Especiales

Lamentable, que Cárdenas fuera el Juan Zepeda de 2018: Cristóbal Arias
Gabriel Envila Fischer Domingo 6 de Agosto de 2017
A- A A+

Morelia, Michoacán.- El ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano nunca ha apoyado a Andrés Manuel López Obrador pero sería lamentable que en 2018 jugara el papel del Juan Zepeda nacional para cerrarle la puerta a AMLO en la elección presidencial, consideró en entrevista Cristóbal Arias Solís.

Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano
Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano
(Foto: Héctor Sánchez)

La ciudad de Chihuahua fue sede del encuentro que sostuvieron los dirigentes del PRD y el PAN, Alejandra Barrales y Ricardo Anaya, a la que acudieron Cuauhtémoc Cárdenas, Porfirio Muñoz Ledo, Emilio Álvarez Icaza, Jorge Castañeda, así como el gobernador de Chihuahua, Javier Corral, reunión en la que acordó construir una alianza electoral que saque al PRI del gobierno de la República.

Pero tomando en cuenta que la salida del PRI del gobierno de la República sería un hecho producto del hartazgo de la ciudadanía, para el dos veces ex candidato a gobernador por el PRD, Cristóbal Arias, la construcción de dicho frente lo que busca en realidad es polarizar y dividir el voto de la oposición para cerrarle la puerta a López Obrador en 2018.

“El frente amplio opositor es una especie de Tucom, todos unidos contra Andrés Manuel López Obrador y Morena, no se me antoja que realmente sea un frente para derrotar al PRI, si así fuera se deberían sumar a López Obrador, que es quien representa la alternativa de cambio.

“Eso sería lo más sensato, todo lo demás es una cortina de humo, artificial y sin ningún sustento, ni programático ni ideológico, es simplemente buscar crear confusión para cerrarle el paso a AMLO y para hacerle el juego al PRI gobierno”, reduce Arias Solís.

Aunque Cárdenas nunca ha apoyado a López Obrador, también se dijo desalentado de su militancia perredista por las alianzas que el PRD impulsó con el PAN, derivando posteriormente en su renuncia al sol azteca; sin embargo, hoy suma su nombre a la construcción del acuerdo PAN-PRD. “Jamás he visto apoyar al ingeniero Cárdenas a López Obrador y está en su derecho, pero yo realmente lamentaría que en esta ocasión no apoye a Obrador y que más bien esté cercano al PAN o a figuras que son antilopezobradoristas, como Castañeda y otros”.

Por el afecto y respeto al ingeniero Cárdenas como su ex jefe, amigo y ex colaborador, añade Cristóbal Arias (ex secretario de Gobierno en Michoacán durante la administración de Cuauhtémoc Cárdenas), dice preferir “albergar la esperanza” de que el ingeniero apoye a AMLO o “por lo menos no le haga el juego a los antilopezobradoristas ni a los panistas”.

“El PAN es un partido anticardenista históricamente, antiperredista en los momentos críticos que vivimos junto con el ingeniero Cárdenas con la complicidad del gobierno del PAN con Salinas de Gortari en contra del PRD, con Vicente Fox, Jorge Castañeda y Fernández de Ceballos. Yo creo que el ingeniero Cárdenas debe tener muy presente eso”.

Sin descartar las buenas voluntades que pudieran militar en el frente PAN-PRD, la alianza, insiste Cristóbal Arias, no busca sacar al PRI. “El PRI ya está en tercer lugar, pactar entre PRI, PAN y PRD y todo aquel que se preste busca cerrarle el paso a Obrador. Pretenden reeditar el 2006 con un artificial frente antilopezobradorista”.

–¿Podría Cárdenas encabezar el frente y hacerlo exitoso?

“Yo les he escuchado a algunos que se asumen como cardenistas en Michoacán que en realidad si dicen ellos, no es Cárdenas el candidato del supuesto frente amplio, él no estaría; hay quienes le apuestan a que Cuauhtémoc Cárdenas sea el candidato de ese frente amplio. Yo francamente tengo mis dudas, me inquietaría mucho, sería muy lamentable que el ingeniero Cárdenas aceptara prestarse a ese juego para que no ganara López Obrador y peor aún, que él aceptara ser el candidato.

“Si de por sí a él (Cárdenas) se le cuestionó mucho el regateo a AMLO en las dos ocasiones que ha sido candidato a la Presidencia, que ahora fuera el Juan Zepeda nacional, creo que sería también todavía mucho más criticable”.