Municipios

Presentan queja en Derechos Humanos contra delegado de Tránsito en Zitácuaro
» Rolando Ojeda Ortiz fue acusado por abuso de autoridad ante la Visitaduría Regional
Ricardo Rojas Rodríguez Lunes 17 de Julio de 2017
A- A A+

Zitácuaro, Michoacán.- El delegado de Tránsito de Zitácuaro, Rolando Ojeda Ortiz, fue acusado de abuso de autoridad ante la Visitaduría Regional de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH).

El afectado señaló que siempre procura no estorbar la circulación y que lo de los animales muertos era una mentira. Aun así, el delegado de Tránsito le dijo que se iba a llevar su unidad.
El afectado señaló que siempre procura no estorbar la circulación y que lo de los animales muertos era una mentira. Aun así, el delegado de Tránsito le dijo que se iba a llevar su unidad.
(Foto: Ricardo Rojas Rodríguez)

Aunque no se trata de la primera queja que se recibe en la dependencia en contra de Ojeda Ortiz, sí es la más reciente. El afectado es un vecino de la calle Lázaro Cárdenas Norte, colonia Hidalgo, de esta ciudad.

Octavio Peñaloza Chávez, visitador auxiliar de la CEDH, comentó que el quejoso manifestó que es trailero y que con frecuencia estaciona su vehículo afuera de su casa, pero el viernes 7 de julio, a la 1:30 de la madrugada, fue despertado.

Se trataba del delegado de Tránsito con cerca de una docena de elementos policiacos. Le dijeron que “una denuncia anónima” señaló que su tráiler estorbaba, además de que había animales muertos alrededor de la unidad.

El afectado señaló que siempre procura no estorbar la circulación y que lo de los animales muertos era una mentira. Aun así, el delegado de Tránsito le dijo que se iba a llevar su unidad.

Aunque el quejoso trató de evitarlo, los policías comenzaron a forcejear para que no obstaculizara el arrastre del vehículo y lo esposaron. Amenazaron con llevárselo detenido, aunque esto último no pasó.

Como necesitaba su tráiler para trabajar, al día siguiente fue a buscarlo, y aunque no pudieron acreditar las faltas de las que lo acusaban, tuvo que pagar una multa de tres mil 500 pesos, además de mil 200 por la grúa.

Sin embargo, esa noche, nuevamente a la 1:30 de la madrugada, el delegado se volvió a presentar a su casa con la intención de llevarse nuevamente su tráiler, aunque esta vez los elementos optaron por no arrastrar la unidad.

El afectado señala que el forcejeo con los policías le provocó lesiones y que este incidente le provocó que los niveles de glucosa en la sangre le subieran a 500 unidades, por lo que ha estado mal y no ha podido trabajar.

Además tiene temor de que el delegado de Tránsito continúe con el hostigamiento en su contra, sin tener ninguna razón, por lo que pidió la protección de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos.

La dependencia inició la queja por uso indebido y desproporcionado de la fuerza pública. Además se señaló que no se puede actuar legalmente con base en un reporte anónimo.