Municipios

Hilario Díaz Martínez pide que haya oportunidad para otros perredistas en comicios
Armando Martínez Lunes 8 de Enero de 2018
A- A A+

Pátzcuaro, Michoacán.- El síndico municipal de Pátzcuaro, Hilario Díaz Martínez, pide “piso parejo” para la elección de aspirantes a puestos de elección popular y que el Consejo Estatal del PRD y el Comité ejecutivo Estatal no impidan la participación de ningún aspirante y tampoco estas dependencias estatales apoyen sólo a incondicionales y a otros les pongan trabas.

Hilario Díaz Martínez, síndico municipal de Pátzcuaro
Hilario Díaz Martínez, síndico municipal de Pátzcuaro
(Foto: Armando Martínez)

Lo anterior, a decir de Hilario Díaz, porque aduce que de las dependencias perredistas le están brindando todo el apoyo al actual edil Víctor Manuel Báez Ceja para que se reelija en el próximo proceso electoral por el Frente e impidan a otros aspirantes buscar su participación.

De la misma manera, Díaz Martínez asegura que aquellos funcionarios que están buscando reelegirse o bien buscando “otra oportunidad” de seguir figurando en la nómina descuidan sus funciones y dejan de atender a la ciudadanía, eso es en todos los niveles de gobierno, tanto en el estado como en esta ciudad, dijo, por lo que el síndico municipal hizo un llamado para que cualquier funcionario que quiera jugársela en el próximo proceso electoral, que renuncie o pida licencia al cargo en el que esté, ya que la ciudadanía merece respeto y una atención de calidad.

Agregó que si el actual edil Báez Ceja tiene la intención de reelegirse, solicite su licencia respectiva y “desde fuera” busque la oportunidad, señalando que él (Hilario), como perredista, quiere buscar la oportunidad de encabezar la planilla perredista o del Frente en busca de la Presidencia Municipal, “pero me impiden desde arriba”, se quejó.

De igual manera, Díaz Martínez dijo que ser funcionario público no quiere decir que “hay que hincharse de billetes”, ni tener grandes cuentas bancarias, sino servir a la ciudadanía en todas sus necesidades apremiantes, ya que los funcionarios saludan y visitan a los ciudadanos sólo en tiempos electorales y cuando llegan al poder “ni te fuman”, como tampoco quieren ensuciarse los zapatos a donde con trabajos fueron a buscan el voto en las campañas electorales.