Sucesos

Síndico de Nahuatzen fallece por posible infarto tras ser detenido por un secuestro
» Junto con el servidor público fueron arrestados dos hombres más involucrados en el tema.
Redacción Miércoles 6 de Diciembre de 2017
A- A A+

Nahuatzen, Michoacán.- El síndico de Nahuatzen, Abraham Serna Maldonado, junto con dos hombres más fue arrestado por el personal de la Unidad Especializada de Combate al Secuestro (UECS) debido a su probable involucramiento con un plagio registrado en la región. Sin embargo al estar en el área de separos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) el funcionario sufrió un posible infarto y murió.

Lo anterior se pudo conocer en la labor periodística. Trascendió que el servidor público y las otras dos personas fueron detenidas en un operativo de la UECS realizado la noche del martes anterior.

Con relación al agraviado se supo que éste fue liberado por los plagiarios al entregar sus parientes un rescate parcial.
Con relación al agraviado se supo que éste fue liberado por los plagiarios al entregar sus parientes un rescate parcial.
(Foto: Especial)

Los indiciados fueron llevados a los separos de la PGJE, no obstante en un momento determinado, a decir de los otros imputados, Abraham convulsionó, se desvaneció y perdió la existencia, dijeron contactos gubernamentales.

Agencia RED113 informó que unos paramédicos acudieron, revisaron al síndico y confirmaron su deceso. Ante lo ocurrido la dependencia estatal solicitó la presencia del personal de la Comisión Estatal de Derechos Humanos para que acompañe en la necropsia realizada al cadáver.

Trascendió que eran cuatro millones de pesos los que pedían los involucrados en el secuestro a los familiares de la víctima a cambio de respetar su vida.

Con relación al agraviado se supo que éste fue liberado por los plagiarios al entregar sus parientes un rescate parcial. Las indagatorias de la UECS continuaron y así se dio la captura del síndico y de los otros dos individuos.

En este tenor, la PGJE divulgó este miércoles en un boletín de prensa: “La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) hace de su conocimiento que, con motivo de trabajos de investigación que lleva a cabo con relación a un secuestro ocurrido el pasado 22 de noviembre en el municipio de Nahuatzen, anoche fueron detenidas tres personas que al ser requeridas ofrecieron una suma monetaria a los agentes ministeriales, al existir indicios que los vinculan con los hechos.

“Ante esta acción fueron puestos a disposición del Ministerio Público por el delito de cohecho cometido en flagrancia, tipificado por el Código Penal del Estado.

“Entre los detenidos se encuentra Abraham S., quien dijo ser el síndico de Nahuatzen, así como dos personas más; todas fueron puestas a disposición de la Unidad Especializada de Combate al Secuestro, donde se integró la carpeta de investigación.

“Durante las primeras horas de hoy, cuando consumían alimentos en el área de recepción de esta PGJE, Abraham S., empezó a convulsionar, por lo que de inmediato se le auxilió y se pidió el apoyo de paramédicos, quienes al llegar confirmaron su deceso.

“De estos hechos se hizo de conocimiento a la Unidad de Atención Temprana de la Fiscalía Regional, por lo que se realizaron las diligencias correspondientes y se dispuso el traslado del cadáver al Servicio Médico Forense para que se practique la necropsia de ley.

“En ese sentido, se ha hecho de conocimiento a la Comisión Estatal de Derechos Humanos a efecto de que designe a personal de la institución para que verifique la correcta aplicación del protocolo de necropsia y transparentar los procesos de actuación institucional.

“La PGJE continúa con los trabajos de investigación de las otras dos personas con respecto a los hechos que motivaron su detención, efectuada en las inmediaciones de un centro comercial de la ciudad de Uruapan, así como indicios que los relacionan con el delito de secuestro.

“Esta institución reitera su compromiso de actuación en el marco de la legalidad para investigar todo acto que atente contra la libertad y seguridad de las y los michoacanos; no habrá impunidad”.