionar a los electores y hasta induciendo el voto en las casillas y, donde les sea posible, hasta conducir la elección en las casillas.
De aquí al domingo insisto, es para muchos momento de reflexión; pero para quienes ya hemos decidido participar y por quién votar es necesario prepararnos para vigilar el proceso electoral que es de todos los michoacanos. No vaya a ser el diablo y Elba Esther Gordillo meta la cola, las patas y todo, y luego tengamos que lamentarnos por lo que no hicimos. Tenemos la obligación ciudadana de detener las mapacherías y a los mapaches. Cuidemos bien, que el domingo, ni duda queda, Leonel será gobernador.
* Gorduña: resultado de unir las trapacerías de López Orduña y Elba Esther Gordillo.