Policías estatales acusan represalias tras las movilizaciones

Señalan hay elementos de otras regiones del estado en unirse a la protesta, pero no han recibido su permiso para tomar su día franco (descanso).

Policías estatales temen ser desalojados por sus compañeros del Agrupamiento para el Restablecimiento del Orden Público (AROP). | Fotografía: Omar Ángel Chávez

Morelia, Mich.- Elementos de la Guardia Civil de Michoacán inconformes con sus condiciones laborales, mantienen bloqueado, por segundo día consecutivo, el Periférico de Morelia en el segmento surponiente, a la altura de la Secretaría de Seguridad Pública de Michoacán (SSP).

Según una policía que pidió permanecer en el anonimato, se refrendan las demandas iniciales de aumento salarial y la destitución del titular de la SSP, José Alfredo Ortega Reyes, pero aumentaron aquellas relacionadas con el “bono Banbajío”, una compensación de 5 mil 500 pesos al mes por los riesgos que conlleva el desempeño de las labores operativas.

Ayer, al inicio de la movilización que implicó también el cierre de las instalaciones de la Secretaría, se pedía el pago de los adeudos, correspondientes a un descuento presuntamente injustificado de entre 10 y 40 por ciento, según expusieron.

“Ya subimos la exigencia a que nos paguen 12 mil. Ayer vino la diputada Margarita [López Pérez] y nos enseñó un papel de los millones que se dan cada año para que nos paguen, entonces no sabemos por qué no nos pagan, basta y hasta sobra”, dijo la entrevistada este miércoles 12 de junio.

En contra de la exigencia de cero represalias tras su manifestación, señaló también que hay elementos de otras regiones del estado que expresaron su simpatía a las demandas, los mismos que, hoy, no han recibido el permiso requerido para tomar su día franco (de descanso), por lo que no pueden abandonar los cuarteles en que se encuentran.

“Como 50 o más, yo creo, están privados de su libertad, están secuestrados”.

A ello se suma la preocupación de ser desalojados por compañeros del Agrupamiento para el Restablecimiento del Orden Público (AROP), a quienes pidió hacer reflexión y unirse a una causa que también los beneficiaría.

Hasta el momento no se ha prestado al diálogo José Alfredo Ortega, ayer, porque se encontraba presuntamente en Coalcomán, razón por la cual los inconformes esperan poder dialogar el día de hoy con él.

Mientras no se llegue a un acuerdo en los nuevos términos, aseguró la entrevistada en voz de los manifestantes, las vías de comunicación no serán liberadas.

Además de las señaladas, los quejosos demandaron también ser dotados de equipamiento de seguridad (armas, chalecos y municiones), cuya gestión, según se respondió el día de ayer, podría tardar hasta 16 meses por procedimientos burocráticas.