Inicio Opinión Dejar de servir…

Dejar de servir…

AMLO en el Zócalo capitalino el 1 de diciembre de 2021. | Fotografía: Archivo.

“La debilidad entre los hombres es tal que a menudo es preciso que obedezcamos a la fuerza; es necesario contemporizar, no podemos ser siempre el más fuerte”… “Los tiranos cuanto más roban, más exigen; cuanto más arruinan y destruyen, más se les da; cuanto más se les sirve, tanto más se consolidan y se vuelven más fuertes y más fríos para aniquilar y destruirlo todo; y si no se les da nada, si no se les obedece, sin combatir, sin atacar, se quedan desnudos y derrotados y no son ya nada; sino que, como la rama, al no tener la raíz savia y alimento, se queda seca y muerta”… “La libertad es un bien tan grande y placentero que, una vez perdido, todos los males se suceden, e incluso los bienes que se conservan pierden enteramente su gusto y sabor, corrompidos por la servidumbre”… “Incluso los bueyes bajo el peso del yugo gimen, y los pájaros en la jaula se quejan”… “Hay tres especies de tiranos: unos tienen el reino por elección del pueblo, otros por la fuerza de las armas, otros por la sucesión en si linaje”… “Ciertamente, todos los hombres, mientras tengan algo de hombre, en lo que respecta a dejarse someter, es preciso una de dos, que sean coaccionados o engañados”… “Las personas se vuelven, bajo los tiranos, cobardes y débiles”… “La primera razón de la servidumbre voluntaria es la costumbre”… “Es increíble cómo el pueblo desde el momento en que es sometido cae tan repentinamente en un tal y tan profundo olvido de la libertad, que no es posible que se despierte para recuperarla, sirviendo tan francamente y tan voluntariamente que se diría, al verlo, que no ha perdido su libertad, sino ganado su servidumbre”… “Es verdad que al principio se sirve por coacción y vencido por la fuerza; pero los que vienen después sirven sin queja y hacen voluntariamente lo que sus antecesores habían hecho por coacción”… “Aprendamos pues por una vez, apendamos a actuar bien; elevemos los ojos hacia el cielo, ya sea por nuestro honor ya por el mismo amor a la virtud, o ciertamente, para hablar con sabiduría, por el amor y honor de Dios todo poderoso”

Tomado del “DISCURSO DE LA SERVIDUMBRE VOLUNTARIA” de Étienne de La Boétie (1548), como una reflexión en la víspera de la elección más importante en México…

Salir de la versión móvil