Tras contraponer corporaciones policiacas, Coparmex Michoacán llama a no hacerlo

En clara cercanía con el gobierno municipal, y haciendo ciertas concesiones al estatal, el presidente de la asociación pidió a la ciudadanía no llamar a la Policía Morelia para intervenir en las detenciones de la Guardia Civil

Vuelven los señalamientos contra la corporación de seguridad estatal. | Fotografía: Agencia Comunicación Gráfica

Morelia, Mich.- El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Michoacán, David Luviano Gómez, hizo un llamado a los ciudadanos a “no contraponer o enfrentar” a las corporaciones policiacas, apenas cuatro meses después de pronunciarse él mismo contra elementos de la Guardia Civil (estatal), de la mano de Alejandro González Cussi, comisionado de Seguridad Ciudadana municipal.

El empresario declaró que se podría generar un conflicto, “si alguien de una corporación detiene a un ciudadano, y este ciudadano llama a otra corporación”, doce días después de que el referido comisionado declarara que la Policía Morelia estaba comenzando a recibir este tipo de llamados para intervenir durante detenciones realizadas por uniformados estatales, ante el presunto miedo de los morelianos a ser víctimas de abusos.

En un nuevo guiño a las autoridades locales, Luviano Gómez declaró que explicaría el fenómeno el “posicionamiento de cercanía con la ciudadanía” presuntamente trabajado por Policía Morelia, aunque nuevamente llamó a los morelianos a “informarnos” en las competencias de cada nivel de gobierno en materia de seguridad, refiriendo que no le tocaría al municipio supervisar al estado.

‘De ‘exigencia urgente’ a ‘área de oportunidad’, y de ahí a ‘buena voluntad’

En una concesión al gobierno del estado, el empresario aseguró esta mañana, a ocho meses de firmado el convenio, que ya hay señales para demostrar la “buena voluntad” de este nivel para procurar la seguridad en Morelia, a saber, los “ajustes” que se han hecho en semanas recientes a las competencias de la Guardia Civil y la Fiscalía General del Estado (FGE), aunque se dieron en materia de tránsito y vialidad, y nada tienen que ver con las exigencias de hace meses.

Destacó, por el contrario, que “la policía municipal está certificada, y constantemente están haciendo una búsqueda y una revisión de los avances en materia de buen cumplimiento de los elementos”, esto sí, un presunto cumplimiento a la letra del convenio firmado por ambos niveles de gobierno “por la seguridad de Morelia” en mayo de 2023.

En las primeras semanas de septiembre del año pasado el alcalde Alfonso Jesús Martínez Alcázar desplegaba una campaña mediática para dar a conocer que había canalizado a la FGE, hasta entonces, alrededor de 90 denuncias ciudadanas en contra de presuntos abusos de la Guardia Civil, por lo que exigía al estado la depuración de policías y que todas sus patrullas contaran con placas.

En ese contexto, Coparmex y otras asociaciones con presencia en Michoacán, se dieron cita con el comisionado municipal para sumarse a la exigencia en calidad de “urgente”, donde denunciaron que habrían sido víctimas, tres de ellos mismos, de “asaltos” por parte de la corporación estatal.

David Luviano declaraba que “no podemos asegurar que hoy día gozamos de esa seguridad”, y que entre la ciudadanía habría una percepción de “indefensión” que se acentuaría en la medida que “quienes deberían procurar la seguridad son quienes los agreden”.

A pesar de que nunca se llevó a cabo el encuentro que solicitaron con las partes, ni se dio respuesta a las siete “propuestas” que presentaron en ese momento, el tono de la exigencia bajó al menos desde noviembre de 2023, pues el propio Luviano Gómez dejó de hablar de una exigencia “urgente” y comenzó a hablar de “áreas de oportunidad” con visos de buena voluntad.