Morelia

Umécuaro, lleno de basura después de “días santos”
Josafat Pérez Lunes 17 de Abril de 2017
A- A A+

Morelia, Michoacán.- Luego de los “días santos”, las orillas de la laguna de Umécuaro lucen considerablemente infestadas de basura, abandonada ahí por campistas y paseantes ajenos a la comunidad.

Con la visita del reportero se pudo atestiguar que el fin de semana pasado, la afluencia de visitantes al cuerpo de agua ubicado en la tenencia de Santiago Undameo, no sólo dejó cierta derrama económica a los lugareños sino kilos de basura desperdigada en las playas del lugar.

Además de dar mal aspecto, los residuos constituyen un peligro para el ganado que pasta en la zona, pues además de recipientes sólidos hay mucha basura blanda como los envases de unicel que los rumiantes degluten en busca de comida.

La afluencia de visitantes no sólo dejó cierta derrama económica a los lugareños sino kilos de basura desperdigada en las playas del lugar.
La afluencia de visitantes no sólo dejó cierta derrama económica a los lugareños sino kilos de basura desperdigada en las playas del lugar.
(Foto: Josafat Pérez)

A decir de Robert S. Copp, extranjero avecinado en Umécuaro desde hace tres años, hace más de un año “se dejó de cobrar una cooperación de 20 pesos por vehículo porque la gente se molestaba por pagar la suma simbólica que servía para que algunas personas del pueblo recogieran la basura”, advirtió.

Como él, algunos vecinos de las orillas del lago y gente del lugar, se encargan voluntariamente de tener limpias las orillas. Sin embargo, varios de ellos comentan que cada año sucede lo mismo durante esta temporada, en la que el “sábado de Gloria” también celebran la fiesta del pequeño pueblo afincado junto al lago.

Aunado a esto, desde hace un año el cuerpo de agua ha sido invadido por una planta acuática que más allá de transformar el paisaje, es un indicativo de que el manejo de las agroindustrias y la creciente urbanización pueden modificar aquel entorno, más pronto de lo que imaginan sus habitantes.

A pesar de que el lago aún no ha sido capitalizado por empresas ecoturísticas, paulatinamente sus orillas comienzan a poblarse de caseríos para huéspedes eventuales o permanentes.

El problema de la basura es uno entre varios que enfrenta la comunidad de Umécuaro. Como en otros tantos lugares, se vierten residuos orgánicos en la laguna a falta de un sistema de tratamiento de aguas residuales. Situación que, según algunos pobladores, ha contribuido al crecimiento de la planta acuática que ahí prolifera y a la larga puede convertirse en un problema de salud pública.

En la zona también se ha extendido la fiebre del “oro verde”, pues desde ciertos puntos de la laguna se divisan sembradíos de aguacate donde antes había bosques.

Por petición expresa de los habitantes con quien el reportero entabló comunicación, se hizo un llamada de atención a los visitantes de Morelia y al rededores, para ser más conscientes con el manejo de sus residuos y no dejarlos en los alrededores de la laguna, puesto que a diferencia de la capital, en Umécuaro no cuentan con un departamento de limpia, es la misma gente del pueblo quien se encarga de recoger lo que por flojera o indiferencia otros desechan.