Costo de manutención de migrantes en la frontera sur se triplica

La zona limítrofe con Guatemala es la puerta de entrada de cientos de miles de migrantes. | Fotografía: Archivo

Morelia, Michoacán.- La inflación y el flujo migratorio provocaron que el costo de mantener a un migrante varado en la frontera sur de México se triplicara, según un cálculo de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) en Tapachula, Chiapas, donde grupos ciudadanos dicen asumir este gasto ante la inacción del Gobierno.

De acuerdo con datos de EFE, el costo para sostener a un migrante asciende ahora a mil 200 pesos diarios, un 200 por ciento más de los 400 pesos de 2016, antes del comienzo de las caravanas migrantes, indicóJorge Zúñiga Rodríguez, presidente de la Canaco en Tapachula.

“Es básicamente el costo de hospedaje, aunque sea en una base migratoria tiene un costo que absorbe: los alimentos, el tema de la salud, el transporte y este tipo de cosas, y en el caso de los municipios el tema de los servicios tiene un costo”, señaló Zúñiga Rodríguez.

El hecho refleja dos fenómenos: por un lado, el que la inflación subió en junio al 4.98 por ciento, con lo que hiló cuatro meses al alza y cerró el primer semestre de 2024 en su nivel más alto del año, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Y, por otra parte, la migración irregular interceptada por México subió cerca del 650 por ciento interanual hasta un récord de casi 1.4 millones de enero a mayo, según informó el Instituto Nacional de Migración (INM) en junio.

La situación impacta a organizaciones civiles en Tapachula, donde denuncian que ellas atienden a los migrantes ante la omisión del Gobierno, como el albergue Todo Por Ellos, uno de los más grandes de la frontera.

Lorenza Reyes, directora del refugio, señaló que al día se gastan mil pesos diarios tan solo en una comida para los migrantes.

“Este albergue vive de la ayuda de las personas de buen corazón mexicanas, vienen aquí y dicen: mire, esto trajimos para el albergue. Aquí se les da hasta ropa, zapatos, tengo un amigo que me apoya con la renta (alquiler) del albergue”, expuso a EFE.

La activista confesó que la cantidad de migrantes que hay ahora es abrumadora para agrupaciones ciudadanas de la frontera sur.