México tardará 18 meses en bajar inflación a 3%, prevee Hacienda

177
Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda, afirmó que ya no hay presiones inflacionarias transitorias, pues éstas persistirán por meses. (Foto: especial)

Ciudad de México.- Gabriel Yorio González, subsecretario de Hacienda y Crédito Público, aseguró que las presiones de la inflación dejaron de ser transitorias, por lo que se necesitarán 18 meses para que baje a 3%, nivel objetivo del Banco de México (Banxico).

“Ya no se habla de presiones inflacionarias transitorias, sino un poco más de persistencia en el tiempo”, declaró el funcionario del gobierno de Andrés Manuel López Obrador durante la Cátedra SHCP 2022 en la Facultad de Economía de la UNAM.

Según el funcionario, la inflación comenzará a converger en algún momento de 2023, ya que Banxico ha tomado ajustes en su política monetaria a través de tres incrementos de 50 puntos base de la tasa de interés.

De acuerdo con Forbes México, cuando hay choques de oferta, el efecto de la política monetaria será más limitado en el corto plazo, a pesar de que las expectativas de inflación se están desanclando a nivel internacional y en México se subieron un poco, comentó el extitular de la Unidad de Crédito Público.

“Las acción del banco central está apuntando al anclaje de las expectativas y el periodo de acción de la política monetaria es de entre 12 y 18 meses y es ahí dónde vamos a ver la convergencia al objetivo de la inflación”, afirmó el encargado de la Unidad de Asuntos Internacionales de Hacienda entre diciembre 2018 y agosto 2019.

“¿Por qué la inflación ya no puede ser considerada como transitoria? Hace un par de meses se pensaba que las interrupciones en las cadenas de valor iban a ser transitorias y se podrían ajustar de manera muy rápida. Esto no está siendo el caso”, precisó el subsecretario. 

La crisis de los contenedores y el rezago en la generación de microprocesadores para la industria automotriz han metido presión de los precios de los bienes y servicios, añadió.

Recordó que al principio de la pandemia de Covid-19 se pensó que la falta de chips para la industria automotriz iba a durar 3 o 6 meses, pero el problema se ha ido extendiendo.

Desde 2018 y 2019, las tensiones geopolíticas entre EU y China ya se venían acentuando, por lo que generó la necesidad de una relocalización de empresas hacia zonas que pudiera tener más resiliencia o menos dependencia en las cadenas de valor hacia cierto conflicto geopolítico, precisó el funcionario.

“Ya se está viendo inflación en salarios, escasez de mano de obra, incremento en el precio de las rentas, expansión de las naves industriales (en el norte de México)”, añadió.

La mayor actividad comercial y económica generada de manera natural en la zona norte y en el corredor del centro de la República Mexicana está generando una presión inflacionaria, precisó.

“En Estados Unidos, el mercado laboral está sobrecalentado, por el momento México no vive esa situación y tenemos un stock de trabajadores, que están dispuestos a regresar a la fuerza laboral”, dijo Yorio González.

“En Estados Unidos está comenzando a enfrentar inflación de salarios, lo cual es muy importante porque la regla de ajuste”, comentó el subsecretario.

“Todos estos elementos han generado impactos de persistencia en la inflación y si vemos un poco las declaraciones de la gobernadora y los subgobernadores del Banco de México está hablando de una convergencia a la tasa de inflación ya para el siguiente año y no necesariamente este año”, destacó.