Mujeres en España tendrían derecho a la «baja menstrual»

92
La duración de este permiso sería de tres días, con la posibilidad de ampliarlo en dos días más en caso de síntomas agudos, basándose en un certificado médico. (Foto: especial)

Madrid, España.- El gobierno español aprobará un anteproyecto de modificación de la ley del aborto que incluirá la baja laboral en caso de menstruaciones dolorosas, con coste a cargo de la Seguridad Social desde el primer día y con la duración que necesite cada mujer.

Esto convertirá a España, si el Parlamento avala posteriormente la reforma, en el primer país europeo que lo reconoce como derecho y uno de los pocos del mundo, informa Expansión.

Será posible, indicaron este viernes 13 de mayo fuentes gubernamentales, gracias a un acuerdo entre los ministerios de Igualdad, que ha llevado la iniciativa en este asunto, y el de Seguridad Social.

La medida sería parte de un proyecto de ley sobre el aborto destinado a consolidar el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo y los derechos reproductivos, que se espera que sea aprobado por el consejo de ministros el martes 17 de mayo.

Estos departamentos han mantenido alguna discrepancia y un debate de matices en el seno del Ejecutivo, una coalición de izquierdas entre el Partido Socialista (PSOE) y Unidas Podemos (UP).

«Vamos a reconocer por ley el derecho de las mujeres con menstruaciones dolorosas a una incapacidad temporal especial que será costeada por el Estado desde el primer día», confirmó hoy la ministra de Igualdad, Irene Montero (UP), en Twitter.

Según los medios de comunicación españoles que han tenido acceso a una versión preliminar del proyecto de ley, elaborada por el ministerio de Igualdad, la duración de este permiso sería de tres días, con la posibilidad de ampliarlo en dos días más en caso de síntomas agudos, basándose en un certificado médico.

Desde Podemos insisten en que se trata de cubrir aquellos periodos que provoquen un dolor que incapacite, no «una leve incomodidad», afirmó la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez, también de Podemos.

Así, explicaron las fuentes, las bajas no serán asumidas por las empresas, ni se exigirá un mínimo cotizado a la Seguridad Social como en otras incapacidades temporales comunes, según la propuesta que el gobierno aprobará el martes próximo.

La ley, además, garantizará la interrupción voluntaria del embarazo en la sanidad pública y acaba con la exigencia del consentimiento paterno para las chicas de 16 y 17 años, entre otras medidas.